El futbolista del Tottenham que salvó la vida de un aficionado reveló detalles del dramático momento

Sergio Reguilón fue uno de los héroes en el Saint James Park al advertirle al árbitro sobre lo que ocurría en las gradas

El aficionado se recuperó tras el ataque cardíaco (Reuters)
El aficionado se recuperó tras el ataque cardíaco (Reuters)

Este fin de semana el partido correspondiente a la 8ª jornada de la Premier League que enfrentó al Newcastle y al Tottenham fue interrumpido por el árbitro poco antes del descanso después de que un aficionado sufriera un problema cardíaco en la grada. Con el marcador 2-1 en favor de los londinenses, algunos de sus jugadores se precipitaron hacia su banco de los suplentes para pedir al médico del equipo que acudiese con rapidez a la tribuna opuesta. Fue Sergio Reguilón, ex Real Madrid, quien le avisó al árbitro lo que estaba ocurriendo en una de las gradas.

Este lunes, el diálogo con el programa español El Larguero el jugador contó cómo vivió ese episodio: “Me di cuenta de que algo pasaba en la grada. Era en la banda que estaba jugando. Había dos personas como levantando los brazos, y el campo justo en ese momento estaba en silencio. Un fan que estaba en la grada le estaba haciendo una RCP de forma muy intensa. Me quedé en shock porque estaba viendo cómo la gente estaba respondiendo. Por eso fui al árbitro para decirle que parara el partido porque se estaba muriendo una persona”.

Reguilón reconoció que suelen ignorar lo que ocurre del otro lado de la línea de cal, pero en esta ocasión tuvo que prestar atención por los gritos desesperados de los fanáticos. Cuando logró comprender qué sucedía corrió hacia el árbitro: “Estaba tan nervioso que se lo dije de todas las maneras. En inglés y en español. Se lo dije a mi compañero Dier, que entiende bien español, porque yo no sabía decir desfibrilador. Yo hacía el gesto para que me entendiera bien”.

El jugador del Tottenham prosiguió con el relato y admitió que esa situación lo sacó completamente del partido: “Me puse nervioso. Yo sé que en los campos hay desfibriladores y por eso se lo dije el árbitro. Algunos compañeros me vieron descentrado en el vestuario, porque estaba tocado. Incluso después del partido estaba un poco descompuesto. Mis compañeros me dijeron que me intentara centrar porque el partido parecía que iba a volver a reanudarse. Pero te quedas con el cuerpo muy mal”.

Sergio Reguilón fue ovacionado por la grada del Newcastle (Reuters)
Sergio Reguilón fue ovacionado por la grada del Newcastle (Reuters)

Los equipos médicos de ambos clubes atravesaron el campo hacia la zona del incidente, pese a que la televisación oficial no difundió más imágenes de lo sucedido, y optó simplemente por mostrar a los jugadores reunidos en las cercanías de sus banquillos, bebiendo agua y hablando con los técnicos.

Según periodistas en el estadio, los médicos llevaban desfibriladores. Tras unos minutos de interrupción, el árbitro pidió a los jugadores que se retirasen a los vestuarios y la transmisión del partido fue interrumpida. Pasado un tiempo, los protagonistas regresaron a la cancha para hacer ejercicios de calentamiento para reanudar el duelo poco después ante los aplausos de los aficionados reunidos en Saint James Park.

Afortunadamente, el aficionado se recuperó por lo que varios señalan a Reguilón como uno de los salvadores de este hombre cuya identidad se desconoce: “Eso me dice mucha gente, pero toda la gente que hubiera estado en mi posición, lo hubieran hecho. Si yo tuviera conocimientos de primeros auxilios, pues sí que te diría que podía haber ayudado un poco más. El árbitro me escuchó porque yo llegué estaba muy nervioso. Doy las gracias por que me hiciese caso”.

Por último el futbolista de apenas 24 años insistió en la lección que se debe aprender de este episodio: “Siempre hay rivalidad en todos los campos, pero en la vida somos seres humanos. Lo más importante es que seamos humanos”.

El duelo fue triunfo para el Tottenham por 3 a 2 ante el Newcastle con goles de NDombele, Kane y Son en un encuentro especial para el cuadro local porque era el primero desde el anuncio de la compra del club por parte del Fondo de Inversión Pública (PIF, por sus siglas en inglés )de Arabia Saudita, dirigido por el príncipe heredero del reino, Mohammed bin Salman.

La derrota deja al Newcastle todavía en zona de descenso sin una victoria en la Premier League esta temporada. Las expectativas son altas para una gran inyección de fondos por parte de los nuevos propietarios que buscan crear una nueva potencia europea. Por eso, el gobernador del PIF, Yassir Al-Rumayyan, recibió una bienvenida de héroe de los 55.000 espectadores cuando fue presentado antes del inicio del cotejo.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR