El atentado contra los Guardianes de la Revolución en Irán dejó 20 muertos (AFP)
El atentado contra los Guardianes de la Revolución en Irán dejó 20 muertos (AFP)

El grupo yihadista Jaish al Adl reivindicó el atentado suicida contra los Guardianes de la Revolución, el cuerpo militar de élite iraní, que causó 27 muertos el miércoles, indicó la agencia de prensa Fars.

Según la agencia, ese grupo difundió "un comunicado oficial que afirman que son responsables del ataque".

En respuesta, el Ministerio iraní de Exteriores aseguró que Irán vengará el atentado contra la Guardia Revolucionaria, y acusó a "países de la región" de apoyar al grupo terrorista que lo perpetró.

"Los militares y la inteligencia de la nación de Irán que no tienen miedo a morir vengarán sin duda la sangre de estos mártires", dijo en un comunicado el vocero de Exteriores, Bahram Qasemí.

El portavoz también subrayó que este ataque reforzará la determinación de Irán "en continuar con la lucha contra el terrorismo en la región", en alusión al apoyo que prestan asesores de los Guardianes de la Revolución al régimen sirio de Bashar al Assad.

Qasemí condenó este "acto inhumano" y denunció que el grupo terrorista que asumió su responsabilidad "cuenta con el apoyo militar, financiero e intelectual de algunos de los países de la región".

Los Guardianes de la Revolución, el cuerpo de élite del ejército de Irán
Los Guardianes de la Revolución, el cuerpo de élite del ejército de Irán

Por su parte, el ministro iraní de Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, escribió en Twitter: "¿No es una coincidencia que Irán haya sido golpeado por el terrorismo el mismo día en que comienza el circo de Varsovia?".

"Parece que EEUU siempre toma las mismas decisiones equivocadas, pero espera resultados diferentes", agregó.

Zarif aludió así a la conferencia sobre seguridad en Oriente Medio que arrancó hoy en Varsovia y que las autoridades iraníes consideran un intento de EEUU de crear una coalición contra Irán.

Jaish al Adl ("Ejército de la Justicia") es considerado un grupo "terrorista" por Teherán, y está formado por ex miembros de una organización sunita extremista que encabezó una sangrienta rebelión en la provincia de Sistán y Baluchistán hasta 2010.

Con información de AFP y EFE

MÁS SOBRE ESTE TEMA: