Así fue la encarnizada lucha por el poder entre García Luna y Medina Mora en el gobierno de Calderón

La lucha de poder que mantuvieron ambos funcionarios habría sido una de las razones por las que México no pudo desarrollar un aparato de inteligencia efectivo para hacer frente al narcotráfico

Eduardo Medina Mora y Genaro Garcia Luna tuvieron ríspidos encontronazos durante el sexenio de Calderón (Foto: Cuartocuro/fotoarte Steve Allen Infobae)
Eduardo Medina Mora y Genaro Garcia Luna tuvieron ríspidos encontronazos durante el sexenio de Calderón (Foto: Cuartocuro/fotoarte Steve Allen Infobae)

Genaro García Luna, siendo secretario de Seguridad Pública en el gobierno de Felipe Calderón Hinojosa, tuvo muchos enfrentamientos con Eduardo Medina Mora, entonces procurador General de la República, por la disputa del poder y los resultados de estrategia en materia de seguridad y la llamada “guerra contra el narcotráfico”.

Uno de los más memorables fue cuando, en una reunión del gabinete de seguridad, ambos se gritaron y se responsabilizaron de las fallas en materia de seguridad, sobre todo en materia de secuestros, mismos que se habían disparado durante el sexenio calderonista.

Así lo reveló el escritor y periodista Ricardo Ravelo, experto en temas de seguridad y, en el sexenio de Calderón, reportero de la revista Proceso, quien agregó que ese ríspido intercambio fue el clímax de la confrontación. “De ese tipo de choques hubo muchos en el gabinete”, apuntó.

Después, Eduardo Medina Mora renunció como titular de la PGR y fue enviado como embajador de México a Gran Bretaña, lo que fue interpretado como un triunfo de García Luna frente al presidente en esa disputa entre funcionarios.

Genaro García Luna salió victorioso de su disputa con Medina Mora ante los ojos de Felipe Calderón (Fotoarte: Jovani Pérez Silva
Genaro García Luna salió victorioso de su disputa con Medina Mora ante los ojos de Felipe Calderón (Fotoarte: Jovani Pérez Silva

Genaro García Luna negó en varias ocasiones que hubiera diferencias entre la Secretaría de seguridad Pública que encabezaba, y la Procuraduría General de la República titulada por Eduardo Medina-Mora, pero reconoció que tal vez hubo una falta de definición de la estructura policiaca.

No hay ninguna diferencia, por el contrario tengo la fortuna de ser amigo del procurador (Medina-Mora), ha sido una coincidencia tener esa inercia, en la parte operacional no hay diferencias. Ayer (martes) se decía que tal vez haya una falta de definición de la policía, pero ya esta trabajando la nueva Ley de Policía Federal en la que se definen los alcances específicos, estamos trabajando ya con la Cámara de Diputados)

Insistió en que tanto Medina-Mora como él, eran profesionales y no tenían diferencias laborales y mucho menos personales, más allá que la idea de disputas en el gabinete de seguridad respondiera a una estrategia de aparentar un vacío.

La lucha de poder que mantuvieron Medina Mora y García Luna fue una de las razones por las que México no pudo desarrollar un aparato de inteligencia efectivo para hacer frente al narcotráfico.

Eduardo Medina Mora prefirió renunciar como procurador General de la República  (FOTO: GUILLERMO PEREA/Cuartoscuro)
Eduardo Medina Mora prefirió renunciar como procurador General de la República (FOTO: GUILLERMO PEREA/Cuartoscuro)

Esa fue una de las conclusiones que expone un informe revelado por Wikileaks, en el que el entonces embajador estadunidense, Carlos Pascual, expresa su preocupación por la rivalidad que mantuvieron estos dos miembros del gabinete presidencial por controlar la información y la estrategia de seguridad en México, al menos hasta la renuncia del entonces procurador general en septiembre de 2009.

El documento clasificado como secreto se preocupa por el daño que causó a la guerra contra las drogas la pugna entre Medina Mora y García Luna. Señala que debido a sus conflictos personales, los funcionarios de la PGR y la SSP limitaron drásticamente el intercambio de información y una de las razones de que no haya más intercambio de datos es la corrupción y el miedo al hecho de que ceder información a otra institución, se convierta en un éxito para ese organismo y, por lo tanto, en un fracaso para ellos.

Incluso el despacho cita un encuentro del secretario de la Defensa Nacional, el general Guillermo Galván, con un alto oficial de Estados Unidos, donde le expresó el escaso interés en reforzar la cooperación entre agencias, debido a los conflictos internos y la desconfianza entre las instituciones del gobierno de México.

El segundo hombre más poderoso de la guerra contra el narco en México -García Luna- se encuentra detenido en una cárcel de Nueva York a la espera de un juicio, acusado de nexos con el cártel de Sinaloa y de haber recibido millones de dólares en sobornos por parte del cártel de los Beltrán Leyva.

MAS SOBRE ESTE TEMA:

“Ya ves que fácil es llegar a tí”: el día que el cártel de los Beltrán Leyva secuestró a García Luna

El presidente “no se entera de todo”: la excusa de Felipe Calderón sobre las fechorías de García Luna

EEUU vinculó a García Luna con “La Reina”, ex policía protector de los Beltrán Leyva



MAS NOTICIAS