Cómo es la nave New Shepard y cómo fue el vuelo con Jeff Bezos y otros tres pasajeros

El cohete despegó verticalmente desde el oeste de Texas y viajó hasta más allá de la Línea de Kármán, un límite espacial reconocido internacionalmente a 100 kilómetros de la superficie terrestre

New Shepard despegando en una de sus pruebas sin tripulación (Europa Press)
New Shepard despegando en una de sus pruebas sin tripulación (Europa Press)

Jeff Bezos, la persona más rica del mundo, se unió al club de astronautas este martes en el primer lanzamiento con tripulación de su empresa Blue Origin, otro momento clave en un gran mes para la incipiente industria del turismo espacial.

El cohete a bordo del cual viajó Bezos, llamado New Shepard en honor al primer estadounidense que llegó al espacio, Alan Shepard, despegó verticalmente desde el oeste de Texas, en el sur estadounidense, y viajó hasta más allá de la Línea de Kárman, un límite espacial reconocido internacionalmente a 100 kilómetros del planeta.

El vuelo se realizó apenas dos semanas después de dejar el cargo de director general de Amazon, grupo del cual mantiene cerca del 10% de las acciones, y nueve días después que el fundador de Virgin Galactic, el magnate Richard Branson, cruzara la frontera final del planeta, superando por poco al de Amazon en el duelo espacial entre los dos multimillonarios.

Cómo es New Shepard y cómo fue el viaje

New Shepard despegó a las 08:00 (13:00 GMT) desde una instalación remota en el desierto del oeste de Texas llamada Launch Site One, unos 40 kilómetros al norte de Van Horn, la ciudad más cercana.

infografia

Después del despegue, New Shepard aceleró hacia el espacio utilizando un motor de hidrógeno líquido/oxígeno líquido sin emisiones de carbono.

Se trata de un cohete de casi 16 metros de alto y una cápsula semioval en la punta, que viajó a una aceleración superior a Mach 3; o sea, tres veces más que la velocidad del sonido.

La cápsula contó con seis asientos y seis grandes ventanas para admirar la hermosa curvatura de la Tierra y el espacio exterior.

El interior de la capsula Blue Origin Crew Capsule (REUTERS/Isaiah J. Downing/archivo)
El interior de la capsula Blue Origin Crew Capsule (REUTERS/Isaiah J. Downing/archivo)

La cápsula espacial se separó a unos 75 km de altura, continuando su trayectoria hasta superar los 100 km de altitud, la línea de Karman, que marca el inicio del espacio según la convención internacional.

Allí, los pasajeros pudieron desabrocharse los cinturones y flotar por 4 minutos dentro de la nave.

Al cabo de unos minutos, la cápsula inició una caída libre de vuelta a la Tierra, frenada por tres grandes paracaídas y luego por retrocohetes. El viaje duró en total 11 minutos.

infografia

Blue Origin realizó 15 vuelos sin tripulación para poner a prueba New Shepard y testear los mecanismos de seguridad, como disparar la cápsula lejos de la plataforma de lanzamiento si el cohete explota o aterrizar con un paracaídas menos.

“Aprendimos cómo hacer que un vehículo sea lo suficientemente seguro para que estemos dispuestos a poner a nuestros seres queridos en él y enviarlos al espacio”, dijo el director ejecutivo de Blue Origin, Bob Smith, en una sesión informativa el domingo.

Bezos en la capsula de Blue Origin durante un evento para la prensa en 2017 (REUTERS/Isaiah J. Downing/archivo)
Bezos en la capsula de Blue Origin durante un evento para la prensa en 2017 (REUTERS/Isaiah J. Downing/archivo)

A bordo, Jeff Bezos estuvo acompañado por su hermano, Mark, la aviadora Wally Funk, quien a sus 82 años se convirtió en la astronauta de mayor edad de la historia, y el holandés Oliver Daemen, de 18, quien se convirtió en el más joven.

Mark y Jeff Bezos junto a los otros dos pasajeros, Wally Funk (sentada) y Oliver Daemen
Mark y Jeff Bezos junto a los otros dos pasajeros, Wally Funk (sentada) y Oliver Daemen

Bezos, de 57 años, fundó Blue Origin en 2000 con el objetivo de algún día construir colonias espaciales flotantes con gravedad artificial donde millones de personas trabajarán y vivirán.

Hoy, la compañía está desarrollando un cohete orbital llamado New Glenn y un módulo de aterrizaje lunar que espera contratar con la NASA.

SEGUIR LEYENDO: