Se implantó dos aletas en el cráneo para experimentar nuevos sentidos: “No me considero 100% humano”

Manel De Aguas (24) es catalán y diseñó un órgano para -según él- conectarse con la naturaleza. Se autopercibe como Transespecie, una elección de identidad que, explica, “une la tecnología con la naturaleza”

TE PUEDE INTERESAR