Mientras la ocupación de las UCI está llegando al 85%, el Colegio de Médicos de Bogotá pide declarar alerta roja hospitalaria

El número de pacientes que ha tenido que ser internado en unidades de cuidados intensivos siguen alarmando en la capital, que llega al 84,9 % de ocupación.

El personal médico habla entre sí antes de entrar en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) para pacientes que sufren COVID-19 en el hospital El Tunal de Bogotá, Colombia, 12 de junio, 2020. REUTERS/Luisa González
El personal médico habla entre sí antes de entrar en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) para pacientes que sufren COVID-19 en el hospital El Tunal de Bogotá, Colombia, 12 de junio, 2020. REUTERS/Luisa González

Este 4 de enero El Colegio Médico de Bogotá solicitó declarar alerta roja hospitalaria y emergencia sanitaria en la capital del país.

infobae-image

“La situación de creciente y rápido contagio de personas en Bogotá por covid-19 ha generado una sobreocupación y demanda de los servicios de urgencias y un incremento en el uso de las camas de Unidades de Cuidado Intensivo (UCI) en clínicas y hospitales de la ciudad”, explicó la agremiación.

De acuerdo con la entidad, cifras oficiales de la Secretaría Distrital de Salud no son consecuentes con la realidad que se vive actualmente en los hospitales y clínicas de la ciudad, pues de 60 instituciones de salud habilitadas con camas UCI, 23 ya tienen una ocupación del 100%, y las demás están entre el 70% y el 100%.

Las cifras, cuya fecha de corte es el 4 de enero, muestran que en la capital de la República la ocupación total de las UCI es del 84,9 %. De un total de 2.250 camas, 1.911 ya están copadas.

Así mismo, la ocupación de las unidades de cuidados intensivos destinadas a atender a pacientes con coronavirus es alta, pues la alcaldía destacó que ya va en un 79,6 %.

Entre septiembre y octubre, los indicadores se mantuvieron estables en naranja, pero desde los primeros días de diciembre la curva comenzó a ascender, volviendo a cifras rojas, una tendencia que no se veía desde mediados de 2020.

Cabe recordar que, el aumento de los casos de coronavirus en Bogotá y el numero creciente de personas fallecidas obligó a la alcaldía a decretar la cuarentena estricta en tres localidades: Suba, Usaquén y Engativá, además de otras medidas adicionales como el pico y cédula todo el mes de enero y la restricción del consumo de bebidas alcohólicas.

Adicionalmente, el Colegio de Médicos denunció que en la actualidad existe una gran dificultad para obtener medicamentos para atención en las UCI, problema que se ha evidenciado desde julio pasado, cuando se emitió una alerta internacional en este sentido.

Respecto al abastecimiento de medicamentos, el Ministerio de Salud se refirió, este 5 de enero, al avance que se presenta en el tema.

Leonardo Arregocés, director de Medicamentos y Tecnologías en Salud, manifestó que ha sido un tema complejo que se viene trabajando desde hace meses y para el cual el Gobierno se ha estado preparando.

“Hace varios meses identificamos los medicamentos que tendrían un mayor riesgo de entrar en desabastecimiento si hubiera una cantidad muy grande de pacientes”, manifestó el director

Asimismo, indicó que el ministerio, Invima y Fondo Nacional de Estupefacientes revisaron cuál sería el proceso para hacer que los medicamentos de esa lista estuvieran disponibles en el país en grandes cantidades y mucho más rápido, señalando que “nos ha funcionado bastante bien, porque en este momento en el país hay disponible cinco o seis veces más medicamentos de los que habían antes de la pandemia”.

Por otro lado, cifras de la Asociación de Medicina de Urgencias y Emergencias (ACEM) indicó que el 30% del personal de salud en la capital no está disponible, pues algunos han fallecido, otros están incapacitados o aislados por la pandemia y otra parte ha renunciado a sus contratos por no tener garantías de bioseguridad y laborales en condiciones dignas.

Le podría interesar