SpaceX lanzó con éxito la cápsula de carga no tripulada Dragon a la Estación Espacial Internacional (EEI). El evento se pudo ver en vivo a través del canal de Youtube de la compañía de Elon Musk.

Este tipo de lanzamientos de cápsulas de carga no tripuladas son casi una rutina para SpaceX, pero ésta ocurre poco después de que una de las cápsulas Crew Dragon fuera destruida durante una prueba luego de volver de su primera misión sin tripulación en la EEI. Aunque las cápsulas de carga y las Crew son diferentes, se supervisó esta misión con mucha atención.

La cápsula Dragon se lanzó el sábado con un cohete Falcon 9. La misión de SpaceX hacia la EEI es la CRS-17, y se llevaron más de 2500 kilos de equipamiento y provisiones para los astronautas. No hubo tripulación a bordo de la nave, y el punto de lanzamiento fue en la Estación de la Fuerza Aérea de Cabo Cañaveral en Florida.

Elon Musk, fundador de SpaceX (REUTERS/Mike Blake)
Elon Musk, fundador de SpaceX (REUTERS/Mike Blake)

Este lanzamiento había sido previsto originalmente para finales de abril, pero fue pospuesto cuatro veces. La última demora ocurrió debido a una filtración de helio y un problema eléctrico en la plataforma de aterrizaje autónoma.

Éste fue el lanzamiento número 17 del contrato de carga que tiene SpaceX con la NASA, y aún restan tres más que se realizarán antes de principios del 2020.

Con respecto al incidente más reciente, la cápsula Crew Dragon de SpaceX explotó el 20 de abril durante una prueba en tierra en el Centro Espacial Kennedy, según confirmó un senador estadounidense, cuestionado sobre lo que la NASA llamó una "anomalía".

"La anomalía más reciente de SpaceX provocó la pérdida total de la cápsula", afirmó durante una audiencia el senador Richard Shelby, presidente de una comisión del Senado que administra el presupuesto de la NASA.

El cohete Falcon 9 de SpaceX con la cápsula Crew Dragon en el Kennedy Space Center de Florida (Photo by Jim WATSON / AFP)
El cohete Falcon 9 de SpaceX con la cápsula Crew Dragon en el Kennedy Space Center de Florida (Photo by Jim WATSON / AFP)

El accidente del 20 de abril representa un mayor problema del que la agencia espacial ha reconocido hasta ahora. Ni SpaceX ni la Nasa admitieron de manera oficial que fue una explosión, pretextando que la investigación está en curso.

Pero una nube de humo fue fotografiada sobre el sitio, mientras que un video interno de la explosión se filtró de manera anónima en Twitter, causando un llamado al orden de la Nasa que confirmó indirectamente su autenticidad.

Se espera que la cápsula Crew Dragon se convierta en uno de los dos taxis de la Nasa para la Estación Espacial Internacional de aquí al fin del año. El primer vuelo tripulado, con dos astronautas, estaba previsto antes del fin del año.

El ejemplar que explotó el 20 de abril, durante la prueba de sus propulsores, tenía que ser lanzado por un cohete los próximos meses durante una prueba a escala real del sistema de emergencia, que le permitirá regresar a la Tierra si el cohete en algún momento tiene un problema.

SpaceX y la NASA tienen que descubrir de manera urgente la causa de la explosión, y la empresa de Elon Musk tendrá que construir un nuevo ejemplar de la cápsula para reemplazar la que explotó.

Con información de AFP

SEGUÍ LEYENDO: