La Fiscalía de Distrito Zona Norte de Chihuahua del Estado de Chihuahua sentenció a 15 años de prisión a José Ángel Cuellar González, uno de los líderes de la pandilla "Los Aztecas" por violación agravada y violencia familiar en contra de su ex pareja, una mujer de 23 años.

"La investigación que elaboró la Unidad de Delitos Sexuales y Contra la Familia, indica que la víctima sufrió actos de violencia física y psicológica, ya que fue golpeada y amenazada de muerte con una pistola que disparó en dos ocasiones", informó la Fiscalía.

Las autoridades comprobaron que el acusado le quemó el rostro a su novia con una plancha caliente, la picó la espalda con jeringas y además le colocaba un cuchillo en el cuello. Fue acusado de violación agravada y violencia familiar en contra de su pareja sentimental.

Los hechos por los que se le acusa ocurrieron el 15 de febrero de 2017, "razón por la que el agente del Ministerio Público inició con las diligencias correspondientes, y así logró obtener los suficientes elementos de prueba para demostrar la culpabilidad del hombre".

El sentenciado "era un objetivo prioritario de la Fiscalía de Chihuahua y con esta sentencia tendrá que responder por el ataque sexual que cometió en agravio de su pareja sentimental.

Cuellar González fue detenido el 17 de febrero de 2017 por una acusación relacionada con el tráfico de drogas, privación ilegal de la libertad y abuso sexual en contra de su ex esposa.

La pandilla habría ingresado a México en 1996 con las deportaciones de criminales mexicanos (Foto: AFP)
La pandilla habría ingresado a México en 1996 con las deportaciones de criminales mexicanos (Foto: AFP)

Un dia antes, las autoridades catearon una de las presuntas casas de Cuellar González en la colonia aztecas en Ciudad Juárez, en búsqueda de los cuerpos de cuatro personas reportadas como desaparecidas.

La historia de "Los Aztecas"

La pandilla se habría formado en el sistema penitenciario de El Paso, Texas, a mediados de la década de los ochenta y empezó a extenderse hacia México en 1996 ante el crecimiento de las deportaciones de criminales mexicanos encarcelados en Estados Unidos.

Estimaciones del gobierno de EEUU citadas por Insight Crime -organización dedicada al estudio de temas de seguridad- señalan que en 2011 la pandilla tenía cerca de 3,500 integrantes. Dos años después había crecido a 5.000 únicamente en el área de Ciudad Juárez. A estos se sumaban los 3,000 que para entonces tenía en Estados Unidos.

Datos del Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés), la pandilla también tiene integrantes en Nuevo México, Massachusetts y Pensilvania.

En 2008 empezó a sumar esfuerzos con el Cártel de Juárez al que apoyó para evitar que el Cártel de Sinaloa se apoderara de Chihuahua.