La canciller Marta Lucía Ramírez comparó crisis social en Ecuador con el paro nacional de Colombia

La funcionaria se solidarizó con el presidente Guillermo Lasso e instó a que en el hermano país se resuelvan sus diferencias dentro de los límites constitucionales

La vicepresidenta y canciller colombiana, Marta Lucía Ramírez, expresó solidaridad con el gobierno del presidente de Ecuador, Guillermo Lazo. Foto: Cancillería de Colombia
La vicepresidenta y canciller colombiana, Marta Lucía Ramírez, expresó solidaridad con el gobierno del presidente de Ecuador, Guillermo Lazo. Foto: Cancillería de Colombia

La crisis política y social por la que pasa Ecuador, a raíz de las protestas en contra del gobierno del presidente Guillermo Lasso por el alto costo de vida en el vecino país y especialmente por su propuesta de incrementar el precio del combustible, lo que provocó la movilización de la Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (Conaie), y que lo tiene al borde de que se inicie un proceso constitucional de destitución, generó la solidaridad de la vicepresidenta y canciller de Colombia Marta Lucía Ramírez.

A través de su cuenta de Twitter, la titular de la diplomacia colombiana expresó la necesidad de que en la hermana República se mantengan dentro de los límites de su carta magna, y vinculó el video de la alocución presidencial en la que Lasso denunciaba un ‘golpe de Estado’, pese a su anuncio de establecer un diálogo con la Conaie.

“Seguir trabajando por el progreso de todos y defensa del orden dentro de la Constitución es lo único que garantizará los derechos del pueblo ecuatoriano y evitar que el narcotráfico penetre todos los sectores de la sociedad. Dios bendiga a Ecuador”, expresó Ramírez.

La canciller, además, ha estado retuiteando las publicaciones de los funcionarios del presidente ecuatoriano como el de su homólogo en el vecino país, Juan Carlos Holguín, quien reiteró que en ese país han estado abiertos para establecer el diálogo.

“Hemos tomado decisiones y acciones para atender las demandas legítimas de la gente. Desde el primer día, tendimos puentes para el diálogo y para alcanzar acuerdos y paz”, afirmó el diplomático del vecino país.

La vicepresidenta incluso comparó algunas de las situaciones que ocurrieron en el paro nacional en Colombia durante el 2020 y el 2021 con las que están ocurriendo en la hermana República, como ha sido los señalados ataques de vándalos a vehículos que llevaban oxígeno a los hospitales de la ciudad Cuenca, en el sur del país andino.

“Copia exacta de lo que hicieron en Colombia en Mayo 2021. Los ataques a misiones médicas costaron la vida a dos criaturas. Importante invitar a CIDH a Ecuador para que vean las graves violaciones a DD.HH. que hacen los que se infiltran con violencia y vandalismo en las protestas”, agregó Ramírez.

El estallido social en Ecuador provocó que el presidente Lasso echara para atrás la medida del incremento de los combustibles para bajar la presión en su contra.

Aunque en un porcentaje menor al que piden miles de indignados por el alto costo de vida, el mandatario cedió a una reducción de 10 centavos de dólar que deja el precio del diésel en 1,80 dólares y el de la gasolina corriente en 2,45. Los indígenas exigen bajar las cotizaciones a 1,50 y 2,10 dólares respectivamente.

Los cortes de ruta y la toma de más de mil pozos en medio del estallido tienen en jaque al petróleo, principal rubro de exportación. Si las protestas continúan, el país podría dejar de producir el oro negro en las próximas 48 horas, de acuerdo al gobierno.

Mientras tanto, por segundo día consecutivo, el Congreso debatió la conveniencia de destituir a Lasso a quien un sector de la oposición considera el responsable de la “grave crisis política y conmoción interna” que golpea al país desde el 13 de junio, con manifestaciones y bloqueos casi diarios.

Luego de siete horas de deliberaciones la sesión fue aplazada para el martes pues quedaron pendientes 20 diputados por hablar del total de 84 inscritos para pronunciarse.

La bancada de Unión por la Esperanza, afín al expresidente socialista Rafael Correa (2007-2017), convocó al debate contra Lasso, quien ve en la presión social una intentona golpista.

La destitución del mandatario requiere 92 de los 137 votos posibles en el Congreso, donde la oposición tiene mayoría, aunque está fragmentada.

Cuando concluyan los debates, los diputados tendrán un máximo de 72 horas para votar.

Unos 14.000 indígenas protestan en Ecuador para exigir alivios que amortigüen la pobreza en sus territorios agrícolas.

“El día de mañana vamos a juntarnos para seguir luchando en las calles”, anunció con megáfono en mano el líder de las manifestaciones, el indígena Leonidas Iza, en un parque central de Quito. Principal foco de las movilizaciones, unos 10.000 manifestantes venidos de sus pueblos originarios marchan en la capital.

(Con información de agencias)


SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR