A cuatro días de haber iniciado el despliegue oficial de más de 70,000 elementos de la Guardia Nacional en el país, esta mañana, elementos de la Policía Federal tomaron el Centro de Mando, ubicado en la alcaldía Iztapalapa, que terminó en golpes y enfrentamientos, así como bloqueos viales en periférico oriente (a la altura del Eje 5 sur, frente a las instalaciones del Centro de Mando de la PF), en periférico sur (frente al edificio de la corporación en Jardines del Pedregal), sobre calzada de Tlalpan (a la altura de la avenida San Fernando), en Constituyentes (a la altura de Avenida de las Torres) y sobre la México-Pachuca (a la altura del kilómetro 11).

La manifestación llegó al punto de que la coordinadora operativa de la Guardia Nacional, Patricia Rosalinda Trujillo Mariel, quien se encontraba afuera de las instalaciones, fue objeto de las agresiones y sufrió varios golpes.

Las inconformidades ocurrieron luego de que varios federales fueron incorporados sin previo aviso a la Guardia Nacional, por lo que les pidieron su baja voluntaria y, en consecuencia, perdieron sus derechos y prestaciones laborales.

Además, aseguraron que ya no les pagarán el bono que recibían cuando estaban desplegados, lo que significa que les bajarán el sueldo. Pero eso no es todo, el salario que les corresponde como elementos de la Guardia Nacional lo recibirán hasta enero del 2020 y aún no saben la cantidad. Y a los que no aceptan dichas condiciones, se les está pidiendo su liquidación.

Entre empujones, la comisionada ofreció dialogar: "vengo en plan de diálogo, quiero escuchar a mis compañeros y compañeras (…) mi misión es escucharlos" y prometió llevar a una comisión de policías federales inconformes, ante el Secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo.

"No me moveré de aquí hasta que no quede resuelto el último punto del pliego petitorio" de los federales, aseguró Trujillo Mariel.

Algunos policías inconformes exigen la presencia de  Durazo en el lugar, para que atienda "las pésimas condiciones" en las que se encuentran los uniformados.

Estos son los 16 puntos del pliego petitorio de los policías federales:
1.-Respeto a la dignidad de todos los que conforman la Policía Federal.

2.-Respeto a la antigüedad laboral.

3.-Respeto a las prestaciones laborales.

4.-Devolución de la operatividad de 9 mil 800 pesos, cada 25 días laborados.

5.-No seremos evaluados por personal militar que no tiene conocimiento de la función policial.

6.-No perteneceremos a Sedena como lo han querido hacer.

7.-No viviremos en cuarteles militares.

8.-Nuestro sueldo quincenal debe ser de 15 mil pesos libres de impuestos a partir de la segunda quincena de julio de 2019.

9.- El sueldo base de 2 mil 300 pesos debe desaparecer. Ahora debe ser de 15 mil pesos quincenales.

10.-El polígrafo debe desaparecer el 3 de julio del 2019

11.-Horarios establecidos de trabajo conforme a la Ley Federal del Trabajo.

12.-Deben renunciar todos los mandos a partir de comandantes de compañía, hasta los directores ya que ellos siguen siendo los mismos que están inmiscuidos en corrupción y crimen organizado.

13.-Instalar una oficina de derechos humanos para los policías dentro del centro de mando con sede en Iztapalapa.

14.-Establecer un sindicato para la Policía Federal-Guardia Nacional.

15.-No seremos evaluados y pasaremos en automático a la Guardia Nacional y el mando saldrá de las filas de la Policía Federal sin parentesco con la escala de mandos.

16.-Recibiremos uniformes dos veces por año.

Trujillo aseguró que hoy mismo se les dará una respuesta, al tiempo que insistió en que ningún elemento será despedido o violentado en sus derechos como personas o como trabajadores.

No fallarle a México, la exigencia a la Guardia Nacional

La Guardia Nacional, el nuevo cuerpo con el que el gobierno de México quiere hacer frente al grave problema de inseguridad del país, fue inaugurada formalmente el domingo pasado pese a que miles de sus miembros ya actúan desde hace varios días en funciones de control migratorio.

La institución tiene por objeto reducir los altos índices de delincuencia que sufre el país, que el pasado año registró 33,369 asesinatos, siendo el más violento de la historia de México desde que empezaron los registros en 1997.

De acuerdo con cifras oficiales, en los cuatro primeros meses de este año suman ya 11,221 víctimas de homicidio doloso en todo el país, una cifra mayor a la de 10,512 personas asesinadas en el mismo periodo de 2018. Las previsiones con estos números indican que los homicidios cerrarán el año en una cifra similar o superior a la del año anterior.

"Tengo confianza en ustedes y sé que no van a defraudar al pueblo de México", dijo el presidente Andrés Manuel López Obrador a los agentes de la Guardia, a quienes les pidió actuar con dedicación, trabajo y a comprometerse que no haya más inseguridad.

Después de la ceremonia, han sobrevenido una serie de inconformidades al interior del cuerpo como uniformes destallados, automóviles en malas condiciones y violaciones a sus condiciones laborales.