En Núñez parecían haber digerido la idea de perder la localía en el Monumental en el trascendental compromiso frente a Boca por la revancha de la Copa Libertadores. Pero en su arribo a España, River recibió una noticia que generó mucho malestar.

"Falta que le pidan a la Conmebol arrancar ganando 1 a 0 el domingo", fue lo que vociferó un integrante de la delegación después del arribo del contingente millonario a Madrid.

¿Por qué dijo eso? Es que el ente que regula al fútbol sudamericano informó a cada club el lugar que ocupará en el estadio Santiago Bernabéu el próximo domingo. Será Boca el que utilizará las instalaciones del vestuario local, a la vez que sus hinchas se ubicarán en los sectores donde habitualmente están los fanáticos del Real Madrid.

En el búnker riverplatense creen que estos detalles eran los últimos que faltaban para terminar de perder la localía por completo. El enojo con los dirigentes de la Conmebol se agrandó después de conocer esta noticia.

SEGUÍ LEYENDO