Por fallas mecánicas la estación San Antonio del Metro de Medellín suspendió sus operación

Al parecer, las reparaciones en la estación se extenderán durante todo el día, por lo que no habrá servicio en algunas estaciones.

Metro de Medellín. Foto: Redes sociales.
Metro de Medellín. Foto: Redes sociales.

Pocas horas después de dar inicio a la operación comercial del Metro de Medellín en la mañana de este 17 de junio, la empresa operadora informó que debía suspender el servicio en parte de la línea A por un inconveniente técnico en la estación San Antonio.

De acuerdo al primer anuncio del Metro de Medellín, la línea A operaría únicamente entre Niquía y Parque Berrío, suspendiendo el paso en San Antonio, y entre Poblado y La Estrella, dejando sin servicio las estaciones de Exposiciones y Alpujarra.

Debido a que San Antonio es la conexión con la línea B y el Tranvía de Ayacucho, este servicio también se vería afectado por la situación y solo habría operación entre San Javier y Cisneros. Minutos después se retomó el tránsito de la línea B por San Antonio, pero sin posibilidad de transferencia a la línea A.

En cuanto a la línea A en su tramo norte, posteriormente se notificó que para adelantar las reparaciones correspondientes era necesario suspender el servicio de las estaciones Universidad, Prado y Parque Berrío, que finalmente quedaron sin operación. En ese sentido solo habrá servicio entre Niquía y Caribe.

Según Caracol Radio y Minuto 30, la avería se trata de un daño en catenaria que ocupará las labores técnicas durante todo el jueves y el servicio se normalizará únicamente hasta la madrugada del viernes para el inicio de la operación de ese día.

La compañía informó que de acuerdo a la experiencia en situaciones similares pasadas, pues lo daños de catenaria ya se han presentado con anterioridad en otros tramos, la reparación toma tiempo.

La suspensión del servicio, que ocurrió horas después del inicio de la operación, ocasionó que varios usuarios quedaran detenidos en las estaciones y se presentaran aglomeraciones. Debido a esa situación, al parecer, el Área Metropolitana liberó las rutas hacia el centro de la ciudad para facilitar el tránsito.

Cabe reiterar que la línea A opera únicamente entre Niquía y Caribe y Poblado y La Estrella, en ese sentido, Universidad, Hospital, Prado, Parque Berrío, Alpujarra, Exposiciones e Industriales no tienen servicio. La línea B opera con normalidad, pero no hay posibilidad de cambio a la línea A, porque San Antonio no tiene servicio.

Otros cierres y anuncios del Metro de Medellín

Debido a labores de mantenimiento en las líneas de Metrocable, la Línea K (Acevedo - Santo Domingo) suspenderá su servicio desde el domingo 6 de junio hasta el viernes 18 de junio. Volverá a operar el sábado 19 en su horario habitual. Metrocable línea J (San Javier – La Aurora) no operará desde el sábado 19 de junio hasta el jueves 24 de junio. Reanudará su servicio el viernes 25 en el horario acostumbrado.

Se trata de un mantenimiento mayor que según la empresa Metro, “permitirá obtener la certificación anual de un experto independiente que garantiza que los sistemas cumplen con todos los parámetros de seguridad exigidos por la normatividad internacional”.

El mantenimiento incluye protocolos de prueba para verificar que las líneas cumplen con los parámetros de los equipos y los rangos permitidos, que las curvas de frenado sean correctas y que se activen las seguridades de los sistemas al detectar fallas.

La Línea K, adicional a las pruebas, tendrá un cambio en el cable multipar ubicado en el tramo entre Acevedo y Andalucía, un nuevo cable que lleva las señales de comunicación que ya fue instalado también entre Popular y Santo Domingo.

Justo en el momento en que se presentaba la situación de suspensión de servicio, el alcalde de Medellín, Daniel Quintero, anunció la firma del convenio de estudios para la Línea S que comunicará a Sabaneta con el centro de Medellín de manera Subterránea.

“Los estudios de la nueva Línea S le dan continuidad del Plan Maestro del sistema masivo de transporte del Valle de Aburrá. No podemos depender de una sola línea de transporte y debemos garantizar un sistema paralelo”, anunció Tomás Elejalde, gerente del Metro de Medellín.

Los estudios determinarán la viabilidad técnica y económica para la construcción de la línea S y tendrán tres fases: caracterización, estudio de demanda y viabilidad económica. Estos estudios costarán 9.638 millones y la empresa Metro aportará el 38%.

SEGUIR LEYENDO: