Las empresas que recibieron los contratos más jugosos por la venta de medidores son investigadas por la Cofece debido a prácticas monopólicas. (Foto: Archivo)
Las empresas que recibieron los contratos más jugosos por la venta de medidores son investigadas por la Cofece debido a prácticas monopólicas. (Foto: Archivo)

IUSA, empresa en la que Raúl Salinas de Gortari, hermano del expresidente Carlos Salinas de Gortari, es director general adjunto desde hace una década, obtuvo de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) la porción mayoritaria de un contrato con valor de mil 349 millones de pesos para el suministro de medidores de luz.

La compañía es presidida por Carlos Peralta y también ha sido una de las principales proveedoras de las CFE en este tipo de dispositivos, así como de otros materiales eléctrico. Pero no fue la única que participó en la licitación, pues también estuvieron inmiscuidas empresas como Conymed, Electrometer y Protecsa.

Miguel Ángel López López, coordinador de administración de la CFE detalló que el fallo de la licitación fue que el 48% de los medidores serán vendidos por IUSA, con una oferta 646 millones 693 mil pesos.

Por su parte, Conymed proveerá del 39% de los dispositivos con un monto de 525 millones 336 mil pesos; Electrometer obtuvo la adjudicación del 11% de los contratos con un valor de 148 millones 881 mil pesos, mientras que Protecsa sólo consiguió el 2% con una cifra de 28 millones 478 mil pesos.

IUSA es una empresa en la que Raúl Salinas de Gortari, hermano del expresidente Carlos Salinas de Gortari, es director general adjunto. (Foto: Archivo)
IUSA es una empresa en la que Raúl Salinas de Gortari, hermano del expresidente Carlos Salinas de Gortari, es director general adjunto. (Foto: Archivo)

De acuerdo con el coordinador, el monto mínimo total asignado es de mil 349 millones pesos y tendrá un monto máximo de 2 mil 698 millones de pesos. La CFE señaló que con base en el último monto, y mediante el método de subasta, se ahorraron 600 millones de pesos.

Estos ahorros, señaló el directivo de la empresa, buscan reducir los costos en materia de subsidios y tarifas, así como hacer de la compañía un órgano mucho más eficiente.

"Estamos pensando en cómo optimizar y reducir la mayor cantidad de costos posibles, sin que eso implique reducir la calidad, reducir la cantidad de servicios y tampoco perder de vista el objetivo de esta empresa, que es garantizar el derecho (de acceder) a la electricidad"

Destaca el hecho de que la licitación se dividió en cuatro partidas. En un par de ellas IUSA será el proveedor mayoritario de la CFE con el 83% y 94% de la cantidad de piezas.

La licitación se dividió en cuatro partidas, en dos IUSA es el mayor proveedor y en el otro par es Conymed. (Foto: Rogelio Morales/Cuartoscuro)
La licitación se dividió en cuatro partidas, en dos IUSA es el mayor proveedor y en el otro par es Conymed. (Foto: Rogelio Morales/Cuartoscuro)

En el otro par, la Conymed será la empresa que más medidores venderá a la compañía del Estado, ya que en ambas partidas se adjudicó el 82% de las ventas.

Actualmente, IUSA y Conymed, empresas sumamente beneficiadas por la licitación, son investigadas desde 2017 por la Comisión Federal de Competencia (Cofece) por la posible realización de prácticas monopólicas absolutas en la venta de medidores al Estado. La indagatoria se encuentra en el cuarto periodo de investigación, de cinco.

Ante el cuestionamiento sobre el hecho de que las empresas recibieran un nuevo contrato a pesar de su posición, Luis Bravo, director de comunicación de la Comisión mencionó que "la CFE está en espera de que este órgano regulador emita su dictamen, por lo que el balón están en la cancha de la Cofece".