El hallazgo arqueológico se presentó en la obras de ampliación de la vía que va de Cali a Yumbo, en el Valle del Cauca.
El hallazgo arqueológico se presentó en la obras de ampliación de la vía que va de Cali a Yumbo, en el Valle del Cauca.

En medio de unas obras de ampliación de una vía en Valle del Cauca, trabajadores encontraron unos restos humanos, que tras ser valorados por arqueólogos se reveló que se trataba de la tumba de un adolescente indígena que había vivido hace 2.000 años.

El hallazgo se presentó en la vía que va de Cali a Yumbo, en unas obras de ampliación de calzada. El Instituto para la Investigación y la Preservación del Patrimonio Cultural y Natural del Valle del Cauca (Inciva) explicó que se registró en la segunda fase de prospección, rescate y monitoreo arqueológico; según cita el diario El Tiempo.

Ese proceso se realiza en zonas con riqueza arqueológica conocida para evitar que las construcciones dañen el patrimonio. Por lo que un grupo de arqueólogos realiza excavaciones para verificar que el lugar esté apto para la consecución de las obras de infraestructura.

"El trabajo de arqueología preventiva en el sector de Arroyohondo se consideró especialmente interesante desde su inicio debido a que se estimaba que en el piedemonte de la cordillera Occidental podrían encontrarse asentamientos prehispánicos relacionados bien con la región Calima o con el valle geográfico del río Cauca, lo que en ambos casos implica la ampliación de la frontera de las sociedades que habitaban la montaña y el valle dos mil años atrás", explicó a El Tiempo el director del Inciva, Álvaro Rodríguez.

Los arqueólogos ahora buscan determinar si se trata de la sociedad Yotoco de la región Calima o de los Malagana del río Cauca.
Los arqueólogos ahora buscan determinar si se trata de la sociedad Yotoco de la región Calima o de los Malagana del río Cauca.

En efecto, en medio de ese trabajo los arqueólogos, dirigidos por Sonia Blanco, hallaron una tumba de pozo y cámara a una profundidad de 2,50 metros. "Contiene el cuerpo de un individuo adolescente dispuesto sobre un lecho de piedras, en posición de cúbito lateral flejado y con disposición oriente–occidente. Los restos estaban acompañados de dos vasijas de cerámica y algunos líticos", afirmó Rodríguez.

De acuerdo a la investigación, se trata de un entierro primario acompañado de un ajuar fúnebre, y detalla que los restos están bien conservados pese a las olas invernales y múltiples construcciones que se han presentado en el lugar del hallazgo. Ahora se realizarán análisis para determinar si se trata de la sociedad Yotoco de la región Calima o de los Malagana del río Cauca.

Los arqueólogos resaltaron que la importancia del descubrimiento radica en que no había evidencia reportada para el sector de Arroyohondo, por lo que es una oportunidad para ampliar el conocimiento sobre las sociedades que allí habitaron. Además de que estiman que muchos yacimientos han sido afectados por las construcciones anteriores de vías, edificaciones y redes de servicios.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: