Valle del Cauca pasó de alerta roja hospitalaria a naranja

La reducción en la ocupación de camas UCI fue indispensable para la decisión.

En estos momentos la ocupación está en un 85% y permite atender a los pacientes dentro del territorio. Vía: Colprensa
En estos momentos la ocupación está en un 85% y permite atender a los pacientes dentro del territorio. Vía: Colprensa

Después de cinco semanas en alerta roja hospitalaria, con una ocupación de más del 90% de las camas UCI (Unidades de Cuidado Intensivo) en el departamento, las autoridades de salud de del Valle del Cauca decidieron bajar la alerta roja en salud a naranja. En estos momentos la ocupación está en un 85% y permite atender a los pacientes dentro del territorio.

El gobierno del Valle confirmó que de acuerdo con la disminución de la velocidad de contagios por COVID-19 en la región, las camas disponibles en comparación con las primeras semanas del año son más, y ya no es necesario recurrir a la ruta humanitaria para el traslado de pacientes a otras locaciones del país, como se venía manejando desde finales del 2020.

“Bajamos la alerta, pasamos a alerta naranja. Esto es muy importante para el sector de la salud, pero sobre todo agradecerles a los vallecaucanos porque esto lo logramos al cumplir las medidas que sabemos que no les gustan a muchos sectores, pero que son importantes porque esto permite que otras especialidades médicas puedan empezar a laborar nuevamente”, afirmó durante el informativo institucional ’'Conectados con el Valle’', la gobernadora Clara Luz Roldán.

Desde la secretaria departamental de salud, en cabeza de Miyerlandi Torres, se comentó que el análisis epidemiológico arrojó un número de reproducción de 0,73 (por debajo de uno), esto significa que por cada diez personas contagiadas se transmite el virus SARS CoV – 2 a unas ocho personas.

Además, explicaron que la ocupación de este domingo fue del 87 % cuando hasta hace unos días el porcentaje llegaba a un 99 %, razón por la cual se construyó un decreto con todos los médicos especialistas y las clínicas más grandes del departamento.

’'El 07 de febrero logramos hospitalizar 41 personas y recibimos unas 76 solicitudes de las que descartamos 35. Este comportamiento se compara con la fase crítica que tuvo el departamento entre los días 13, 14 y 15 de enero cuando se hospitalizaron 72 personas por día. Es decir, casi la mitad se ha bajado’', explicó María Cristina Lesmes, secretaria de Salud del Valle

Otra cifra importante es la de la ocupación de camas UCI por covid, esta pasó de 550 pacientes en promedio durante enero, a 427 personas en febrero. De igual manera, los índices de mortalidad están en 2,6 por ciento, un número también reducido. Esto permitió que desde el 20 de enero no exista la necesidad de remitir pacientes a otras regiones

Respecto a eso, se tomó la decisión de: “Como ha bajado la ocupación de las mismas, darle libertad a algunas especialidades para operar cirugías que teníamos represadas no en la normalidad total, pero sí un número adicional que ya veníamos abriendo, es decir, que ya no se van a hacer cirugías de urgencias sino programadas con condiciones especiales. Incluso están habilitadas las cirugías plásticas para menores de 60 años y todas las de oftalmología que no son de alto riesgo”, confirmó la funcionaria.

El comportamiento de la ciudadanía ha sido clave para lograr esta mejoría, pues se cree que al menos el 85% de las personas del departamento son receptivas a las campañas de autocuidado incentivadas por el gobierno, y eso ayuda para que los contagios se reduzcan.

“Si bien nos hemos encontrado algunos sectores en la capital vallecaucana en donde no interesa usar tapabocas, hay aglomeraciones o persiste el mito de que el covid no existe, en realidad son muy pocos comparados con la mayoría”, aseguró Danis Rentería, secretario de Paz y Cultura Ciudadana de Cali.

Lea más.

MÁS LEIDAS AMÉRICA

MAS NOTICIAS