Un conductor borracho atropelló este miércoles por la mañana a un ciclista -que pelea por su vida- y a los pocos metros chocó con otro auto en una secuencia de accidentes que comenzó en el barrio porteño de Villa Devoto y culminó a los pocos metros, ya en Agronomía. Tenía 2,14 gramos de alcohol en sangre.

El hecho se produjo alrededor de las 5:30 en la avenida Beiró al 3700. Sebastián Devoto iba en su bicicleta mountain bike negra por el costado de la calle, casi pegado al cordón, cuando un Volkswagen Gol gris que venía a toda velocidad lo embistió y se dio a la fuga. Las cámaras de seguridad capturaron la violenta escena.

Efectivos de la Comisaría Vecinal 11 B de la Policía de la Ciudad acudieron alertados por un llamado al 911. Cuando llegaron, encontraron a Devoto recostado sobre el pavimento y unos restos de plástico gris del vehículo esparcidos a su alrededor.

Una ambulancia del SAME trasladó al herido al Hospital Zubizarreta con diagnóstico de politraumatismo con compromiso neurológico, con asistencia respiratoria mecánica y múltiples fracturas. Luego fue derivado al Sanatorio Finochietto.

A los pocos minutos, un nuevo llamado dio aviso de otro accidente, llegando al cruce de las avenidas Beiró y Nazca, a ocho cuadras. Era el mismo Volkswagen Gol, que tras escapar colisionó de frente a un rodado que estaba detenido en el semáforo. Los oficiales de la Comisaría cotejaron los plásticos encontrados en el lugar del primer incidente, confirmando que pertenecían al mismo auto. Los registros fílmicos certificaron lo propio.

El conductor, identificado como Miguel Ivanovich, de 28 años, fue asistido y también trasladado al Zubizarreta, donde permaneció unas horas con custodia policial. Fuentes policiales comunicaron que "se le notaba un alto estado de ebriedad". El test confirmó luego que Ivanovich manejaba con 2,14 gramos de alcohol en sangre (el límite de tolerancia máximo es de 0,5 gramo por litro).

Finalmente, pasadas las 16, el detenido fue dado de alta y trasladado primero a la Oficina Central de Identificación para posteriormente ser alojado en la alcaldía de la Comisaría Comunal 6.

La causa quedó caratulada como lesiones culposas. Interviene la fiscalía penal contravencional y de faltas N° 19, a cargo de Lorena San Marco, quien ordenó el secuestro de los plásticos y la bicicleta, y solicitó que se requiera a la oficina de señalización la combinación de semáforos de ese horario.

Devoto, mientras tanto, ingresó al quirófano para tratar las lesiones. Los médicos informaron que el primer paso fue drenar el líquido intracraneal. "Está internado en terapia intensiva en grave estado siendo asistido por el equipo médico de terapia intensiva, traumatología y neurocirugía", decía el primer parte médico. Mañana darán un nuevo comunicado. Su pronóstico es reservado.

SEGUÍ LEYENDO: