La continuidad de Gallardo en River, el escándalo con Boca y sus ganas de ser convocado a la Selección: 8 frases de Nacho Fernández

El mediocampista también habló de sus ganas de regresar en algún momento al Millonario

* Nacho Fernández sobre la continuidad de Gallardo en River

Nacho Fernández atraviesa un gran momento en el Atlético Mineiro, equipo con el que marcha como líder del torneo Brasileirao. Desde su llegada al conjunto Galo en febrero de este año, el ex River mantuvo su buen nivel y, además, se ganó la cinta de capitán por el liderazgo que aprendió a ejercer dentro y fuera de la cancha. Sin embargo, el mediocampista no se olvida de su paso por el Millonario y tampoco pierde las esperanzas de volver a vestir la camiseta de la selección argentina.

River se extraña mucho. Fueron cinco años muy lindos y yo disfrutaba de todo: del día a día, del predio, de los partidos. Se había hecho un grupo muy lindo y la pasaba muy bien”, expresó con un dejo de nostalgia por su ciclo en el elenco de Núñez. Y, en ese sentido, se ilusionó: “Ojalá pueda tener otro pasó por el club porque la pasé muy bien. Toda mi familia quiere eso y ojalá esté en condiciones futbolísticas y físicas para hacerlo”.

Sobre la actualidad de sus ex compañeros en el torneo de la Liga Profesional, donde marchan primeros con un punto de ventaja sobre Talleres de Córdoba, analizó: “Faltan partidos importantes todavía como el cruce con Talleres o el del domingo con San Lorenzo que también es difícil. Pero se lo ve mejor al equipo, ha sacado buenos resultados aún cuando ha tenido muchas bajas por la Selección y ojalá se le termine dando este torneo local”.

Si hay alguien que conoce muy bien a Marcelo Gallardo, ese es Nacho Fernández. Pasaron cinco años codo a codo, por lo que el mediocampista es una voz autorizada a la hora de dar su visión sobre que podría pasar con el Muñeco a partir de diciembre cuando se termine su actual contrato con el club. “Yo ahora lo veo enfocado y con muchas ganas de ganar este torneo local. Para mí se puede quedar. Lo veo muy bien y con ganas, pero va a depender de muchas cosas. No sé si pedir a refuerzos o si no, esas son otras cuestiones que tendrá que arreglar con la dirigencia, pero yo lo veo con muchas ganas de seguir”.

El argentino atraviesa un gran momento en el fútbol brasileño (REUTERS/Washington Alves)
El argentino atraviesa un gran momento en el fútbol brasileño (REUTERS/Washington Alves)

En otro plano, el jugador de Atlético Mineiro se refirió al escándalo de la serie de Copa Libertadores ante Boca que terminó con la eliminación del conjunto argentino en la instancia de octavos de final. Sobre su actuación en el partido de ida cuando a instancias del VAR el árbitro no convalidó un gol del Xeneize que era lícito, recordó: “Yo soy de hablarle a los árbitros siempre con respeto. Tengo un buen diálogo dentro del campo de juego. Ese día en la Bombonera yo vi que pedía comunicarse con el VAR y que estaba esperando que le confirmen si tenía que ir a revisar o no. Entonces le dije al cuarto árbitro que no se podía comunicar. Fue una jugada dudosa y esperaba que la pudieran ir a ver. Fue simplemente eso. Después el árbitro toma la decisión de si la va a revisar o no y si da la falta o no”.

“No tengo por qué opinar de lo que diga la gente de Boca, no me corresponde”, señaló al ser consultado sobre la insistencia de Juan Román Riquelme, vicepresidente del club de la ribera, en sostener que su club “ganó los dos partidos ante Mineiro”.

* Fernández sobre sus ganas de volver a la Selección

Finalmente, Nacho destacó el presente de la selección argentina y habló de sus ganas de volver a vestir la camiseta celeste y blanca: “La esperanza nunca la pierdo, pero hay que ser realista y sé que es muy difícil. El técnico optó por algunos jugadores y le vienen rindiendo, cita más o menos siempre a los mismos más allá de que estén lesionados o no. Ya armó un grupo y se está viendo que los jugadores están contentos y le están respondiendo”.

Yo vengo manteniendo un nivel tanto en River como en Brasil bastante bueno y siempre estoy a la expectativa de algún llamado. Lógicamente cuanto más pasa el tiempo, se hace mucho más difícil porque no tengo 27 o 28 años. Lo mío si no es ahora ya después se hace muy difícil”, concluyó.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR