Cómo te afectará el Brexit si eres un europeo que trabaja en el Reino Unido

Todo es incertidumbre para los europeos que trabajan en el Reino Unido. Es probable que en poco tiempo deban necesitar permisos laborales e inmigratorios para poder realizar sus tareas (Reuters)
Todo es incertidumbre para los europeos que trabajan en el Reino Unido. Es probable que en poco tiempo deban necesitar permisos laborales e inmigratorios para poder realizar sus tareas (Reuters)

El histórico abandono del Reino Unido a la Unión Europea (UE) provocó un estruendoso terremoto político y económico en el continente. Pero las consecuencias no serán sólo devastadoras para los mercados y lo líderes políticos de la región. Los trabajadores de a pie también sufrirían como consecuencia del resultado del referéndum que paralizó a los británicos en la jornada del jueves. Al menos 3 millones de europeos están instalados en aquel país cumpliendo jornadas laborales y no saben qué podría ocurrirles a partir de esta decisión votada el jueves. ¿Podrán seguir trabajando y viviendo en el Reino Unido como hasta ahora?

El miedo a la inmigración y la falta de empleo fueron algunas de las causas más fuertes que empujaron a los británicos a abandonar la Unión Europea (Reuters)
El miedo a la inmigración y la falta de empleo fueron algunas de las causas más fuertes que empujaron a los británicos a abandonar la Unión Europea (Reuters)

En la actualidad se cuentan -entre otras nacionalidades- 300 mil franceses y 200 mil españoles residiendo en el Reino Unido, la mayoría de ellos, en Londres. Hasta hoy, según la legislación europea -a la que adhería el reino- no había necesidad de presentar documentación especial para conseguir un trabajo en cualquier país que formara parte del bloque. Esto no cambiará de inmediato: se mantendrá hasta tanto se concrete la salida definitiva de la UE.

Sin embargo, según los analistas, este cambio será inevitable y constituirá una de las primeras consecuencias al cambio radical planteado por los impulsores del Brexit. Aunque, claro está, no será inmediato. Todo este proceso de "divorcio" podría durar por lo menos dos años, con sus consecuentes prórrogas. Los "inmigrantes" podrían prever cómo actuar y decidir con tiempo su futuro.

(Reuters)
(Reuters)

Entre las negociaciones y la planificación que se colocarán sobre la mesa se enumeran temas centrales que preocupan a los actuales residentes de otros países europeos en el Reino Unido: inmigración y trabajo, acuerdos y tasas comerciales, regulación de productos y servicios, y mantenimiento del statu quo en la libre circulación de ciudadanos europeos por la isla.

Es probable que los alemanes, franceses y españoles -entre otros- que pretendan ir al Reino Unido deban usar sus pasaportes en algunos años (Shutterstock)
Es probable que los alemanes, franceses y españoles -entre otros- que pretendan ir al Reino Unido deban usar sus pasaportes en algunos años (Shutterstock)

El primer punto es crucial para aquellos que residen en ciudades británicas. Es muy probable (fue una de las consignas más fuertes de la campaña) que las leyes laborales se vuelvan más rigurosas, sobre todo para los inmigrantes. Así, en dos años, es casi inevitable que se requieran documentación, pasaporte y permiso laboral a aquellos europeos que pretendan buscar empleo en la isla.

Los mercados se vieron sacudidos por el Brexit. Las bolsas caen y protagonizan un viernes negro (Reuters)
Los mercados se vieron sacudidos por el Brexit. Las bolsas caen y protagonizan un viernes negro (Reuters)

El comercio también se verá afectado en la vida corriente. Es de esperar que las tasas aduaneras se encarezcan incluso para las transacciones electrónicas entre particulares. También los costos de envío. Lo mismo podría ocurrir con las llamadas internacionales hacia y desde el Reino Unido.

La depreciación de la libra también impactará en el bolsillo de aquellos que viviendo en Gran Bretaña pretendan visitar sus países natales. Comprar un euro será más caro a partir de ahora, lo que afectará las economías hogareñas. El valor de la libra esterlina se derrumbó al nivel más bajo en 30 años, una de las consecuencias esperadas del Brexit.

La libra esterlina sufrió una de sus peores caídas históricas (Shutterstock)
La libra esterlina sufrió una de sus peores caídas históricas (Shutterstock)
MAS NOTICIAS