REUTERS/Susana VeraAsensio festejando con sus compañeros luego de anotar
REUTERS/Susana VeraAsensio festejando con sus compañeros luego de anotar

El Real Madrid, con un equipo mixto entre habituales titulares y suplentes, venció 1-0 al Espanyol por la Fecha 5 de la Liga española. Tras imponerse a la AS Roma en su estreno en la Champions League, el equipo de Julen Lopetegui también regresó al triunfo en el certamen doméstico.

El estreno en Liga de Campeones dejó tan buenas sensaciones que con rapidez quedó en el olvido el primer traspié liguero con el empate en San Mamés que bajo al club del liderato compartido con el Barcelona.

AFP PHOTO / JAVIER SORIANOLuka Modric cabezeando la pelota
AFP PHOTO / JAVIER SORIANOLuka Modric cabezeando la pelota

Apenas cinco minutos le bastaron al Real Madrid para imponer su juego sobre el Espanyol en el Santiago Bernabeu. Isco fue el que tuvo la primera ocasión de gol sobre el inicio del encuentro. A pesar del dominio del equipo merengue, los visitantes tuvieron una ocasión para abrir el marcador a los 14′ con un disparo cruzado de Pablo Piatti que pasó muy cerca del palo de Thibaut Courtois.

Los dirigidos por Julen Lopetegui perdieron intensidad con el correr del partido. Aunque mantuvieron la posesión, tuvieron que trabajar más para ingresar al área del rival. A diez del final del primer tiempo Hernán Pérez desperdició una oportunidad clara para el Espanyol. El delantero no supo definir en un contraataque clave y disparó al medio de arco.

A los 41 minutos y con ayuda del VAR, los merengues abrieron el marcador. Un remate de Modric rebotó en la defensa que, en principio pareció inhabilitar a Asensio según el árbitro Matheu Laoz, que tras unos segundos eternos convalidó el tanto.

El Real Madrid salió decidido a ampliar la ventaja en el complemento con un peligroso disparo del mediocampista croata que supo despejar Diego López y otro de Isco que pasó muy cerca de los tres palos.

REUTERS/Susana VeraAsensio festejando con sus compañeros luego de anotar
REUTERS/Susana VeraAsensio festejando con sus compañeros luego de anotar

A los 65, el delantero español Borja Iglesias sorprendió con un tiro al travesaño en una acción de otro partido que pudo igualar el encuentro. Los Merengues dominaron en el segundo tiempo a placer y esa ocasión hubiera sido un balde de agua fría para los blancos.

El calendario cargado, con siete partidos en 21 días, obligó a Lopetegui a dar entrada a las rotaciones en el Real Madrid. Con la victoria, los Merengues quedaron primeros con un punto por encima del Barcelona, que deberá jugar mañana contra el Girona.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: