El mediocampista del Milan aceptó no haber llegado en la mejor forma física al Mundial (Foto: AFP)
El mediocampista del Milan aceptó no haber llegado en la mejor forma física al Mundial (Foto: AFP)

La última imagen de Lucas Biglia con la camiseta de la Selección no quedó asociada a un recuerdo agradable: se dio en la eliminación en octavos de final del Mundial de Rusia frente a Francia, a la postre, el campeón. Luego, al igual que Javier Mascherano, decidió dar un paso al costado "para darles lugar a que crezcan los chicos que venían atrás". El mediocampista del Milan, de 33 años, rompió el silencio y habló de lo sucedido en la Copa del Mundo. El ex Argentinos e Independiente realizó una profunda autocrítica.

"Pasó el tiempo para que hablara porque estábamos doloridos, duele, para muchos fue la última oportunidad. A veces en el dolor podés decir cosas que están mal, es bueno dejar pasar el tiempo y después sí dar la cara. Llegamos mal al Mundial, no estuvimos a la altura. La ilusión era grande porque veníamos de una final, de dos finales de la Copa América, pero no llegamos de la mejor manera; llegamos golpeados", sorprendió con su profunda sinceridad.

"Sabíamos que Islandia, Nigeria y Croacia eran complicados. Cuando encontrás selecciones consolidadas y vos no llegás en el mejor momento, es difícil, por más que tengas a los mejores en los mejores campeonatos; cuesta mucho lo colectivo", justificó.

Biglia realizó una detallada descripción de lo que sucedió en la intimidad de la Selección tras la dura derrota 3-0 ante Croacia, que le abrió la puerta al "doble comando" en el combinado nacional, entre los referentes y el entonces entrenador Jorge Sampaoli. El futbolista del Milan plantea que fue una búsqueda conjunta para salir adelante.

"Se pierde contra Croacia, ya veníamos del partido con Islandia; empezar ganando es importantísimo y fue una decepción. Nos tocó un equipo duro, que juega un grandísimo fútbol, cambiamos el sistema para encontrarle la vuelta, pero en el segundo tiempo fue muchísimo mejor que nosotros. Y post partido había que esperar Nigeria-Islandia, nadie se imaginaba volverse en la fase de grupos. Al otro día, con el resultado, nos juntamos y dijimos: 'Muchachos, esta oportunidad no la podemos dejar pasar'. Es simple, fue una reunión de gente que quería avanzar. Algo normal en un plantel con ambición, aunque no estábamos en el mejor momento", prologó en la entrevista con radio La Red.

"Con el cuerpo técnico fue una relación abierta, la decisión la tomaba Jorge y se hablaba si había algo para mejorar o si el equipo no llegaba a dar lo que esperaba el cuerpo técnico; nada del otro mundo. El problema fue después de Croacia. En la conferencia con Javier (Mascherano), salir a desmentir un montón de cosas. Veíamos que la cosa venía mal, y tener que salir a desmentir y afrontar preguntas que no tienen que ver con lo futbolístico, te va complicando todo, y a nivel moral es duro. No ayudó en nada. Después, tuvimos la suerte de pasar y nos encontramos con un equipo que nos superó y fue un gran campeón", continuó.

"Fue una charla donde estuvo el cuerpo técnico y el presidente de la AFA, Chiqui Tapia, que quiso ser parte y nos pareció correcto. Planteamos hacer las cosas más simples en ese momento. Después, con todo lo que pasó, a nivel emocional se pagó un costo muy grande, y el desgaste se notó en el segundo tiempo con Francia. Si hubiésemos estados más completos físicamente no sé si no llegábamos al alargue. Se terminó de una manera que a nivel personal no me gustó nada, cerrar la puerta de algo que me hizo feliz mucho tiempo fue duro", apuntó.

Biglia dijo que, en el Mundial, tras el duelo ante Croacia, hubo una “relación abierta” con el cuerpo técnico
Biglia dijo que, en el Mundial, tras el duelo ante Croacia, hubo una “relación abierta” con el cuerpo técnico

LAS MEJORES DEFINICIONES DE LUCAS BIGLIA 

Su férrea defensa a Lionel Messi ante las críticas

"Tengo que sentir o leer, que Messi se fue a un cumpleaños y no fue a la Selección, que Messi lo otro, estoy podrido de escuchar boludeces. ¿Ustedes piensan que Messi, si no quisiera estar en la Selección, seguiría yendo con todos los palazos que recibió?"

"Lo que dijo Ruggeri puede ser –en relación a la crítica a la Pulga por no estar ante Marruecos– él fue jugador, tuvo la suerte de jugar un Mundial, pero qué se yo, este chico está cada tres días viajando y jugando, qué se yo… No se va a una fiesta, está con la familia, la mujer y los tres hijos, para volver a cargar energías, yo lo dejo que se vaya…".

"¿Qué querés que te diga sobre los que dicen que Messi armó la lista para el Mundial? ¿Quién es el que lo dice? A veces metemos en la bolsa a todos los periodistas y muchos en el periodismo no tienen la culpa".

"En la Selección, por H o por B, sufrís. Me gustaría estar en la cabecita del 10, mirá que le han pegado palos, pero se sigue levantando con ganas".

¿Estaba en condiciones físicas de jugar el Mundial?

"Con el diario del lunes, qué se yo. Si vos me preguntás a mí, yo llegaba con una lesión a lo último, no en las mejores condiciones físicas. Ya lo dije al principio. No necesito que me lo diga nadie. No estuve a la altura. Soy consciente, Lo admito y lo digo. Pero uno ir al Mundial".

La decisión de retirarse de la Selección y la comparación con Mascherano

"Lo de Javi… Él lo tenía decidido, es tan correcto que ya sabía que su final era ese Mundial, había sido criticado injustamente. Mascherano, en un equipo como el de hoy, vendría de 10. Y lo mío lo venía hablando con él, tenemos una manera de ver el fútbol parecida. Cuando sentís que no tenés nada para dar, que el próximo objetivo queda lejos; para ocupar un lugar por ocupar un lugar, lo más correcto era abrirles a las puertas a los chicos que vienen, darles cuatro años de crecimiento con una camiseta que pesa un montón, para que puedan llevarla lo más arriba posible. No fue calentura".

Su charla con Scaloni para que evaluara no retirarse de la albiceleste

"Después del Mundial, me fui de vacaciones unos días, venía de un año malo con el club, necesitaba desconectar. Cuando volví a Argentina y empecé a entrenarme, porque después de tal decepción no tenés ganas de nada, me llegó un mensaje de él. Me preguntó si realmente estaba convencido de la decisión que había tomado. Que si lo estaba, él la respetaba y, si no, veía si entraba en los planes".

La Copa América 2019

"Teniendo una figura como Messi, ¿cómo salís a decir que Argentina no va a ganar la Copa América? ¿Agüero, Otamendi, Dybala, van a ir a la playa a tomar sol?".

Su furia contra los memes

"Alemania va a llegar al Mundial con Löw con 14 años de Selección -en realidad serán 16-. ¿Nosotros a cuántos técnicos tuvimos en 14 años? ¿Cómo podemos crecer si se te ríen de los jugadores y buscan cualquier chiste para hacer reír a cualquier tonto en las redes sociales? ¿Cómo crecemos? Hay memes que van con una desgracia. Un jugador que la rompe en su equipo, viene a la Selección y tiene la desgracia de lesionarse. Ángel (Di María) contó que está con un psicólogo por la presión. Pero salen igual".

¿Cómo van a ser recordados?

"No sé. Como la generación dorada no, tal vez como la generación plateada plateada. Román (Riquelme) la otra vez dijo algo después de la final de la Libertadores: hay que llegar a la final".

SEGUÍ LEYENDO: