Como acto de reconciliación, víctima de secuestro por las Farc donó terrenos para proyectos productivos

Álvaro Zora fue la primera víctima de secuestro por las Farc en el departamento del Chocó.

En las imágenes, Álvaro Zora, víctima de secuestro de las Farc, y Pastor Alape, exguerrillero. Fotos: Consejo Nacional de Reincorporación
En las imágenes, Álvaro Zora, víctima de secuestro de las Farc, y Pastor Alape, exguerrillero. Fotos: Consejo Nacional de Reincorporación

Este viernes 5 de febrero, algunos excombatientes de las Farc-EP estuvieron presentes en una jornada de reconciliación en el departamento del Chocó, en la que participaron varias de sus víctimas, el alcalde de Quibdó y las autoridades que garantizan el proceso de reincorporación de los exguerrilleros, así como del pago a las víctimas.

En este encuentro, como en muchos otros, los excombatientes de la otrora guerrilla escuchan las historias de aquellos que fueron sus víctimas durante los más de 50 dolorosos años de conflicto, pero en esta ocasión se encontraron con que una de esas personas, en un acto de perdón y reconciliación, decidió donarles un terreno para que los excombatientes comprometidos con el proceso de paz sigan desarrollando sus proyectos productivos.

Esta persona fue el empresario Álvaro Zora, quien sería la primera víctima de secuestro en el departamento del Chocó por el extinto grupo armado. Así lo confirmó el ahora partido político Comunes, conformado por los excombatientes de las Farc-EP firmantes del acuerdo de paz.

El encargado de recibir los predios de Zora fue el exguerrillero Pastor Alape, delegado del partido Comunes al Consejo Nacional de Reincorporación (CNR). Según el delegado, en la jornada realizada en Quibdó, los excombatientes se reunieron con líderes de la reincorporación y comunidades negras para organizar iniciativas productivas para la paz.

Según citó Caracol Radio, el empresario Álvaro Zora hizo esta donación “para que no se repitan los hechos atroces de la guerra” de los que él fue víctima y selló su entrega en un abrazo con el exguerrillero Alape.

Por su parte, el delegado de los Comunes en el CNR expresó que esta entrega lo llenaba de felicidad. “La emoción nos llena de fiesta hasta las lágrimas de sentir que este es el camino: el de la paz y la reconciliación, al recibir de Don Álvaro Zora, comerciante y víctima de secuestro, este predio para proyectos productivos de la reincorporación”.

“Lo más importante, que nos emociona tanto, es que este hombre en un verdadero acto de perdón, hoy nos manifestó con sinceridad que la donación que hacía es para que se garantice la ‘No repetición’, y para que nos podamos reencontrar como ciudadanos, teniendo la convicción y fe de que la paz es el único camino”, citó la emisora al excombatiente.

En el encuentro también estuvieron presentes el alcalde de Quibdó, Martín Sánchez y el padre de la Iglesia Católica, Albeiro Parra.

The Economist dice que la JEP desmintió a sus detractores

La Jurisdicción Especial para la Paz, órgano de justicia transicional pactado en La Habana, realizó su primera imputación, la cual señala a ocho cabecillas de la extinta guerrilla de las Farc de haber cometido crímenes relacionados con la toma de rehenes y privaciones de la libertad en el marco de los secuestros cometidos para financiar su guerra.

La llamada JEP, a pesar de los elogios internacionales por su única estructura centrada en la memoria y reparación en posconflicto, ha recibido fuertes críticas a nivel nacional protagonizadas por el partido de Gobierno, Centro Democrático. El mismo, liderado por el expresidente Álvaro Uribe, ha insistido en derogar dicho tribunal por su supuesta pretensión de impunidad para los excombatientes.

Con estos elementos en consideración, en la edición del 6 de febrero de la prestigiosa revista The Economist, se hizo un análisis de la histórica e inédita acusación a líderes como Rodrigo Londoño, mejor conocido como ‘Timochenko’ y dos miembros del congreso.

Según la publicación británica dijo que “el 28 de enero, la JEP desmintió a sus críticos” y resaltó que actuó ante crímenes de guerra y crímenes en contra de la humanidad de las personas. El medio afirmó que “las revelaciones de la JEP muestran que el sistema único de ‘justicia transicional’ de Colombia puede tener éxito” y resaltó que, a diferencia de otros tribunales impuestos por organizaciones internacionales, este es el primero que logra ser implementado bajo acuerdo de las partes por medio de un proceso de paz.

MÁS SOBRE OTROS TEMAS: