Le pusieron Charles por Darwin, Smoke porque sus detractores dicen que es un vendedor de humo que logró ubicar a Donald Trump como presidente de los Estados Unidos y Dickinson porque todos tenemos un apellido y su padre se llamaba Dickinson, al igual que su abuelo y así. Como sea, este señor que pinta canas no tiene reparos a la hora de hablar del revuelo que generó Lavagna estos días. "Acá hay dos claros ganadores: por un lado está Nike, ya que se ve claramente la pipa en las medias y, por el otro, mi amigo Robert" (se conocen de cuando estudiaron juntos economía en la Universidad de Chicago). "Robert is a genius", repite a quien quiera escucharlo. "¿Saben lo que cuesta que todo un país hable de un candidato hoy en día por algo que no sea un escándalo? Ustedes dirán que estar en boca de todos por un hecho vergonzoso como el uso de medias con chancletas es un error y es preferible que nadie diga nada. Pero la política no funciona así y tengo ejemplos en todo el mundo que lo avalan".

El arte de la elegancia de Jean Cartier presenta a Roberto Lavagna y a Miguel Angel Pichetto a punto de bajar por las escalinatas de la pasarela de… “Pará, pará… ¿ése que está ahí es Lavagna en soquetes y chancletas frente a la prensa? Un arriesgado”
El arte de la elegancia de Jean Cartier presenta a Roberto Lavagna y a Miguel Angel Pichetto a punto de bajar por las escalinatas de la pasarela de… “Pará, pará… ¿ése que está ahí es Lavagna en soquetes y chancletas frente a la prensa? Un arriesgado”

La verdad que quedamos intrigados por saber quiénes fueron los que alcanzaron la presidencia haciendo papelones semejantes. "Pero vamos muchachos, está lleno de ejemplos. Donald Trump hace uno por día en Twitter y otro en la vida real. Desde la época de campaña que nos sentamos a elegir cuál será la próxima provocación que sacuda al mundo. Hoy vamos con el muro en la frontera de México, mañana echamos tres periodistas de la conferencia de prensa, pasado le declaramos la guerra comercial a China y explotan todos los mercados del mundo. Pero en algún momento se terminan los temas grandilocuentes y hay que volver a las fuentes porque la gente se cansa del ruido. Por eso, cuando vi la foto de Robert con el modelo de Lord Cheseline -muy veraniegos ambos- me dio una mezcla de envidia y admiración. Lo llamé para felicitarlo por la osadía", dispara el asesor estrella de Donald Trump, quien planea visitar nuestro país para ayudar en la campaña de su amigo de juventud, a pesar de que su jefe le prohibió hacerlo. "Donald es muy cercano a Mauricio, quien también me cae bien. Estoy en ese dilema".

Mauricio Macri no pudo viajar a la asunción de Maduro pero se hizo presente en Santa Cruz. “Yo no viajé al futuro pero sí al presente y vine a ver cómo se vive en Venezuela en plena Argentina. La felicito a Alicia por este estado socialista rodeado de pingüinos”
Mauricio Macri no pudo viajar a la asunción de Maduro pero se hizo presente en Santa Cruz. “Yo no viajé al futuro pero sí al presente y vine a ver cómo se vive en Venezuela en plena Argentina. La felicito a Alicia por este estado socialista rodeado de pingüinos”

Hablando de Mauricio Macri y su cercanía con Trump, queremos saber su opinión al respecto. "Mauricio me sorprende porque cuando uno cree que está perdido, te saca un G20 y los pone a todos a bailar al ritmo de la economía de mercado. O lo que hizo el otro día con Alicia Kirchner, el bastión de la resistencia kirchnerista que no pisó durante sus 3 años de gestión. El tipo apareció de golpe, sorteó a unos manifestantes que parecían un grupo de autoayuda populista al son de consignas setentistas en su contra, mientras le agradeció a la gobernadora por parar el viento de la Patagonia, le explicó que todo lo que está haciendo ella es lo que está mal en la faz de la tierra, festejó en su cara el 47% de inflación durante el 2018 como el fin de una era desastrosa creada por su cuñada y de ahí voló a Brasilia con el fin de reunirse con Jair Bolsonaro, a quien debería agradecerle su irrupción en la escena política, ya que al lado del presidente de Brasil, Macri parece Laclau".

El argentino es jodido. El pobre D’Elía fue a manifestarse por la detención de Milagro Sala y le dijeron de todo por esa foto en la Pelopincho “Si no liberan a Milagro, por lo menos liberen a Willy”. Otro se alegró porque “finalmente se pegó un baño”. Y así.
El argentino es jodido. El pobre D’Elía fue a manifestarse por la detención de Milagro Sala y le dijeron de todo por esa foto en la Pelopincho “Si no liberan a Milagro, por lo menos liberen a Willy”. Otro se alegró porque “finalmente se pegó un baño”. Y así.

La verdad es que no sabemos hasta qué punto conoce la realidad de nuestro país, de ahí que optamos por mostrarle la foto del dirigente social Luis D'Elía en la pileta inflable, simplemente para conocer su opinión. "¿Ven? Esta es la diferencia de la que les hablaba. Si Lavagna aparece como lo vimos todos, es un lord en soquetes y pantufllas. En cambio este señor manifestando por una dirigente social condenada hasta por la revista Billiken, posando con el torso desnudo producto de años de achuras, morcillas, chorizos y arañita jugosa, demuestra que en este país el hambre lo tienen los honrados que trabajan de sol a sombra. Impresentables así, que en sus ratos libres hacen pactos con dictaduras como Irán, son la vergüenza de un partido político con baja tolerancia a la lactosa y a las frustraciones, como el peronismo. De este árbol caído, el primero que hace leña es el presidente Macri, cuyo asesor Durán Barba es una eminencia en eso de poner a los populistas a trabajar para sus candidatos".

“Arriba las manos, Néstor. Devolvé los 36 mil millones de dólares que se robaron con la obra pública, porque la mayoría los hiciste con Odebrecht” a lo que el presidente le respondió “Soy Mauricio, pero si querés te paso el teléfono de Marcos Paz y te atiende De Vido”.
“Arriba las manos, Néstor. Devolvé los 36 mil millones de dólares que se robaron con la obra pública, porque la mayoría los hiciste con Odebrecht” a lo que el presidente le respondió “Soy Mauricio, pero si querés te paso el teléfono de Marcos Paz y te atiende De Vido”.

Macri inició su primera gira del año con pocas expectativas sabiendo que a Bolsonaro no le importa el Mercosur, mientras su par brasileño piensa que "Olhos de cielo" -como le dicen en el Planalto- pierde el tiempo aplicando ese gradualismo blandengue que hace peligrar su reelección. Pero en la política como en el amor  la química es todo y ambos tuvieron una conexión a primera vista que los hizo unir fuerzas para diseñar una estrategia que podría influir en los destinos del mundo. Por un lado, Bolsonaro le propuso invadir Venezuela piloteando él mismo un tanque de guerra, a lo que Macri no sólo no se opuso sino le ofreció 10 millones de personas que reciben planes sociales para que lo acompañen y, ya que están, se queden a vivir en Caracas. "Es que estoy necesitando, subir el PBI de alguna forma y esta es una oportunidad fantástica. Vos te hacés de una fuerza de choque y yo me ahorro 300 mil palos al año". Rápidamente Patricia Bullrich y su par comenzaron a diseñar el plan llamado "Voçé gana. Eu tambein" Al final de la gira, Bolsonaro lo despidió con una frase inesperada "Tenha cuidado com Lavagna. Um candidato em meias e chinelos é muito perigoso".