Caterine Ibargüen agradece a Colombia y habla de su futuro en el atletismo tras su participación en Tokio

Yulimar Rojas, ganadora de la medalla de oro en salto triple, dedicó unas palabras a Ibargüen: " Ha sido la reina durante muchos años”.

Caterine Ibargüen fue medalla de plata en Londres 2021 y Río 2016. REUTERS/Hannah Mckay
Caterine Ibargüen fue medalla de plata en Londres 2021 y Río 2016. REUTERS/Hannah Mckay

La madrugada de este 1 de agosto Caterine Ibargüen se despidió de los Juegos Olímpicos de Tokio sin poder disputar medalla dado que, con una marca de 14,25 metros, quedó por fuera del grupo de finalistas del salto triple. Debido a que la colombiana tiene 37 años edad y probablemente esta fue su última olimpiada, una pregunta qué ha surgido en sus fanáticos es ¿cuál será su futuro? Pues bien, la deportista conversó acerca de ello con los medios de comunicación.

Aunque en este momento no tiene planes concretos, Ibargüen, ganadora de una medalla de plata en Londres 2012 y Río de Janeiro 2016, dejó ver que por nada de este mundo abandonará el deporte, al que le ha dedicado casi que su vida entera: sus primeros olímpicos fueron en Atenas 2004.

“Llevo toda una vida en el deporte y decirles qué va a pasar ahora en mi futuro sería mentir. Después les daré esta respuesta para que sepan qué pasará con Caterine Ibargüen. Lo único que les reitero es que no me retiraré del deporte y seguiré aportando en las pistas o fuera de ellas. A través del deporte se pueden conseguir muchas cosas. Todos podemos seguir soñando y esperar qué decide Dios con nuestra vida”, comentó.

Pese a que no logró estar en el podio, como ella misma esperaba —en parte porque sus últimos años no han sido los mejores; incluso tuvo que someterse a una cirugía por fascitis plantar— afirmó que le gustaría celebrar con sus compañeros y allegados su participación. Eso fue lo único de lo que habló sobre su futuro próximo.

“No evalúo nada. Hoy estoy en cero, espero llegar a la Villa Olímpica, llamar a mi familia y festejar con mis compañeros. Gracias a ustedes por la oportunidad. Estoy muy contenta, fue una oportunidad de hacer lo que amo. Me hubiera gustado saltar mucho más lejos, pero no se pudo”, explicó la atleta nacida en Apartadó (Antioquia).

Ibargüen también se refirió a la sensación que le generó haber participado en su cuarta olimpiada y a los mensajes de apoyo de sus connacionales. “Muchas gracias a toda mi Colombia, es sentido mucho el apoyo. Viviendo ahora una forma diferente, hice lo que tenía que hacer. Dios me dio la oportunidad de estar otra vez en unos Olímpicos y lo logré con todo el sacrificio y el amor que siento por mi país”, agregó.

Palabras de Yulimar Rojas sobre Ibargüen

Tokyo 2020 Olympics - Athletics - Women's Triple Jump - Final - OLS - Olympic Stadium, Tokyo, Japan – August 1, 2021. Yulimar Rojas of Venezuela poses after winning the gold medal and breaking the world record REUTERS/Dylan Martinez
Tokyo 2020 Olympics - Athletics - Women's Triple Jump - Final - OLS - Olympic Stadium, Tokyo, Japan – August 1, 2021. Yulimar Rojas of Venezuela poses after winning the gold medal and breaking the world record REUTERS/Dylan Martinez

La medalla de oro en la prueba de salto triple se la llevó la venezolana Yulimar Rojas, quien ‘rompió’ los números: estableció el nuevo récord del mundo y olímpico con un salto de 15.67 m, superando así la ucraniana Inessa Kravets, que el 10 de agosto de 1995, durante el el Campeonato del Mundo de Gotemburgo (Suecia). Y ella le dedicó unas palabras a Ibargüen.

“Estoy feliz de conquistar la medalla de oro y de recibirla de las manos de Caterine Ibargüen, una reina, una mujer digna de admirar y un ejemplo no solamente para mí, sino para el mundo entero de lucha, sacrificio y de trabajo (...). Sé que a Caterine le hubiera gustado despedir su carrera de una mejor forma. Ella no tiene nada que demostrar porque lo ha demostrado todo, ha sido la reina durante muchos años”, sostuvo Yulimar Rojas en Caracol Sports.

Ibargüen también tuvo algunos mensajes para Rojas, uno de ellos: “Estoy súper contenta por ella. Aprovecho para felicitarla. De verdad que no era un secreto que ella venía para grandes cosas, que gracias a dios se le dio aquí en la pista y que tuvo el día perfecto para realizar sus sueños”.

SEGUIR LEYENDO: