Marcha contra la violencia en Guanajuato, termina con más abusos: manifestante acusa agresión sexual por parte de policías

Al menos 22 jóvenes fueron detenidas y empezaron a ser liberadas hasta la madrugada de este domingo


Adolescente de 17 años relata la presunta detención arbitraria, tortura y violencia sexual de la que fue víctima por la policía municipal de León, Guanajuato (Red de los Derechos de la Infancia en México)

Este sábado, decenas de mujeres salieron a las calles de León, Guanajuato, para exigir justicia para Evelyn, una joven que denunció a través de redes sociales que fue presuntamente víctima de acoso sexual por parte de un policía, quien le habría metido la mano en la falda y le habría hecho también insinuaciones sexuales.

La protesta inició alrededor de las 6 de la tarde en el Arco de la Calzada, en la zona centro de la capital guanajuatense. “Me cuidan mis amigas, no la policía”, era de los principales reclamos que el grupo de mujeres coreaba, mientras portaban pancartas con más mensajes en apoyo a la joven Evelyn.

Este movimiento terminó con varias denuncias de abusos, también por parte de los policías de León, que van desde detenciones arbitrarias, abuso sexual y violencia en contra de las manifestantes, así como de periodistas que cubrían la marcha. Al menos 22 chicas y un comerciante que trataba de ayudarlas fueron detenidos y hasta las 4 de la mañana de este domingo empezaron a ser liberados.

(Twitter: @CarlaFaesler)
(Twitter: @CarlaFaesler)

La Red de los Derechos de la Infancia en México (REDIM), también reportó que dos mujeres periodistas fueron atacadas por la policías municipales en un intento por impedir su trabajo de documentación de las agresiones que estaban sufriendo las manifestantes. Incluso señalan que una de las reporteras fue amenazada de más agresiones si no paraba de grabar. También reportan que los elementos de seguridad no portaban ninguna identificación visible.

La REDIM también anunció que algunas de las 22 jóvenes junto con sus familias, presentaran ante la fiscalía especializada, con las evidencias y testimonios de la represión en la marcha de #JusticiaParaEvelyn, las denuncias formales por lo que acusan como detenciones arbitrarias, actos de violencia, tortura y agresiones sexuales. “La actitud de las autoridades es violenta y revictimizante”, señalaron.

También trascendió que la procuraduría de Protección de Niñez intentó acompañar a las jóvenes detenidas, sin embargo enfrentaron obstáculos mientras trataban de cumplir sus funciones. Mientras que hasta el momento no se han presentado ni manifestado las autoridades de derechos humanos del Estado de Guanajuato y ni de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

Una joven relató también, en un video compartido en la cuenta de Twitter de la REDIM, como fue que la policía la detuvo durante la protesta. Describió supuestos actos de abuso sexual y de violencia por parte de los elementos de seguridad.

“Adolescente de 17 años relata la detención arbitraria, tortura y violencia sexual de la que fue víctima por la policía municipal de León, Guanajuato, México. En el marco de las protestas este sábado 22 de agosto”, señalaron en la publicación.

De igual manera, Marcela Villalobos, presidenta de Amnistía Internacional, denunció a través de su cuenta de Twitter, actos de abuso policial y violencia en contra de las manifestantes presentes, con un video en el que aparecen los elementos pateando a algunas de las mujeres.

“Aquí se ve cómo policías de @Seguridad_Leon patean a una mujer en el suelo. Después se ve una camioneta llena de compañeras que solo exigían #JusticiaParaEvelyn. Guanajuato odia a las mujeres. Agrede a madres que buscan a sus hijos y a mujeres que piden justicia”, dice su publicación.


(Twitter: @MarceVillalobs)
(Twitter: @MarceVillalobs)

A través de redes sociales, la joven llamada Evelyn denunció que el viernes pasado, ella se encontraba dentro de su auto cuando elementos de policía municipal se le acercaron, a un costado de la caseta de policía del Templo Expiatorio.

“Uno de los oficiales se atrevió a tocarme, comenzó a tocar partes íntimas de mi cuerpo y hacerme preguntas incómodas, no supe reaccionar a eso, estaba rodeada de policías y ninguno me ayudó, yo solo quería que eso terminara, tenía miedo, de que se atreviera a hacerme algo peor, me sentía incómoda, con miedo, intimidada, me invitó a irme con él, me preguntó que si quería tener sexo oral o anal con él, a todo esto respondí que no, él se fue y llegaron más policías”, relató la chica en una publicación.


MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Marcha feminista en la CDMX: conmemoran y exigen justicia por el asesinato de Mari Chuy

Asesinatos, llamadas de emergencia y carpetas de investigación por violencia, la dura pandemia para las mujeres

“Pagará las consecuencias de su inmoralidad”: el juez que decidió no vincular a proceso a presunto pederasta ya fue separado de su cargo

Incrementó la violencia contra las mujeres en la nueva normalidad