Tensión en Ucrania: Estados Unidos y la Unión Europea acusaron a Rusia de utilizar el suministro de energía como “un arma” geopolítica

Josep Borrell, jefe de la diplomacia europea, afirmó que el bloque comunitario inició conversaciones con países como Noruega, Qatar, Azerbaiyán y Argelia para asegurar que el flujo energético siga “siendo confiable, asequible y seguro”

Rusia amenaza con cortar el suministro de gas natural a Europa occidental (REUTERS/Maxim Shemetov)
Rusia amenaza con cortar el suministro de gas natural a Europa occidental (REUTERS/Maxim Shemetov)

Estados Unidos y la Unión Europea (UE) criticaron este lunes a Rusia por usar el suministro de energía a Europa como “un arma” geopolítica por lo que se comprometieron a intensificar la cooperación en medio de las tensiones con Moscú por la concentración de tropas en la frontera con Ucrania.

Así lo indicaron el secretario de Estado norteamericano, Antony Blinken, y el alto representante de la UE para la Política Exterior y de Seguridad, Josep Borrell, al inicio del Consejo de Energía bilateral en Washington.

“Esta es verdaderamente una discusión fundamental y una que no podría ser más oportuna”, indicó el jefe de la diplomacia norteamericana en su discurso de apertura.

Blinken remarcó que “Rusia ha intentado aumentar su ventaja energética” y las empresas rusas han frenado el bombeo de gas natural a Europa en medio de un alza de precios mundiales y en pleno invierno.

Reiteró, en ese sentido, el compromiso de Estados Unidos para asegurar el suministro energético a Europa.

Por su parte, Borrell lamentó que Rusia “no duda en utilizar” la energía como “un arma para beneficios geopolíticos” en un momento de escasez mundial por lo que la colaboración “estratégica” con Washington es clave.

EEUU y la UE acusaron a Rusia de utilizar el suministro de gas como un arma geopolítica (EFE)
EEUU y la UE acusaron a Rusia de utilizar el suministro de gas como un arma geopolítica (EFE)

“Hemos contactado con nuestros principales suministradores de energía para reforzar nuestra preparación y asegurar que el flujo energético sigue siendo confiable, asequible y seguro”, dijo el alto representante de la UE, al referirse a las conversaciones en marcha con Noruega, Qatar, Azerbaiyán y Argelia, entre otros.

Por su parte, Borrell advirtió que Europa atraviesa el “momento más peligroso” para su seguridad desde el final de la Guerra Fría, aunque, aclaró, sigue siendo “posible” una “solución diplomática”.

“No es alarmismo, son solo los hechos”, agregó Blinken, durante la rueda de prensa, cuando se le preguntó por las advertencias de Estados Unidos sobre una posible invasión rusa de Ucrania.

Junto a Blinken y Borrell, también participaron en el encuentro la comisaria europea de Energía, Kadri Simson, y la secretaria estadounidense de Energía, Jennifer Granholm.

Esta reunión se celebra diez días después de que las dos partes respondieran a las amenazas de Rusia en las fronteras de Ucrania reforzando su alianza energética para garantizar el suministro de gas natural al bloque comunitario en caso de una crisis como un eventual ataque de Moscú a Kiev.

En una declaración conjunta el 28 de enero, la presidenta de la Comisión Europea (CE), Ursula von der Leyen, y el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, se comprometieron a “intensificar la cooperación energética” con el fin de que ciudadanos y empresas en la UE y en países vecinos “dispongan de unos suministros energéticos fiables y asequibles”.

La cita se enmarca en la escalada de tensiones con el Kremlin, que ha acumulado tropas en sus fronteras con Ucrania y ha despertado el miedo a una nueva agresión a su vecino, a pesar de los intentos diplomáticos por apaciguar al presidente ruso, Vladimir Putin.

La comunidad internacional aumenta la presión sobre el gobierno de Vladimir Putin para evitar una invasión a Ucrania (REUTERS)
La comunidad internacional aumenta la presión sobre el gobierno de Vladimir Putin para evitar una invasión a Ucrania (REUTERS)

Von der Leyen también alertó que Moscú puede utilizar el suministro de gas hacia Europa occidental como una “amenaza” en el contexto de la crisis en torno a Ucrania y abogó por una “independencia” energética de la UE.

El comportamiento del proveedor de gas ruso Gazprom, en la situación actual de no aumentar los volúmenes de entrega de gas a Europa, es “extraño”, señaló la diplomática durante una intervención a distancia en un foro sobre el futuro de Europa organizado desde Berlín.

“No se puede descartar que el Kremlin siga utilizando el gas como amenaza, y por eso tenemos que ser más independientes”, apuntó Von der Leyen, quien aludió a que se necesitan asociaciones energéticas internacionales, por ejemplo con Estados Unidos para el suministro de gas licuado.

La presidenta de la Comisión Europea promovió en su intervención la hoja de ruta de Europa en el camino hacia un continente climáticamente neutral para 2050 y recordó que “Europa solo es responsable del ocho al nueve por ciento de las emisiones globales de gases de efecto invernadero, pero también somos la tercera mayor economía”.

“Otros países están observando de cerca lo que estamos haciendo”, dijo Von der Leyen, quien recordó que la demanda mundial de tecnologías limpias aumentará rápidamente y declaró: “La región del mundo que encuentre soluciones tendrá los trabajos del futuro”.

(Con información de EFE)

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR