Nueva masacre en Colombia: tres jóvenes asesinados en Ocaña, Norte de Santander

La alcaldía del municipio realizó un consejo de seguridad con la Policía para ajustar la estrategia para dar con los responsables del crimen de los hermanos Bayona.

Las víctimas eran todas hombres y fueron atacados por varios sujetos armados frente a una tienda, en Ocaña. Foto: EFE/Archivo
Las víctimas eran todas hombres y fueron atacados por varios sujetos armados frente a una tienda, en Ocaña. Foto: EFE/Archivo

En conmoción se encuentran los habitantes del barrio ‘Libardo Alonso’ de Ocaña, Norte de Santander, luego de que un nuevo hecho de violencia azotara ese municipio: tres jóvenes fueron asesinados frente a su propia casa.

De acuerdo con la información que entregaron los testigos, las víctimas se encontraban departiendo en una tienda, cuando hombres armados y en motocicleta arribaron al lugar de los hechos y abrieron fuego contra los ciudadanos.

Las primeras informaciones aseguran que los tres hombres asesinados eran hermanos de apellido Bayona y se conocían en ese sector como ‘Los Caballos’.

Dos de ellos murieron en el acto, John Fredy Ascanio Bayona y Valmes García León y un tercero, según detalló RCN Radio, falleció tras llegar gravemente herido al centro asistencial ocañero, Emiro Quintero Cañizares. Su nombre era Jesús Alberto Ascanio Bayona.

En diálogo con Noticias Caracol, Alirio Bacca Cárdenas, líder comunal de Ocaña, condenó la situación y advirtió que la violencia es cada vez más frecuente en ese municipio nortesantandereano: “Bastante preocupante para nosotros como comunidad. Esto está pasando todos los días, ya es normal en nuestra comunidad que esto suceda”, expresó.

Por el momento, las autoridades no han dado un parte oficial sobre el tema, pero los habitantes del sector denuncian que uno de los implicados ya tenía pasado judicial, por lo que solicitan presencia de la Policía y el Ejército para detener la violencia en ese sector del departamento nortesantandereano.

“Nos preocupa los problemas que se vienen presentando en diversos barrios de nuestro municipio, por la fuerte distribución de alucinógenos y alto consumo de droga en nuestros jóvenes”, expresó Carlos Ramírez, habitante de Ocaña, en entrevista con RCN Radio.

Entre tanto, se conoció que el comandante de la Policía de Norte de Santander, el coronel Carlos Martínez, emprendió una visita al lugar de los hechos para comenzar con las pesquisas y dar con el paradero de los responsables de este atroz crimen que hoy enluta a los colombianos.

Desde allí, la fuerza pública realizará un consejo de seguridad en el que discuta lo sucedido. En su cuenta de Twitter, la Alcaldía de Ocaña compartió imágenes del encuentro entre la administración local y miembros de las fuerzas militares, donde confirmaron que comenzaron con las averiguaciones: “El Coronel Carlos Alberto Rodríguez de Policía de Norte de Santander, el Coronel Ivan Dario Muñoz del Batallón Santander y el Coronel Juan Carlos Niño Colmenares de la FUDRA 3, recepcionan los casos que vienen generando alteración de la seguridad y la convivencia ciudadana en Ocaña”, precisó la alcaldía ocañera.

Alcaldía de Ocaña
Alcaldía de Ocaña

No es el primer atentado que ocurre en Norte de Santander. De hecho, hace tan solo semanas, hombres armados llegaron a un billar ubicado en la vía que conduce del municipio de Ábrego a la Playa de Belén y dispararon contra las personas que departían en el lugar. Los asesinos serían dos hombres que llegaron a bordo de una motocicleta y abrieron fuego en contra de las personas en el lugar. Las víctimas intentaron huir, pero fueron alcanzadas por los disparos. En el establecimiento fallecieron cuatro personas y otra más murió al llegar a un centro de salud del municipio.

“Ejército y Policía se trasladaron a la zona encontrando en un billar cuatro personas fallecidas y seis fueron trasladas a los hospitales de Ocaña y Ábrego. Posteriormente, una de estas personas fallece dada la gravedad de las heridas y, las otras personas, se encuentran recibiendo atención medica”, dijo el coronel Carlos Martínez, comandante de la Policía de Norte de Santander al diario La Opinión.

Las personas que departían en el lugar eran campesinos que se reunieron para finalizar la semana de trabajo. Las víctimas mortales fueron identificadas como Winston Prada Puentes, Heimer Ortiz Ballesteros, José Luis Vega Plata, Jesús Alberto Vega y Robinson Garay Barbosa.

SEGUIR LEYENDO: