Microcentro: cómo es el proyecto de créditos para comprar o alquilar que impulsa el Gobierno porteño

Enviará un proyecto a la Legislatura para evitar el deterioro de una de las zonas de la ciudad más afectadas por la pandemia. También incluye la urbanización de un predio de Irsa en la Costanera Sur

El microcentro porteño, uno de los barrios más afectados por la pandemia (Foto: Franco Fafasuli)
El microcentro porteño, uno de los barrios más afectados por la pandemia (Foto: Franco Fafasuli)

En los próximos días, el Gobierno porteño enviará a la Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires un proyecto de ley que incluye la creación de un Fondo de Desarrollo Urbano Sostenible (Fodus) que se destinará a financiar proyectos en la zona sur de la ciudad y en el microcentro, el área de la ciudad más afectada por la pandemia. Entre ellos, créditos para la compra y el alquiler de viviendas. El patrimonio del fondo estará constituido por los ingresos que se obtengan de lo recaudado por el pago de los derechos para el desarrollo urbano y contraprestaciones provenientes de convenios urbanísticos, según adelantaron desde el Gobierno porteño, que administrará el fondo en conjunto con el Banco Ciudad.

“Se generarán nuevos instrumentos para facilitar el acceso a la compra y el alquiler de viviendas. Se lanzará una línea de créditos hipotecarios que serán emitidos por el Banco Ciudad y estarán orientados a la compra, construcción y el alquiler de viviendas dentro de las áreas prioritarias”, señalaron, en alusión al Microcentro y a los barrios de la zona sur.

“El requisito será tener un ahorro previo y el Fodus financiará el porcentaje restante. Una proporción de este monto será subsidiada y otra proporción será devuelta con un interés”, anticiparon desde el Gobierno de la Ciudad. También habrá créditos para los propietarios que quieran adecuar una vivienda dentro de las zonas prioritarias.

infobae

En ese caso está orientado a las oficinas del centro porteño que hoy están en desuso —muchas quedaron vacías en el marco de la pandemia y la expansión del teletrabajo— y pueden transformarse en viviendas, especialmente para el segmento de los jóvenes y de los adultos mayores, para los que puede ser atractivo vivir en el centro de la ciudad. El macro y microcentro porteño está delimitado por las avenidas Santa Fe, Leandro N. Alem, Paseo Colón, San Juan, Entre Ríos y Callao.

El objetivo del Gobierno porteño es transformar el microcentro en un barrio para vivir, con una amplia variedad de usos, espacios públicos, escuelas y comercios de cercanía. Con el subte y el Metrobus, la zona es, además, una de las más conectadas de la ciudad y con gran oferta cultural, comercial y de servicios. “Los que transformen oficinas en viviendas van a tener un incentivo”, dijo Alvaro García Resta, secretario de Desarrollo Urbano.

Las oficinas representan el 60% de la ocupación del centro de la ciudad, mientras que el resto se reparte en 20% para uso comercial y 20% destinado a viviendas particulares

“Es un modelo de ciudad de 15 minutos, donde las personas no deban trasladarse más allá de ese tiempo para resolver sus necesidades cotidianas. Para nosotros ahora es ese el concepto. La pandemia nos sorprendió con los deberes hechos en la zona, con peatonales, iluminación, espacio para bicicletas. Es el momento de profundizarlo”, explicó García Resta. Y destacó que el objetivo es que los barrios de la ciudad tengan una mixtura de usos, con equilibrio.

Antes de la pandemia, el microcentro era una de las zonas más transitadas de la ciudad por el flujo de las oficinas, comercios y turistas. Sin trabajadores —que cambiaron su modalidad hacia el teletrabajo— y sin turistas, la zona quedó desolada y corre el riesgo de degradarse si no logra recuperar su movimiento. Las oficinas representan el 60% de la ocupación del centro de la ciudad, mientras que el resto se reparte en 20% para uso comercial y 20% destinado a viviendas particulares.

infobae

Entre las medidas que se impulsarán en la zona, se destacan:

- Promover la oferta de inmuebles con destino a vivienda. Y la adaptación de los edificios existentes usos mixtos (oficinas y residenciales). La ley contempla beneficios para quienes inviertan en esas reformas.

- Puesta en valor del patrimonio cultura y del paisaje.

- Incentivar el alquiler de inmuebles comerciales a micro y pequeñas empresas en áreas de alto tránsito comercial.

- Consolidar la actividad comercial, gastronómica, artística y cultural.

- Ampliar el horario de actividad comercial, gastronómica, artística y cultural.

Por otro lado, entre los proyectos que se enviaran a la Legislatura porteña está la urbanización del predio de la empresa Irsa en la Costanera Sur. Se trata de un predio de 71 hectáreas en total que está en desuso hace más de 30 años y que se convertirá en un espacio de viviendas, locales comerciales y gastronómicos con un parque público de 47 hectáreas.

“Buscamos promover la mixtura de usos, comercios, viviendas, actividades culturales y servicios. Si un barrio tiene un uso muy preponderante cuando eso se pone en jaque, el resto de las actividades no puede ser solidario. Después de un año y medio cambiaron mucho los hábitos y la situación económica de la ciudad. Este plan responde a los desafíos que vienen”, destacó García Resta.

El acuerdo será tratado en la Legislatura, según anticipó García Resta. Como contraprestación, la Ciudad obtendrá 67% del predio que se convertirá en espacio verde y público, el mantenimiento del parque por 10 años, las obras de infraestructura necesaria para la urbanización de la zona, entre otras.

El proyecto de ley contempla ajustes a la normativa vigente para el predio, para ampliar sus usos y poder desarrollar la zona, hoy inaccesible. El parque público abarcará 478.000 metros cuadrados y la urbanización será de 237.000 metros cuadrados. Si bien se mantiene la superficie edificable permitida por el Código Urbanístico, la altura se ampliará de 12 metros a 98 metros. “Los 98 metros son el límite, que no es un problema en esta zona de la ciudad. Va a ser un masterplan con muchas alturas”, aclaró García Resta.

SEGUIR LEYENDO:

Últimas Noticias

Cerca del mundanal ruido: cuáles son los pros y los contras de residir sobre las avenidas porteñas

Habitar una vivienda sobre una arteria principal de un barrio o zona permite estar más cerca de áreas de servicios y transportes, pero tiene también sus desventajas. Qué ocurre con las cotizaciones. Corredores con y sin prestigio

Las fábricas pyme terminaron 2022 con una leve mejora, pero alertan por la suba de costos y la falta de insumos

Según un informe privado, la pequeña y mediana industria mejoró 2,3% el año pasado en comparación con 2021. Informes oficiales y privados muestran que a nivel general la producción fabril frenó hacia fin de año

Momento de oportunidad en CABA: en los últimos dos años el precio en dólares de las viviendas usadas cayó 32 por ciento

Un registro del que participan 23 inmobiliarias brinda rica información sobre características de las unidades en venta, perfil de vendedores y compradores y simultaneidad o encadenamiento de las operaciones, entre otras cuestiones

Cuáles son los departamentos porteños que más se venden y las consecuencias del “efecto apuro”

Nuevo informe del Registro de Operaciones Inmobiliarias precisó que los departamentos con balcones y sin cocheras lideraron las preferencias de compra en 2022. Los precios cayeron un 42% en cuatro años

Coparticipación federal: vaivenes, ganadores y perdedores del reparto de fondos en los últimos 30 años

Un estudio del Iaraf analiza la evolución en el reparto de los recursos en función de las modificaciones legales y las decisiones de los sucesivos gobiernos nacionales
MAS NOTICIAS