El crucero en medio de la tormenta. (Frank Einar Vatne/NTB Scanpix/via REUTERS)
El crucero en medio de la tormenta. (Frank Einar Vatne/NTB Scanpix/via REUTERS)

El crucero noruego que sufrió el sábado una avería en medio de fuertes vientos y oleaje vuelve a navegar por sí mismo, por lo que se han suspendido las operaciones de evacuación tras haber sido trasladadas a tierra en helicóptero 463 del total de 1.373 personas que iban a bordo.

Fuentes de los servicios de rescate noruego informaron de que se espera que el barco pueda llegar a puerto a lo largo de este domingo, después de que se haya logrado activar de nuevo tres de sus cuatro motores.

Al inicio de la mañana del domingo, el Viking Sky se movía a unos 2 nudos a lo largo de un litoral extremadamente peligroso por los arrecifes.

Ahora, el navío será remolcado hasta el puerto de Molde, informó el portavoz. Los servicios de rescate informaron también, a través de su cuenta en Twitter, de que ha quedado prohibido sobrevolar la zona, inclusive con drones, en un radio de 5 millas náuticas alrededor del crucero.

Por lo menos 17 personas evacuadas del navío tuvieron que ser hospitalizadas. Según la policía noruega, la mayoría de los pasajeros es formada por ciudadanos británicos y estadounidenses.

Un grupo de personas rescatadas del crucero. (Odd Roar Lange/NTB Scanpix/via REUTERS)
Un grupo de personas rescatadas del crucero. (Odd Roar Lange/NTB Scanpix/via REUTERS)

Otros barcos acudieron a la zona y se abrió un centro de acogida en tierra para los pasajeros.

En la misma zona, un barco mercante también sufrió una avería del motor, indicó la policía en un tweet. Las nueve personas que iban a bordo deberán ser evacuadas.

El Viking Sky fue fletado en 2017 por el operador noruego Viking Ocean Cruises.

Con información de AFP

MÁS SOBRE ESTE TEMA: