El derrumbe de la actividad económica que provocó la mayor sequía en 50 años, junto a la severa contracción del consumo de las familias, y el cambio del escenario internacional para la deuda argentina, determinó que en el segundo trimestre de 2018 se registrara un nuevo salto de la tasa de desempleo, a un nivel que no se veía desde el tercer trimestre de 2006, cuando aún no  había sido intervenido el Indec.

Según la Encuesta Permanente de Hogares del Indec, la suba del desempleo a 9,6% de la población económicamente activa, fue la más alta en 12 años, para ese período.

El factor clave fue el notable incremento de la oferta de trabajadores que se sumaron al mercado, a un a tasa que duplicó el crecimiento de la demanda de empleo total, en comparación con un año antes.

En los últimos 12 meses la oferta de trabajadores se elevó en 398 mil personas, más de 100 mil superior al crecimiento del total de la población, pero el mercado de trabajo generó sólo 247 mil empleos netos

La Encuesta Permanente de Hogares en 31 aglomerados urbanos del país, sobre una población total de 27,8 millones de personas, registró sendos incrementos de unas 400 mil personas de trabajadores que buscaron ocuparse, mientras que el mercado se elevó en 247 mil

Pese a la contracción de la actividad agregada y el freno de la obra pública, el organismo oficial de estadística detectó en el período la incorporación de 398 mil personas al mercado de trabajo en los 31 aglomerados urbanos que concentran algo menos de do0s tercios de la población total, mientras que la demanda de empleo en todas sus formas, en blanco y en negro, como asalariado e independiente, se incrementó en 247 mil personas.

El mercado de trabajo absorbió en los últimos 12 meses el 62% del incremento de la oferta laboral

El mercado de trabajo absorbió en los últimos 12 meses el 62% del incremento de la oferta laboral, equivalente a casi una vez y media la tasa de empleo que fue del 41,9% de la población total en el universo relevado.

La tasa de desempleo se elevó a 10,8% en la franja femenina, 1,3 puntos porcentuales superior a la de un año antes, mientras que en el caso de los varones subió de 8,2% a 8,7% de la población económicamente activa de ese género.

Mientras que por franja etárea si bien creció en todos los segmentos, se afirmaron las tasas de dos dígitos altas en las mujeres de 14 a 29 años, con una proporción superior a 1 cada 5 (21,5%); y en los varones entre esas edades, a 1 de cada casi 6 (17,3% de la PEA).

Con respecto al tiempo de búsqueda de empleo, el Indec detectó que "12,8% de los desocupados hicieron búsquedas en menos de un mes, lo que representa un incremento de 1,4 puntos porcentuales con respecto al peso relativo en el trimestre previo. En el otro extremo, los desempleados con tiempos de búsquedas de 6 a 12 meses aumentaron su participación de 10,1% a 14,1%, mientras que aquellos que superaron el año disminuyeron su peso relativo, con porcentajes que bajaron de 39,3% a 31,7%, en el período reseñado".

Seguí leyendo: