¿Se animaría a montarse en una ola tan grande sin saber si saldrá vivo de ella? Seguramente no. El autor de esta nota, tampoco. Pero de esa forma no piensa Makua Rothman, surfista profesional, quien sí desafió al mar en Fiji… y no le fue del todo bien.

Rothman, nativo hawaiano, decidió subirse a lo que para muchos fue la ola más grande de la historia de esa isla y una de las más gigantes jamás registradas en video.

El hecho sucedió durante el Maxing Cloudbreak, en el cual el hombre de 33 años fue golpeado con rudeza extrema por la ola. Muchos de los presentes habían pensado lo peor: que Rothman no había podido sobrevivir a semejante accidente. Pero segundos después, logró emerger y salir -casi- ileso.

Para muchos fanáticos de este deporte, se trataba de una "oportunidad única en la vida". Finalmente, esa ola lo tragó, literalmente, durante varios segundos, en los que todo el público quedó a la espera de lo peor. "¡Dios mío, me trituró! Me hizo dar vueltas en mi espalda dentro de la bola de espuma, y lo próximo que sé es que fui golpeado por todo el cuerpo", contaría luego Rothman.

Makua Rothman sobrevivió a una de las olas más grandes de la historia
Makua Rothman sobrevivió a una de las olas más grandes de la historia

"Entrené durante un año y estoy feliz de haber estado en buenas condiciones, sino, quizá, no estaría aquí con mi familia y amigos", agregó el surfista, quien también es músico y hace algunas actuaciones menores en el cine. El video en el que se lo muestra revolcado en el mar se volvió viral en las últimas horas.

Rothman nació en 1984 en Hawaii y comenzó a surfear con apenas dos años.  Cuando tenía 18 años montó hasta el final una ola de 20 metros, la más grande hasta el momento. Eso le valió un jugoso cheque de 60 mil dólares. Desde entonces no detuvo sus éxitos.

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS: