5 tips para conectarte con tu bebé

Cómo afianzar el vínculo y disfrutar juntos de su crianza, desde el baño, la lactancia y el contacto piel a piel.

La conexión madre e hijo se establece desde el nacimiento. Foto: Archivo Atlántida / Para Ti Mamá
La conexión madre e hijo se establece desde el nacimiento. Foto: Archivo Atlántida / Para Ti Mamá

Aprender a conocernos, entendernos y conectarnos con nuestro pequeño, es una misión única y un desafío amoroso que arranca desde que nace. Según la psicóloga Analía Mitar, al principio el vínculo está dado más por lo físico –a través de la piel y la mirada– y la gran conexión es a través de la boca, ya sea porque le damos la teta o la mamadera.

A partir del tercer mes aparece su sonrisa y funciona como puente con nosotras. Desde el séptimo y octavo mes, o por la incorporación del bebé en el aprendizaje de ciertas palabras y del reconocimiento de su nombre, el lenguaje también pasa a formar parte de la conexión. Entonces, la mejor manera de vincularnos con nuestro bebé, es a través de lo físico y de lo emocional. Por eso la especialista recomienda:

Ponelo sobre tu corazón. Lo estuvo escuchando durante los nueve meses de gestación y ya conoce su sonido. Al ponerlo arriba de tu pecho, el ritmo cardíaco lo tranquiliza y a su vez hace que te sientas poderosa por poder calmarlo. Aprovechá ese momento para abrazarlo y besarlo, herramientas básicas como vehículo del amor.

Al ponerlo arriba de tu pecho, el ritmo cardíaco lo tranquiliza y a su vez hace que te sientas poderosa.

* Leele cuentos. Son fundamentales para la conexión –además de estimularlos para la lectoescritura– ya que el niño puede, a través del relato, ir aprendiendo lo que es una secuencia de acciones y a saber esperar. Esta es una herramienta para profundizar aún más el lazo madre-niño.

* Ofrecele movimientos rítmicos. Acunarlo o sacarlo a pasear en auto son buenas ideas para generar en el bebé la sensación de estar en el útero nuevamente –por el parecido al movimiento rítmico de cuando caminabas con panza– y esto refuerza la conexión por sí mismo.

* Dale la teta. El vínculo es a través de la mirada, del contacto piel a piel y del contacto teta-boca. Esto genera una unión emocional y psicológica de contención y cuidado, además de satisfacer las necesidades básicas del bebé, como alimento y amor. Si por alguna razón la lactancia no es una opción, también podés lograr una conexión emocional al darle la mamadera.

* Bañalo. Por el contacto con el agua, el niño siente que vuelve, de alguna manera, al útero materno y esto lo hace sentir más cerca tuyo.

Por Carolina Koruk / Asesoró: Analía Mitar, psicóloga especialista en Crianza, directora de Familyhold, M.N. 17.818.

LEA MÁS:

Últimas Noticias

Naftali Bennett pidió a Estados Unidos que fin de inmediato a las negociaciones sobre el programa nuclear iraní

El primer ministro de Israel mantuvo una conversación telefónica con el secretario de Estado norteamericano, Antony Blinken. En la misma le expresó también su oposición al levantamiento de las sanciones al régimen teocrático

El crudo relato de una judoca tras el ataque de su pareja que conmociona a Francia: “Pensé que me iba a morir”

La campeona olímpica Margaux Pinot mostró su indignación en las redes después de que el Tribunal decidiera absolver a Alain Schmitt por falta de pruebas

Japón levantó la suspensión de reservas de vuelos internacionales que había impuesto por temor a la variante Ómicron

El Gobierno nipón había propuesto la medida este miércoles, pero ahora el portavoz del Ejecutivo confirmó que todas las aerolíneas podrán ofrecer pasajes con destino al país asiático hasta finales de diciembre

El Reino Unido aprobó el tratamiento de GSK con anticuerpos monoclonales contra el coronavirus

El cóctel sería eficaz contra la variante Ómicron, según afirmó el laboratorio. En los ensayos mostró que reduce en 79% el riesgo de hospitalización y muerte en adultos sintomáticos de alto riesgo

Vacuna de AstraZeneca: científicos descubren el posible desencadenante de los trombos poco frecuentes

La formación de coágulos de sangre es un efecto adverso raro y poco habitual. Una nueva investigación detectó el mecanismo que puede producirlos y explicó por qué son casos aislados
MAS NOTICIAS
TE PUEDE INTERESAR