El príncipe Andrew, duque de York (Foto: Reuters)
El príncipe Andrew, duque de York (Foto: Reuters)

El príncipe Andrés habló por primera vez de su amistad con Jeffrey Epstein en una entrevista grabada con medios locales. El duque de York declaró que falló en mantener los estándares de la familia real cuando visitó al empresario poco después de haber sido liberado de prisión.

El tercer hijo de la reina Isabel admitió sentirse arrepentido por haber mantenido su amistad con Epstein después de que fue declarado culpable de delitos sexuales: “me quedé con él y eso es ... eso es ... que, por así decirlo, me pateo a diario porque eso no es algo digno de un miembro de la familia real y tratamos de mantener los más altos estándares y prácticas, y lo dejé de lado, así de simple”, declaró.

No obstante, el hermano del príncipe Carlos negó haber conocido a Virginia Giuffre (antes Virginia Roberts), quien alega que fue forzada por el mismo Epstein, para tener relaciones sexuales con el príncipe Andrés. Giuffre narró que el presunto encuentro tuvo lugar cuando Epstein la llevó a Londres en su avión privado con tan solo 17 años de edad.

“Ella dice que lo conoció en 2001, dice que cenó con usted, que bailó con usted en el centro nocturno “Tramp” en Londres. Luego tuvo relaciones sexuales con usted en una casa en Belgravia, que le pertenece a Ghislaine Maxwell, su amiga. ¿Su respuesta?", preguntó Emily Maitlis, la entrevistadora.

Aunque niega el haberla conocido, el príncipe Andrés y Virginia Roberts (ahora Giuffre) aparecen juntos en una foto (Foto: Grosby Group)
Aunque niega el haberla conocido, el príncipe Andrés y Virginia Roberts (ahora Giuffre) aparecen juntos en una foto (Foto: Grosby Group)

No tengo ningún recuerdo o memoria de haber conocido a esta dama, ninguno en absoluto", respondió el duque.

La ex esposa del príncipe, Sarah Ferguson, duquesa de York, publicó un mensaje de apoyo para su ex pareja a través de su cuenta personal de Twitter.

“Es tan raro conocer a gente que son capaces de hablar desde sus corazones con honestidad y verdad pura, que se mantienen firmes y fuertes a sus creencias. Andrew es un verdadero y real caballero y es estoicamente firme no sólo en su deber sino también en su amabilidad y bondad”, compartió la duquesa.

Sarah Ferguson y el príncipe Andrew se casaron en 1986, y aunque se divorciaron 10 años después, los dos han permanecido cercanos. Los duques son padres de la princesa Beatriz y la princesa Eugenia.

El pasado septiembre, Giuffre enfatizó sus acusaciones, en las que describió al miembro de la familia real como un “abusador” y “un participante” en su abuso sexual, durante una entrevista para “Dateline” de NBC.

No obstante, fue el Palacio de Buckingham el que dio una declaración en el que el príncipe “niega enfáticamente” alguna relación tanto de sentido sexual, como en cualquier otro contexto. “Cualquier afirmación en contrario es falsa y sin fundamento”, agregó.

Aunado a estas acusaciones, el duque también fue señalado por la ex alumna Johanna Sjoberg, quien alegó que el príncipe Andrew le tocó el pecho en 2001, mientras estaban en un sofá dentro del apartamento de Epstein en Manhattan.

En 2008, Epstein se había sentado ante un tribunal por abusar sexualmente de varias adolescentes en su mansión de Palm Beach, en Florida. El 10 de agosto de este año fue encontrado muerto en su celda del Centro Penitenciario Metropolitano en Manhattan.

En una declaración emitida por el Palacio de Buckingham el mismo mes, el príncipe dijo que estaba “horrorizado” por las acusaciones de abuso sexual que rodeaban a su antiguo amigo.

La declaración agregó: “su Alteza Real deplora la explotación de cualquier ser humano y la sugerencia de que condonaría, participaría o alentaría tal comportamiento es aborrecible”.

MÁS SOBRE ESTE TEMA