Por año se estima que mueren cerca de 1.400.000 personas por hepatitis agudas y complicaciones de las hepatitis crónicas. Aunque hubo grandes avances en la lucha contra estas enfermedades aún queda mucho por hacer.

El término "hepatitis" significa inflamación del hígado, órgano vital que procesa los nutrientes, ejerce una función desintoxicante y sintetiza proteínas. Cuando el hígado está inflamado o dañado su función puede verse afectada. En la mayoría de los casos esta enfermedad es provocada por un virus de hepatitis A, B, C, D y E. Según informa la OMS, dichos virus causan infecciones agudas y crónicas e inflamación del hígado, que pueden desembocar en cirrosis y cáncer hepático.

En la mayoría de los casos esta enfermedad es provocada por un virus de hepatitis A, B, C, D y E (Getty)
En la mayoría de los casos esta enfermedad es provocada por un virus de hepatitis A, B, C, D y E (Getty)

Hoy en día, alrededor de 355 millones de personas padecen esta enfermedad, lo que representa un grave riesgo para la salud mundial. En el caso de Argentina, se calcula que hay 332 mil personas con hepatitis C y sólo el 35% lo sabe. Y los países con mayores tasas de infección crónica con hepatitis C son Egipto (22%), Pakistán (4,8%) y China (3,2%). El principal modo de transmisión en esos países se atribuye a la administración de inyecciones con material contaminado.

El doctor Marcelo Laurido (MN 81952) explicó sobre los tres tipo de hepatitis (A, B y C) y su impacto sanitario, que está íntimamente relacionado con "la alta prevalencia y la cantidad de casos que hay en la población", además de "las secuelas y las complicaciones a largo plazo".

La hepatitis A es de trasmisión fecal- oral, la hepatitis B es de transmisión sanguínea y sexual. Esto hace que el modo de transmisión provoque diferentes patrones de manejo de esta patología. La hepatitis C tiene una transmisión fundamentalmente sanguínea pero tiene una evolución muy lenta.

El experto hizo hincapié en la hepatitis A, que "con el avance de la medicina dejó de ser un gran problema por la implementación del Calendario Nacional de Inmunizaciones y la obligatoriedad de la vacuna contra la hepatitis A a los 12 meses de vida de todos los niños". "Gracias a esta vacuna cayó drásticamente la cantidad de nuevos casos por año, que ya en niños no se ven, pero sí en adultos jóvenes o mayores que no fueron expuestos al virus", puntualizó el experto.

Para este tipo de patología, la vacunación es altamente efectiva y es el método más importante para evitar futuros casos de hepatitis A.

Hepatitis significa inflamación del hígado, órgano vital que procesa los nutrientes, ejerce una función desintoxicante y sintetiza proteínas (Getty)
Hepatitis significa inflamación del hígado, órgano vital que procesa los nutrientes, ejerce una función desintoxicante y sintetiza proteínas (Getty)

En cuanto a la hepatitis B, representa un caso particular. Esta tiene vacuna pero hay una gran proporción de adultos que no se la aplicaron y esto es lo que aumenta los nuevos casos. Esta patología tiene tratamiento, pero dura toda la vida porque no tiene cura.

La hepatitis C también forma parte de una patología que se transmite vía sanguínea, pero tiene una evolución lenta ya que se estima que el 80% se convierte en hepatitis crónica.

Todas las personas deberían pedir a su médico, al menos una vez en su vida, las pruebas para hepatitis A, B y C (Getty)
Todas las personas deberían pedir a su médico, al menos una vez en su vida, las pruebas para hepatitis A, B y C (Getty)

"Es muy importante que todos aquellos que hayan tenido transfusión de sangre, un procedimiento invasivo o algún contacto de riesgo se hagan el análisis porque es probable que se hayan contagiado en esa época previa a la posibilidad de detectarlo", resaltó el experto, quien por último, dejó tres mensajes:

– La hepatitis A dejó de ser un problema gracias al Calendario Nacional de Inmunizaciones.

– La hepatitis B sigue siendo un problema porque hay muchos adultos sin vacunar y por eso es muy importante el testear para detectarla y/o vacunarlos.

– La hepatitis C tiene tratamiento, y se cura más del 95 % de los casos.

El objetivo de Stamboulian Talks es transmitir a través de exposiciones atractivas y sintéticas aspectos interesantes, importantes o novedosos en temas sanitarios. La meta es que cada presentación sirva de disparador para que la audiencia se sienta motivada a profundizar, indagar, crear conciencia o pasar a la acción en relación a los temas presentados.

SEGUÍ LEYENDO: