De parque Mali Xanat a parque recreativo El Ahuehuete: cuatro destinos para disfrutar al aire libre

Se trata de sitios turísticos para acampar, nadar o interactuar con algunos animales

En Mali Xanat se podrá apreciar diversas especies de tortugas. (Foto: Pixabay)
En Mali Xanat se podrá apreciar diversas especies de tortugas. (Foto: Pixabay)

En medio de la fuerte pandemia de COVID-19, que no da tregua en el país, lo ideal es salir a pasear en lugares abiertos como parques, bosques o áreas para acampar. Ante ello, daremos a conocer algunos ejemplos de ese tipo de zonas.

Parque recreativo El Ahuehuete

Rodeado de manantiales, este parque hace honor a su nombre, pues en él alberga un enorme árbol llamado Ahuehuete.

Se trata de un centro ecoturístico nutrido de agua de manantial y abierto todos los días para disfrutar. Además, cuenta con tres albercas (chapoteadero, fosa para clavados y alberca semi climatizada mediante calentadores solares), sanitarios, para damas(12) y para caballeros (9), vestidores, palapas, juegos infantiles, tienda ejidal, zona de acampado, así como un pequeño hotel en el sitio.

Se localiza a 18 kilómetros de la carretera Tepotzotlán, en el Estado de México, donde se encuentran señalamientos con el nombre del parque hasta llegar a la salida rumbo a este.

Parque El Ahuehuete. (Foto: https://www.tepotzotlan.gob.mx)
Parque El Ahuehuete. (Foto: https://www.tepotzotlan.gob.mx)

Parque Mali Xanat

Este parquecito es en realidad un centro tortuguero, es decir, un sitio dedicado a la conservación y cuidado de estos pequeños animales.

Su mayor atracción es disfrutar de un recorrido con guías especializados, quienes contarán el número de especies con los que cuentan, así como ofrecer pequeños talleres para interactuar con las tortugas.

Si lo que quiere es refrescarse, también podrá nadar en una de las fosas con las que cuenta. Tiene también área para acampar y hamacas para un buen descanso.

El sitio se encuentra en el paraje El Molino, en Malinalco, un municipio situado al sur del Estado de México.

Presa en Valle de Bravo. (Foto: Cuartoscuro)
Presa en Valle de Bravo. (Foto: Cuartoscuro)

Valle de Bravo, Ciudad de México

Rodeado de varios edificios coloniales y calles con adoquines, Valle de Bravo es uno de los sitios más atractivos y cercanos a la Ciudad, pues se encuentra a poco más de dos horas al oeste. Sus atractivos principales son el lago de Avándaro, el pueblo y la vista panorámica de las montañas que rodean la región.

Una de las atracciones es dar un recorrido en lancha o llegar hasta el santuario de la mariposa monarca, cuya temporada para observar a los pequeños insectos es entre marzo y abril, así como en noviembre. En el santuario se puede pasear a caballo o disfrutar de la naturaleza.

Cerca de ahí se localiza también la cascada conocida como Velo de Novia, mágica por su belleza natural.

Grutas de Tolantongo Foto: IG
Grutas de Tolantongo Foto: IG

Grutas de Tolantongo, en Hidalgo.

Este maravilloso destino turístico es reconocido por sus famosas “pocitas”, pequeños espacios de aguas termales, sitio ideal para disfrutar en cualquier época del año.

Ubicado en el municipio de Cardonal, en el estado de Hidalgo, el sitio natural es popular por un gran número de cuevas, grutas naturales y túneles que forman parte de la Barranca de Tolantongo.

Sus impresionantes cascadas, paisaje montañoso y caudales con tonalidades turquesa atrapan las miradas de varios al pisar el lugar, que se localiza a aproximadamente tres horas y media de la Ciudad de México.

SEGUIR LEYENDO