El Payaso Totoy fue acusado de violar a la hija de su pareja (Foto: Especial)
El Payaso Totoy fue acusado de violar a la hija de su pareja (Foto: Especial)

Un hombre fue acusado de haber abusado sexualmente de una niña de 12 años, hija de su pareja sentimental, quien presentó el caso ante las autoridades en el Estado de México.

El sujeto, que trabajaba como payaso de fiestas infantiles bajo el nombre de "Totoy", fue denunciado ante la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM) el pasado 29 de enero.

Según el testimonio de la madre, el hombre llamado José Felipe "N" aprovechaba que se quedaba solo con la menor de edad en la casa para violarla.

Elementos de seguridad pública del Estado de México atendieron la orden de aprehensión y lo capturaron en el municipio de Nicolás Romero este 22 de febrero.

Al momento de la detención, el Payaso "Totoy" intentó sobornar a los policías con 800 pesos (USD 40).

Era conocido por la comunidad en el municipio de Nicolás Romero (Foto: Captura ADN 40)
Era conocido por la comunidad en el municipio de Nicolás Romero (Foto: Captura ADN 40)

En esa localidad, el hombre de 33 años era muy conocido porque se dedicaba a realizar rutinas cómicas en fiestas para niños, por lo que las autoridades no descartan que haya abusado de más menores de edad, por lo que pidieron a la población identificar al sujeto con el fin de denunciarlo.

Hasta el momento se encuentra en calidad de detenido mientras se realiza la respectiva investigación.

Del payaso "Eso" al de la vida real

Así como en la novela de Stephen King, "Eso", en la vida real existió un animador de fiestas asesino llamado John Wayne Gacy durante la década de los 70.

El pasayo diabólico de “It” marcó a toda una generación de niños en los años 90 (Foto: Especial)
El pasayo diabólico de “It” marcó a toda una generación de niños en los años 90 (Foto: Especial)

Cuando tenía 6 años fue víctima de violación, y durante su infancia era constantemente golpeado por su padre. Aunque intentó hacer una vida normal, desde finales de los años 60 comenzó su historial de abusos a menores.

En 1967 violó a un chico de 15 años, y aunque lo sentenciaron a 10 años de prisión, obtuvo libertad condicional a los 18 meses.

Bajo el nombre de "Payaso Pogo", entre 1972 y 1978 asesinó y violó a 33 niños en el estado de Illinois, aunque él confesó hacerlo a unos 45. Guardaba los cádaveres de sus víctimas en el sótano y uno 26 cuerpos fueron encontrados ahí, mientras que el resto fue hallado en un río cercano.

Fue descubierto gracias a la denuncia de una madre cuyo hijo desapareció. Después de ser juzgado, fue inyectado de forma letal en 1994.