Diez personas pertenecientes a movimientos de ultraderecha fueron detenidas el sábado por la noche en el marco de una amplia operación en Francia, sospechosas de proyectar acciones violentas contra objetivos musulmanes.

Agentes de la Dirección General de Seguridad Interior (DGSI) efectuaron varios arrestos en Córcega (dos detenidos) y en la región parisina, en Vienne y Charente-Marítimo (oeste), indicaron a la AFP este domingo fuentes concordantes.

Entre los arrestados figura el presunto cabecilla de la red, Guy S., un policía nacional jubilado, según fuentes próximas a la investigación.

Los sospechosos gravitaban en torno a un misterioso grupúsculo vinculado con la ultraderecha llamado "AFO" (Acción de las Fuerzas Operativas) y dirigido por Guy S., precisó una de las fuentes.

Los investigadores creen que los sospechosos tenían "un proyecto para pasar a la acción violenta todavía no definido, que apuntaba contra personas de confesión musulmana", según otra fuente próxima a la investigación.

"Estaban organizados y relacionados entre sí para, eventualmente, cometer acciones violentas contra presuntos objetivos ligados al islam radical", según una de las fuentes.

Por su parte, las cadenas TF1-LCI afirmaron que los detenidos pensaban actuar principalmente contra imanes radicales, detenidos islamistas salidos de prisión o mujeres con velo, elegidas al azar en la calle.

Según la ley francesa, su detención puede prolongarse hasta 96 horas.

Los sospechosos querían conseguir armas, que algunos de los sospechosos poseían ya, según se desprendió de varios registros, indicó la misma fuente.

La operación, fruto de "numerosas vigilancias", según el ministerio de Interior, se llevó a cabo en el marco de una información judicial abierta en París el 14 de junio por "asociación de malhechores terrorista criminal", indicó una fuente judicial.

Según unas notas de la DGSI a las que tuvo acceso la AFP, en Francia se está produciendo un resurgir de la ultraderecha con "grupúsculos que compiten entre sí", "unidos" en torno a la denuncia de la "islamización de Francia" a raíz del miedo generado por la amenaza yihadista.

(Con información de AFP)