En agosto de 2020, Brasil rechazó 70 millones de vacunas de Pfizer a la mitad del precio pagado por Estados Unidos y la Unión Europea

El vicepresidente de la Comisión de Investigación Parlamentaria que evalúa la gestión del gobierno de Jair Bolsonaro dijo que el monto a pagar por dosis resultó caro para el entonces ministro de Salud, Eduardo Pazzuelo, quien desestimó la oferta

REUTERS/Dado Ruvic/Illustration/File Photo
REUTERS/Dado Ruvic/Illustration/File Photo

El gobierno del actual presidente, Jair Bolsonaro, rechazó el año pasado las vacunas de Pfizer a mitad de precio pagadas por Estados Unidos, Reino Unido y la Unión Europea, aseguró el senador Randolfe Rodrigues en declaraciones que reproduce Folha desde San Pablo.

La revelación del vicepresidente de la Comisión de Investigación Parlamentaria (CPI, por sus siglas en portugués) sugiere que la llegada de estas vacunas y la inmunización temprana de la población podría haber salvado la vida de miles de personas que sucumbieron a la enfermedad y pérdidas millonarias a causa del cierre de la economía, estima el periódico.

Pero para el entonces ministro de Salud, Eduardo Pazuello, el precio presentado en agosto de 2020, USD 10, resultó caro. Si hubiese aceptado, en diciembre del año pasado se hubieran entregado 70 millones de dosis.

Para Eduardo Pazzuelo, el precio de las dosis era elevado.
Para Eduardo Pazzuelo, el precio de las dosis era elevado.

A causa del retraso en los contratos, las primeras dosis de Pfizer llegaron recién en abril. Pasaron ocho meses entre la primera oferta y la entrega.

En Estados Unidos y el Reino Unido para ese momento ya habían inmunizado alrededor del 40% de la población con dos dosis y sus economías funcionaban casi con normalidad. Ambos países pagaron alrededor de USD 20 por dosis. El doble del precio rechazado por Brasil. En la Unión Europea las dosis cuestan USD 18,60.

Con un PIB (Producto Interno Bruto) total de USD 1.4 billones en 2020, los USD 5.900 millones que ahora otorga el Ministerio de Salud para la vacunación brasileña corresponden a un día y medio de un hipotético bloqueo nacional, sin tener en cuenta domingos y festivos. El monto equivale al 10% de las ayudas de emergencia pagadas en 2020 y es inferior a los USD 8.715 millones previstos este año para compensar el cierre de la economía, según el informe del diario Folha.

Al parecer Pfizer envió un total de 53 correos electrónicos al Gobierno hasta agosto del año pasado, esperando una respuesta a la oferta de las 70 millones de vacunas, según las declaraciones de Randolfe Rodrigues. El senador pertenece al Partido Rede (Red de Sustentabilidad), pero también militó en el Partido de los Trabajadores de Lula da Silva (PT) cuando estaba en el poder, luego en el Partido Socialista (PSOL) y hoy es uno de los líderes de la oposición al gobierno de Bolsonaro en la cámara alta del parlamento de Brasilia.

Para la CPI, Pazuello calificó la propuesta de Pfizer de “agresiva”, señaló obstáculos en las cláusulas del contrato y dijo que consideraba demasiado alto el precio de USD 10 por dosis, monto aceptado meses después, aún bajo la administración de Eduardo Pazuello.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro. EFE/ Joédson Alves/Archivo
El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro. EFE/ Joédson Alves/Archivo

Previo a la llegada de las dosis de Pfizer, la vacunación se realizaba con AstraZeneca y Butantan, pero ambas en bajas cantidades. Solo el 11% de la población brasileña cuenta con dos dosis, según el diario Folha.

El Ministerio de Salud dice que destinó 30 mil millones de reales para la contratación de más de 660 millones de dosis de vacunas contra el covid-19. En dólares, por lo tanto, el país estará pagando alrededor de USD 9 en promedio por dosis.

En general, en la comparación internacional realizada por el diario Folha con base en la información disponible, Brasil está pagando precios compatibles con la mayoría de países. La gran ventaja a su favor viene precisamente con el producto de inmunización de Pfizer, el primero ofrecido al gobierno de Bolsonaro.

Para Paulo Lotufo, epidemiólogo y profesor de la Facultad de Medicina de la USP, Brasil perdió “una oportunidad de oro de salir adelante con Pfizer a precios convenientes”.

“Pfizer se dio cuenta de que estaría por delante en la carrera de las vacunas, pero necesitaría mucho de Brasil porque sería un lugar de aplicación inmediata, un escaparate más grande de lo que resultó ser Israel, con la ventaja de que el SUS (Sistema Único de Salud) es un buen pagador y el único en el país “, dice Lotufo.

Personal médico trabaja en la UCI de un hospital en Sao Paulo (Brasil). EFE/Fernando Bizerra Jr./Archivo
Personal médico trabaja en la UCI de un hospital en Sao Paulo (Brasil). EFE/Fernando Bizerra Jr./Archivo

“Cualquiera sea el precio de la vacuna ofrecida a Brasil, valdría la pena. Ya sea por el impacto en la vida, las pérdidas colosales de una economía cerrada o el costo de 1.500 reales (unos USD 300) por día para un paciente hospitalizado en una UCI Covid “, dijo a Folha Eder Gatti, especialista en inmunizaciones en enfermedades infecciosas.

Entre todos los agentes de inmunización aplicados en el mundo, AstraZeneca, producido en Brasil por Fiocruz, es el más barato, con precios entre USD 2,15 y USD 4 por dosis. En Brasil, el valor es de USD 3,16. Desde el principio, AstraZeneca dijo que no tenía como objetivo obtener ganancias en la fabricación y comercialización de la vacuna desarrollada en asociación con la Universidad de Oxford.

Pese a la negativa inicial del gobierno de Bolsonaro en relación a Pfizer, el Ministerio de Salud prevé la compra este año de prácticamente la misma cantidad de dosis al laboratorio estadounidense y a AstraZeneca (200 millones y 210,4 millones, respectivamente).

Las cantidades y precios adquiridos por Brasil se obtuvieron en contratos públicos del Ministerio de Salud y declaraciones de las autoridades en el CPI. Parte de los valores también fueron divulgados por proveedores, como Fiocruz, u obtenidos a través de otros documentos de la carpeta, según la información provista por el diario Folha.

SEGUIR LEYENDO: