Se conocen más detalles sobre el escándalo de corrupción en el que estaría involucrada la Alcaldía de Medellín, según denunció Uribe

El expresidente presentó una denuncia formal ante la Fiscalía donde entregó nombres de las personas supuestamente implicadas en el intento de venta de el lote para uso público de Carabineros

En la imagen, el expresidente de Colombia, Álvaro Uribe Vélez y el alcalde de Medellín, Daniel Quintero, a quien el también exsenador señala de ser corrupto
En la imagen, el expresidente de Colombia, Álvaro Uribe Vélez y el alcalde de Medellín, Daniel Quintero, a quien el también exsenador señala de ser corrupto

Luego de que el expresidente Álvaro Uribe acusara al alcalde de Medellín Daniel Quintero y a su familia de estar vinculados presuntamente en un caso de corrupción durante el mandato de este último, pues, al parecer, el burgomaestre de la capital antioqueña permitió que se realizarán contratos de venta de inmuebles públicos, pago de salarios a contratistas e incluso se habló de un posible pago de coimas, distintos medios conocieron nuevos detalles sobre la denuncia del también exsenador.

Según conoció el diario El Colombiano, el pasado miércoles 22 de septiembre, la Fiscalía General de la Nación recibió una denuncia por parte de Uribe sobre el señalamiento del expresidente del presunto intento de la Alcaldía de Medellín de vender algunas propiedades públicas.

El mismo medio además puedo conocer que unos inmuebles ubicado en El Poblado y en Laureles serían claves para la investigación pues, presuntamente, los contratos se habrían negociado allí.

“La Alcaldía de Medellín, para una venta de un inmueble, pidió soborno del 10 % en una reunión en la que estaba el hermano del alcalde (Miguel Quintero) (...) La Alcaldía de Medellín es corrupta y tiene la cobardía de poner a la primera dama en búsqueda de dineros”, aseguró el expresidente Uribe en una serie de trinos.

El Colombiano obtuvo información que, uno de los supuestos negocios que la Fiscalía podría investigar, son el del lote de Carabineros, ubicado en la zona noroccidental de la ciudad, contiguo a la Escuela Carlos Holguín de la Policía Nacional.

Según informó la Alcaldía de Medellín el pasado 15 de julio, la Sociedad de Activos Especiales (SAE) y la Empresa de Desarrollo Urbano de la ciudad, negociaron la entrega del predio a la administración local para que se construyeran más de 3.000 viviendas de interés social, comercio, servicios y un nuevo espacio público.

El lote que está avaluado en $66.000 millones de pesos, y que según confirmó a el diario El Colombiano el gerente Regional de Occidente de la entidad, Alejandro Henao, tiene siete hectáreas con espacio para construir cerca de 3.000 vivienda, perteneció desde los años 90 a la SAE, sociedad que incautó el predio a organizaciones vinculadas al narcotráfico.

Aunque Uribe no entregó el nombre de la propiedad a la que estaría acusando alcalde de Medellín de intentar vender, en un trino, Daniel Quintero publicó partes de la Resolución 981, del Ministerio de Hacienda, sobre las condiciones de entrega de dicho lote.

“El lote de Carabineros era de la SAE, no puede ser vendido a particulares. Cuando ingrese a la Alcaldía, como anunciamos, será utilizado para vivienda de interés social. No puede ser vendido a particulares. La mentira se cae por su propio peso”, escribió el mandatario local de la capital antioqueña en su cuenta de Twitter.

Sin embargo, fuentes confidenciales aseguraron al portal de noticias IFM Noticias, que en el apartamento 1301, ubicado en el edificio Salamanca en el sector de El Poblado, y el cual no está habitado, han visto ingresar constantemente a Sebastián Ortega, quien afirman es el hijo del excandidato a la Alcaldía de Bello, William Ortega; a Julio Gil, hijo del notario 26 de la capital antioqueña, Néstor Gil, y al hermano de Daniel Quintero, Miguel Quintero, quienes al parecer, se reunirían para hacer negocios de bienes públicos bajo la mesa.

Las fuentes consultadas por el mismo medio denominan al grupo como “El cartel Urbanístico de Medellín”, pues según explicaron a IFM Noticias, “Sebastián es encargado de buscar lotes y hacer negocios, Julio a través de la notaría organiza lo que se denomina “obligaciones urbanísticas” bien sea para que se le entregue al municipio franjas de terreno y Miguel Quintero adopta la norma, al interior de la alcaldía a través de las entidades que corresponden, entre ello, dejar en la capa de catastro los predios, sin que llegue al inventario de bienes públicos para poder negociarlos”.

En la imagen, el lote de Carabineros por el que Uribe denunció a Daniel Quintero de intentar venderlo. Foto: Alcaldía de Medellín
En la imagen, el lote de Carabineros por el que Uribe denunció a Daniel Quintero de intentar venderlo. Foto: Alcaldía de Medellín

En ese sentido, esas personas indicaron al portal de noticias que esa sería una red encargada de alterar información, modificar registros de catastro y obligaciones urbanísticas, para intentar negociar predios con restricciones de venta.

Aunque en el momento ninguno de los señalados se ha pronunciado al respecto, El Colombiano conoció que en la denuncia presentada por Uribe ante la Fiscalía, el expresidente incluyó nombres y contactos de las personas presuntamente implicadas en la negociación del lote de Carabineros, además del nombre de un excontratista del Inder a quien le habrían pagado salarios por permitir ejecutar el proyecto.

Por ahora, lo único que ha expresado el alcalde Daniel Quintero sobre la denuncia interpuesta por el expresidente Álvaro Uribe fue: “La tarea honesta atrae a enemigos corruptos”, escribió el mandatario local de Medellín a través de su cuenta de Twitter.


SEGUIR LEYENDO

TE PUEDE INTERESAR