(Foto: Cortesía Presidencia)
(Foto: Cortesía Presidencia)

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, negó ayer en su conferencia de prensa que exista una partida secreta para el Ejecutivo Federal en la Ley de Austeridad aprobada recientemente por el Senado de la República.

López Obrador explicó que los ahorros generados en la Ley,  no son equivalentes a una partida secreta y dijo: "No soy Salinas, vámonos respetando", en referencia al expresidente de Carlos Salinas de Gortari y a los desvíos millonarios que sistemáticamente se hicieron durante su sexenio desde dicha partida secreta.

Pero, ¿Qué hizo Carlos Salinas con la partida secreta? El juez federal Carlos López Cruz resolvió que los fondos de la partida secreta de la Presidencia,  durante el sexenio de Salinas de Gortari (1988- 1994), fueron desviados sistemáticamente.

FOTO: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COM
FOTO: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COM

De los 2,700 millones de pesos asignados a esta partida entre 1990 y 1994, 2,218 millones fueron transferidos ilegalmente a una cuenta en Banco Mexicano Somex.

"Se puede sostener con plena certeza que el recurso del erario federal que la Tesorería de la Federación entregó a Ernesto Sentíes Hoyos, en su carácter de Director General de Administración de la Presidencia de la República (durante la administración de Salinas),  se distrajo del objeto para el cual fue asignado, porque no fue aplicado para cubrir bienes y servicios de interés general para el país, inherentes a la función de la Presidencia", dice la sentencia del juez.

Los fondos fueron desviados mediante 50 retiros desde la cuenta 4655-01-5 de Somex,  a una cuenta de cheques del mismo banco. Esta primer sentencia confirma que si se incurrió en el delito de peculado durante la administración de Carlos Salinas.

(Foto: Cortesía Presidencia)
(Foto: Cortesía Presidencia)

"Resulta irrelevante, y por ende innecesario, que se demuestre si ya desviado, el dinero fue para uso del distractor o de terceras personas, pues este destino final ya no importa para el delito de peculado", explica el juez en la sentencia.

Recientemente , Carlos López Cruz absolvió a Raúl Salinas de Gortari del delito de peculado, el cual le fue imputado por haberse beneficiado con 207 de los 2,218 millones de pesos desviados por Ernesto Sentíes.

La teoría de la Procuraduría General de la República (PGR) consistía en que Raúl Salinas aprovechó 207 de los 2,218 millones de nuevos pesos desviados entre 1990 y 1994 desde la partida secreta de la Presidencia, sin embargo, en 2004 un tribunal colegiado de Toluca lo absolvió del delito de peculado con el argumento de que la partida secreta existía para "gastos contingentes", no tenía reglas para su manejo.