Cómo encontrar el flujo de trabajo que permita un mejor desempeño y más satisfacción con las tareas

Cuando las horas pasan rápidamente porque estamos sumergidos en las tareas, genera satisfacción y disfrute. Llegar a eso requiere encontrar el equilibrio entre una actividad demasiado fácil y una muy difícil

El flujo de trabajo podemos hacerlo surgir naturalmente, pero “eso requiere de una serie de ajustes conscientes en la forma en que trabajamos” (Getty Images)
El flujo de trabajo podemos hacerlo surgir naturalmente, pero “eso requiere de una serie de ajustes conscientes en la forma en que trabajamos” (Getty Images)

Cuando nos sentamos a trabajar y de repente todas las preocupaciones de la vida cotidiana desaparecen, nos sentimos comprometidos, sumergidos en la tarea, con la satisfacción de que el proyecto que tenemos entre manos va progresando. De repente, miramos el reloj y las horas pasaron tan rápido que nos cuesta creerlo. Eso es “estar en flujo”, un término utilizado por psicólogos para describir el “punto dulce” del trabajo, en el que no hay ni aburrimiento, ni ansiedad, el momento soleado en el que nuestra actividad no es demasiado difícil, como para que genere frustración; pero tampoco demasiado fácil, de forma que nos mantiene aprendiendo.

Ese equilibrio dorado, es una gran satisfacción y los especialistas aseguran que podemos hacerlo surgir naturalmente, pero “eso requiere de una serie de ajustes conscientes en la forma en que trabajamos”, afirmó Sam Spurlin, consultor y entrenador en organizaciones, donde asesora sobre la mejor forma de trabajar.

El aburrimiento es el resultado de tener habilidades que superan con creces los desafíos actuales  (Getty Images)
El aburrimiento es el resultado de tener habilidades que superan con creces los desafíos actuales (Getty Images)

Los problemas para encontrar el flujo

El experto mencionó los dos principales inconvenientes de todo integrante de un equipo laboral para conseguir ese punto dorado llamado “flujo” y los describió de la siguiente forma:

1- Muy poco desafío

El aburrimiento es el resultado de tener habilidades que superan con creces los desafíos actuales, algo que puede ocurrir tanto en un espacio laboral como de estudio. El especialista propone “comenzar a alterar las tareas aburridas encontrando formas de hacerlas más desafiantes. Al plantear el desafío, puede aportar niveles más altos de habilidad a la actividad”.

Entonces, si la tarea es demasiado aburrida o poco desafiante, será mejor quitarla de en medio lo antes posible para poder concentrarse en las cosas mejores. Por ejemplo, se puede generar un desafío desarrollando esa tarea aburrida en determinada cantidad de tiempo. El objetivo se vuelve más claro, sabes si estás progresando con éxito y tienes algo a lo que aspirar. Por ejemplo, los corredores de larga distancia combaten la apatía tratando siempre de batir su último tiempo. En la experiencia de Spurlin, algunas personas que trabajan en oficinas se enorgullecen de llegar a la “bandeja de entrada cero” lo más rápido posible.

Se puede generar un desafío desarrollando esa tarea aburrida en determinada cantidad de tiempo  (Getty Images)
Se puede generar un desafío desarrollando esa tarea aburrida en determinada cantidad de tiempo (Getty Images)

Además, recomendó una serie de prácticas sencillas que ayudarán a acelerar esa tarea que trae poca satisfacción: Aprende los atajos de teclado, encontrar otras herramientas que agilicen la tarea, detectar las ineficiencias en su flujo de trabajo y eliminarlas.

Estas herramientas contribuirán a desafiarse a uno mismo con la tarea en sí y con las propias habilidades para resolver problemas lo que allana el camino para encontrar el flujo donde antes había tedio. “Recuerde que la productividad se trata de vivir con un propósito y llegar a las cosas que más disfruta”, agregó.

Otra manera de buscar el flujo es volverse un experto en la tarea. En lugar de quedarse en un nivel superficial se puede profundizar en el conocimiento de ese punto del trabajo. El experto propuso, por ejemplo que, si a uno no le gusta tener que llenar papeleo redundante, proponer un método simplificado que ahorre tiempo y dinero a la empresa. O también, se puede desarrollar la habilidad para hacerlo, conociendo hasta el último detalle el software con el que se realiza esa tarea para terminarla de forma rápida y con menos esfuerzo. “No sólo es más probable que experimente el flujo, sino que también puede desarrollar algunas habilidades que lo hagan verdaderamente indispensable para su organización”, señaló. Es decir, agregó, “de repente, su falta de desafío puede convertirse en una educación en los matices de su oficio”.

"Cuando la brecha entre el desafío y la habilidad es demasiado grande, no puedes experimentar el flujo”, precisó Spurlin
"Cuando la brecha entre el desafío y la habilidad es demasiado grande, no puedes experimentar el flujo”, precisó Spurlin

2-Demasiado desafío

Este es el punto opuesto: encarar tareas que impliquen demasiado desafío y toparse con la propia falta de habilidad o conocimientos. Esto genera ansiedad y estrés.

“Es necesaria una cierta cantidad de tensión entre la habilidad y el desafío para encontrar la fluidez y continuar impulsando sus habilidades para mejorar. Cuando la brecha entre el desafío y la habilidad es demasiado grande, no puedes experimentar el flujo”, precisó Spurlin.

Aquí, el especialista propone dos caminos como las formas más rápidas de superar el desafío: Uno, acordar una nueva fecha límite que permita un poco más de tiempo para cerrar el trabajo. Y dos, aceptar la ayuda de alguien más capacitado para esa tarea. “Un correo electrónico rápido a un mentor, comprar un café para un miembro senior del equipo o simplemente pedirle consejo a alguien sobre cómo proceder. Sus opciones para reducir el desafío de una tarea son numerosas si simplemente está dispuesto a preguntar”, afirmó. “Los beneficios son dobles: obtiene una perspectiva externa para ayudarlo y construye su red, una de las cosas más importantes que puede hacer por su carrera”, subrayó.

Las formas más rápidas de superar el desafío: Uno, acordar una nueva fecha límite que permita un poco más de tiempo para cerrar el trabajo. Y dos, aceptar la ayuda de alguien más capacitado para esa tarea
Las formas más rápidas de superar el desafío: Uno, acordar una nueva fecha límite que permita un poco más de tiempo para cerrar el trabajo. Y dos, aceptar la ayuda de alguien más capacitado para esa tarea

La solución a la ansiedad que puede generar estas tareas demasiado desafiantes será elevar las habilidades en el punto que está causando un problema. Reflexionar honestamente para identificar el punto que es necesario mejorar, incluso un colega de confianza puede ayudar en este aspecto.

El especialista sugiere darse 30 días para crear un hábito de práctica de esa tarea para procurar mejorarla. “No vas a ser un experto después de un mes de concentración en el logro de habilidades, pero ciertamente estarás en la dirección correcta. Es fácil adquirir el hábito de la impotencia, uno en el que sentimos que nunca seremos lo suficientemente buenos. Pero en un mundo de cursos en línea gratuitos, reuniones y otros recursos gratuitos, tienes mucho control sobre cómo encontrar y aprender las habilidades que necesitas”, recomendó.

"En un mundo de cursos en línea gratuitos, reuniones y otros recursos gratuitos, tienes mucho control sobre cómo encontrar y aprender las habilidades que necesitas”  (Gettyimages)
"En un mundo de cursos en línea gratuitos, reuniones y otros recursos gratuitos, tienes mucho control sobre cómo encontrar y aprender las habilidades que necesitas” (Gettyimages)

En conclusión, tener la experiencia fascinante de hallar el flujo de trabajo en forma natural es una señal de que se está disfrutando del trabajo. “Elevar su conciencia de la relación habilidad/desafío de sus responsabilidades diarias le permite comenzar a tomar control sobre la cantidad de flujo que experimenta a diario”, dijo.

La satisfacción en el trabajo es una responsabilidad propia y no del entorno, hay que encontrar la manera de hallar el flujo.

SEGUIR LEYENDO