Imágenes captadas por las cámaras de seguridad en la vía pública muestran cómo un agente saudita salió del consulado del reino en Estambul, Turquía, vistiendo las ropas que tenía el periodista disidente asesinado Jamal Khashoggi al momento de entrar al edificio.

El impostor estaba, además, disfrazado con una barba postiza, para aparentar que el hombre se había retirado por sus propios medios, informó este lunes la cadena CNN.

En la filmación puede verse, además, que tiempo después, el agente, identificado como Mustafá al Madani, ingresa en un baño público y emerge vestido con otra ropa y una bolsa de plástico en la mano, que presuntamente contenía la vestimenta de Kashoggi.

Para finalizar, Al Madani, acompañado en todo momento de un cómplice, es visto saliendo del baño de un restaurante sin su barba postiza, y luego arroja la bolsa a un basurero, según indicaron fuentes turcas a la CNN.

Una imagen de Khashoggi llegando al consulado saudita en Turquía, donde fue finalmente asesinado (Reuters)
Una imagen de Khashoggi llegando al consulado saudita en Turquía, donde fue finalmente asesinado (Reuters)

El video presenta evidencias de que el reino saudita intentó ocultar el destino de Khashoggi, que permaneció desaparecido por casi veinte días, hasta que el viernes, Riad aceptó que había muerto fruto de "un tremendo error".

El mismo Al Madani parece haber sido elegido específicamente como doble de Khashoggi por su físico y edad similares (57 y 59 años, respectivamente).

El periodista, una figura reconocida dentro de Arabia Saudita, había entrado en conflicto en los últimos tiempos con el príncipe heredero saudita Mohammed bin Salman y, en consecuencia, se había exiliado primero en los Estados Unidos y luego en Turquía.

Jamal Khashoggi junto con su prometida, Hatice Cengiz (Hatice Cengiz vía The Washington Post)
Jamal Khashoggi junto con su prometida, Hatice Cengiz (Hatice Cengiz vía The Washington Post)

En este último país residía, manteniendo su trabajo como columnista en el Washington Post, hasta que el pasado 2 de octubre acudió al consulado saudita en Estambul para obtener los papeles necesarios para casarse. Nunca más se supo de él, y su prometida, que lo esperaba afuera, denunció su desaparición.

El Gobierno de Arabia Saudita sostuvo desde un principio que no sabía dónde se encontraba Khashoggi y que el periodista se había retirado del consulado por sus propios medios, lo que habrían intentado probar con las acciones de Al Madani.

Pero fuentes turcas ligadas a la investigación reportaron, también desde un principio, que Khashoggi había sido asesinado y su cuerpo desmembrado dentro del consulado saudita, lo que provocó una crisis diplomática entre el reino, Turquía y los Estados Unidos.

El jet privado saudita que trasladó al equipo de 15 agentes sospechados de haber asesinado a Khashoggi. Entre estos estaba el doble, Mustafá al Madani
El jet privado saudita que trasladó al equipo de 15 agentes sospechados de haber asesinado a Khashoggi. Entre estos estaba el doble, Mustafá al Madani

Los informantes turcos también develaron imágenes de la llegada de un equipo de 15 agentes de inteligencia sauditas en un avión privado poco antes de la muerte de Khashoggi. En este grupo figuraba el médico forense Salah al Tubaiqi, que habría participado del desmembramiento del cuerpo, un teniente de la fuerza aérea saudita luego muerto en circunstancias extrañas y, además, Al Madani.

También se reportó la existencia de una grabación del momento de la muerte de Khashoggi, aunque esta no ha trascendido.

Ante la creciente evidencia proporcionada por fuentes turcas y el fracaso de los intentos de encubrirlo, el reino saudita finalmente dio un giro en su postura y aceptó, el viernes, el asesinato "por error" del periodista, ofreció condolencias y prometió "castigar" a los responsables.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: