Un efectivo de la Policía Bonaerense mató a tiros a dos delincuentes e hirió a un cómplice, quienes se habían metido en el garage de su casa para robarle, en la localidad bonaerense de Isidro Casanova, partido de La Matanza.

El hecho ocurrió en la noche del jueves cerca de las 20:30, en el domicilio del comisario mayor Roberto Regner (56), quien se encontraba de civil estacionando su auto en la cochera cuando fue sorprendido por tres hombres armados que lo amenazaron para robarle.

Regner bajó de su auto Ford Focus blanco y simuló estar a disposición de lo que exigían los delincuentes, uno de los cuales se ocupó de cerrar el portón de entrada. Al identificarse como policía, comenzó un enfrentamiento. El comisario sacó su arma reglamentaria y respondió los disparos. Dos de los intrusos cayeron al suelo baleados, y un tercero tuvo unos segundos más para intentar abrir nuevamente el garage, aunque, sin éxito, recibió también un disparo y se desplomó.

Dos de los tres delincuentes murieron en el acto, mientras que un tercero resultó herido y fue esposado por el policía, quien se desempeña en la planta verificadora de autos de Morón.

Personal de la comisaria San Carlos arribó minutos más tarde al lugar e incautaron el arma reglamentaria de Regner, quien de milagro resultó ileso. Además, secuestraron las armas utilizadas por los ladrones para cometer el robo, dos revólveres calibre 38.

Seguí leyendo