Cuando hay violencia #notequedesencasa

En cuarentena las mujeres pueden salir de sus casas, viajar y pedir ayuda si sufren cualquier forma de maltrato (físico, psicológico, económico o sexual). No tienen que quedarse encerradas si son insultadas, golpeadas o abusadas. La Secretaria de la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Analía Monferrer, habló con Infobae e informó que hubo 1073 casos atendidos y 15 se derivaron a refugios

lpeker@infobae.com
Las mujeres que sufren violencia no tiene que quedarse en su casa. Pueden llamar al 144. Hay refugios y hoteles disponibles.
Las mujeres que sufren violencia no tiene que quedarse en su casa. Pueden llamar al 144. Hay refugios y hoteles disponibles.

La cuarentena retrocede a fase 1 para evitar la propagación del COVID-19 y las restricciones para circular, moverse, trabajar o salir de casa vuelven a ser más estrictas. Pero las víctimas de violencia de género siempre pueden salir de su hogar si sufren cualquier situación de maltrato o abuso sexual. Si el esposo las acorrala para tener sexo y ellas no quieren.

Si les gritan porque la comida está fría o las empujan para que barran. Si las insultan porque no tienen trabajo o porque los chicos gritan. Si las amenazan con lastimarlas porque miran el teléfono o porque se arreglan para ir al supermercado. Hay un mensaje esencial: el hogar no es una cárcel y la violencia de género no tiene que ser soportada en cuarentena.

Las mujeres y personas trans pueden ir a la comisaría, salir a la calle a pedir ayuda, mudarse a lo de algún familiar o amiga, viajar para trasladarse a otro lugar o llegar a la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema de Justicia de la Nación (OVD), que va a permanecer abierta a pesar de la vuelta a las restricciones más severas en el aislamiento social, preventivo y obligatorio, en Lavalle 1250, de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Las víctimas de violencia de género no están solas y no tienen que soportar el maltrato. La Defensoría General de la Nación lanzó la campaña #NoEstasSola
Las víctimas de violencia de género no están solas y no tienen que soportar el maltrato. La Defensoría General de la Nación lanzó la campaña #NoEstasSola

Las personas que deben hacer una denuncia por violencia se encuentran en una situación de fuerza mayor; por tal motivo, no será posible tramitar con anticipación un certificado pues la situación de emergencia no puede ser anticipada en muchos casos. Por tal motivo las víctimas de violencia doméstica pueden circular para hacer la denuncia, acercarse a la comisaría más cercana o acudir directamente a la Oficina de Violencia Doméstica y también al llegar a la comisaría pueden ser trasladadas a la OVD”, informa Analía Monferrer, Secretaria Letrada de la Oficina de Violencia Doméstica a cargo de la Vicepresidenta de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Elena Highton.

La OVD funciona desde mediados de septiembre de 2008, durante las 24 horas, con un concepto amplio de acceso a justicia. La Vicepresidenta (y única mujer en la conformación actual del máximo tribunal) Elena Highton -junto con quienes integran el Grupo de Trabajo creado por ese Tribunal en el año 2004- monitorea en forma permanente los avances u obstáculos en las funciones de la Oficina. Además, el trabajo de la Corte es nacional pues se firmaron convenios con los 23 superiores tribunales y cortes provinciales y se establecieron oficinas de violencia doméstica -hasta el momento- en Tucumán, Santiago del Estero, Salta, Santa Cruz y La Pampa.

En el 2019 hubo 268 víctimas de femicidio, según el Registro Nacional de Femicidios de la Oficina de la Mujer (OM) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Se trata de 252 femicidios directos y 16 vinculados (cuando se asesina a otra persona para generarle un daño a la mujer a la que se quiere matar o lastimar). Esta cifra “revela la violación sistemática a los derechos humanos de las mujeres en nuestro país”, subrayó Elena Highton de Nolasco, responsable de la OM. La tasa de femicidios en Argentina es de 1,1 cada 100.000 mujeres, igual que en el 2018.

En Argentina hubo 268 víctimas de femicidio según la Oficina de la Mujer de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.
En Argentina hubo 268 víctimas de femicidio según la Oficina de la Mujer de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

En la Corte Suprema se lleva adelante el único monitoreo oficial de femicidios. Y también se sostiene una experiencia modelo que es la Oficina de Violencia Doméstica (OVD). El 90 % de las personas víctimas de violencia doméstica que concurren a la OVD son mujeres y el 10 %. El 76 % de los agresores son ex parejas.

El 98 % de las víctimas denuncia violencia psicológica; el 72 % simbólica; el 67 % física; el 45 %; el 32 % económica; el 16 % social y el 10 % sexual. En la OVD cuentan con un equipo interdisciplinario que puede peritar las lesiones y evaluar el riesgo de las víctimas.

Solo en el 1 % de los casos no hay indicadores de violencia (porque no se puede realizar la entrevista u obtener información) y en casi cuatro de cada diez denuncias (37 %) el riesgo de las víctimas es alto o altísimo. En el 57 % de las situaciones el riesgo es medio y en el 5 % es bajo. En diálogo con Infobae Monferrer evalúo la coyuntura actual, con más de cien días de aislamiento social, preventivo y obligatorio que impacta particularmente sobre las mujeres víctimas de violencia de género.

La Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación permanece abierta y desinfectada para que se pueda denunciar a pesar de la cuarentena.
La Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación permanece abierta y desinfectada para que se pueda denunciar a pesar de la cuarentena.

-En el primer momento de la cuarentena la Corte Suprema subrayó que las víctimas de violencia de género podían salir por “fuerza mayor” y después quedo aclarado que pueden irse de sus casas o denunciar en el Boletín Oficial. Sin embargo, muchas víctimas no lo saben. ¿Se tiene que dar más difusión que “quedate en casa” no es sinónimo de “aguanta la violencia”?

-Siempre la sensación es que falta algo más y hasta que no pueda erradicarse definitivamente la violencia contra las mujeres y con quienes se encuentran en una situación de vulnerabilidad esa sensación permanecerá. Desde la OVD se difunde por todos los medios posibles al alcance del Poder Judicial que la Oficina continúa funcionando. Aclaramos esta situación y además explicamos que el Poder Judicial también sigue funcionando. Quienes integran la magistratura en el fuero civil de familia y en el fuero penal trabajan tanto en forma presencial como remota y las medidas de protección se siguen dictando. Se han dispuesto incluso allanamientos y restitución de niñas y niños.

-¿Qué pasa con las mujeres que contaban con una prohibición de acercamiento de sus agresores?

-Es importante destacar que la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil dispuso la prórroga automática de las medidas dictadas por los 24 juzgados de familia hasta 40 días antes del establecimiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio evitando de esta manera que quienes tenían una orden ya dictada tuvieran que presentarse en tribunales a solicitar una prórroga.

-¿La justicia está cerrada o las víctimas tienen a dónde recurrir?

-También es cierto que las personas pueden pensar que por haberse decretado una feria extraordinaria la justicia está cerrada. Es una buena oportunidad para informar que las personas que se presenten en la OVD serán atendidas, se enviará su denuncia a la autoridad judicial que corresponda (civil, penal y/o contravencional) y/o se hará la consulta telefónica en el momento. Las personas pueden acudir, también, a la sede policial más cercana a sus casas y ser trasladadas a esta Oficina.

Analía Monferrer es la Secretaria Letrada de la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación e informa que ya se atendieron en cuarentena a 1.073 víctimas de violencia de género.
Analía Monferrer es la Secretaria Letrada de la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) de la Corte Suprema de Justicia de la Nación e informa que ya se atendieron en cuarentena a 1.073 víctimas de violencia de género.

-¿Se estableció un protocolo de cuidados para evitar contagios de COVID-19 tanto para las denunciantes como para las trabajadoras?

-En la sede de la OVD se han adoptado medidas de higiene y prevención y se estableció un circuito ante la detección de un caso sospechoso para la protección de las personas que llegan y del personal de la Oficina, conforme las indicaciones del Comité de Seguimiento establecido por la Corte. También es posible que quienes estén atravesando una situación de violencia tengan temor a salir y acudir a un lugar público en el que habrá otras personas esperando para ser atendidas.

-¿Cómo puede hacer una víctima de violencia de género para pedir ayuda en un contexto en el que es difícil salir de la casa, irse a lo de un familiar, hablar con compañeras de trabajo o madres del colegio? ¿En qué lugares se puede pedir ayuda?

-Al estar en este contexto excepcional difundimos el correo de la Oficina (ovd@csjn.gov.ar) para que puedan plantear por ese medio las dudas que tengan antes de salir de sus casas. Ante situaciones de gravedad y emergencia se puede llamar al 911 o al 137 o salir inmediatamente de sus casas y dirigirse a la comisaría más cercana. Pero debemos tener en cuenta que hay una cantidad de situaciones en las que la víctima ni siquiera tiene la posibilidad de hacer un llamado telefónico o enviar un mensaje en un ámbito de privacidad. Estos últimos casos son los más peligrosos pues no hay forma de saber qué es lo que está sucediendo y por ese motivo también es importante que terceras personas que sepan, escuchen, vean o sospechen de alguna situación de violencia, llamen a esas líneas para que la autoridad policial pueda presentarse en el domicilio lo antes posible.

-Recordemos a qué números pueden llamar.

-La víctima también puede llamar a la Línea 144 para recibir orientación y contención (se sumaron tres líneas de whatsapp 1127716463, 1127759047 y 1127759048 (además del correo linea144@mingeneros.gob.ar). Si la situación de violencia no requiriera una intervención inmediata y/o urgente también difundimos que se pueden hacer denuncias por otros medios fuera de la modalidad presencial. Frente a un hecho, por ejemplo, de hostigamiento, se puede llamar al 0800-333-47225 o enviar un correo a denuncias@fiscalias.gob.ar. Esto es el Ministerio Público Fiscal de la Ciudad de Buenos Aires. Están funcionando también los ATAJOS Centros de recepción de denuncias de la Procuración General de la Nación.

-¿Y para recibir asesoramiento o apoyo jurídico?

-Para recibir asesoramiento y/o patrocinio jurídico las personas pueden dirigirse a la Comisión sobre Temáticas de Género de la Defensoría General de la Nación (en este caso, sólo para mujeres): por teléfono 5070-3214/16 y whatsapp (sólo mensajes) 1156002468 y 1136254029; al Patrocinio Jurídico Gratuito de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (violencia familiar y de género; asuntos en materia penal; alimentos; urgencias en temas de salud): consultoriogratuito@derecho.uba.ar. Finalmente, en el caso de adultas mayores se puede llamar a la Línea 108 y es importante saber que se cuenta con un refugio exclusivo para estas personas.

El Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad difundió la Linea 144 y agregó un sistema de Watsapp para que las víctimas puedan pedir ayuda durante la cuarentena.
El Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad difundió la Linea 144 y agregó un sistema de Watsapp para que las víctimas puedan pedir ayuda durante la cuarentena.

-¿Por qué hay hoteles gremiales disponibles para alojar a víctimas que necesiten irse de sus casas, pero no se utilizaron hasta ahora?

-Hasta el momento no tuvimos necesidad de acudir a la utilización de los hoteles gremiales, más allá de que la derivación no es directa desde la OVD sino que se hace a través de la Dirección General de la Mujer (DGM) del Gobierno Autónomo de la Ciudad de Buenos Aires (GCBA). En general, en casos de alto o altísimo riesgo, las mujeres son derivadas al refugio que depende de la Dirección General de la Mujer de la Ciudad. En algunos casos de riesgo medio también las mujeres han podido ingresar al refugio. Estas situaciones no son las mayoritarias porque, en general, cuando la persona termina de ser atendida en la Oficina el mismo día se dictan las medidas de protección que, en caso de ser necesario, le permiten regresar a su casa. De los 1.073 casos atendidos desde el inicio del aislamiento -y hasta el 30 de junio- tuvimos 15 ingresos al refugio, porque casi siempre hay familiares o alguna persona que puede recibirlas.

-En España el partido Vox dice que la violencia de género no existe y que las víctimas no tienen género. ¿Qué porcentaje de mujeres denuncian violencia y que porcentaje de varones?

-Durante el 2019, en la OVD, se registraron 12.457 casos. Las personas afectadas fueron mujeres adultas (59%), niñas (17%), niños (15%) y varones adultos (9%). Entre mujeres y niñas/os, suman el 91% de las personas afectadas. Más allá de los análisis que puedan hacerse respecto de la violencia siempre es importante tener los datos reales de lo que sucede. En este caso, son los datos que se obtienen a partir de las presentaciones que se reciben en la Oficina.

-¿Qué pasa con la violencia contra los niños y niñas?

-Si la víctima es un niño y/o adolescente que sufre violencia, el trámite se lleva a cabo, se hacen las derivaciones y se da intervención al Consejo de Niños, Niñas y Adolescentes de la Ciudad. Siempre que se evalúe algún tipo de riesgo para niñas y niños se da intervención a este organismo para que, dentro de la órbita de su competencia, intervenga y en el trámite de la causa judicial, tendrá la intervención de los Defensores Públicos de Menores e Incapaces de la Defensoría General de la Nación.

La Oficina de Violencia Doméstica (OVD) en Lavalle 1250 mantiene protocolos de higiene para poder funcionar a pesar de la crisis por el Covid-19.
La Oficina de Violencia Doméstica (OVD) en Lavalle 1250 mantiene protocolos de higiene para poder funcionar a pesar de la crisis por el Covid-19.

-¿Hay una gran cantidad de denuncias falsas o es un mito?

-La presentación de una denuncia falsa es una posibilidad en cualquier sistema judicial y en cualquier ámbito, no sólo en los casos de violencia de género o violencia doméstica. Lo que podemos mostrar desde la OVD es que de 114.693 casos atendidos -desde el 15 de septiembre de 2008 y hasta el 31 de mayo del 2020- se ha constatado y condenado sólo en una ocasión a una persona por haber hecho una falsa denuncia en esta Oficina.

-A partir de la visibilización de campañas la violencia física es un signo de alarma. ¿En los sectores medios se mutó de la violencia física a otro tipo de violencias o maltratos para no poder ser detenidos o denunciados?

-De los casos de la OVD correspondientes al 2019 y con relación a las mujeres afectadas (entre 20 y 60 años) observamos que la violencia de tipo física es mucho más frecuente en las denuncias de mujeres del segmento socioeconómico bajo (70%), cuando en los sectores alto y medio los porcentajes llegan a 47% y 57%.

-¿Las otras violencias siguen afectando a mujeres de todas las clases sociales?

-En cuanto a las violencias de tipo económico patrimonial, social y sexual, las diferencias en los porcentajes ya no son tan amplias según el sector socioeconómico al que pertenece la víctima y tampoco se observan diferencias significativas según el sector al que pertenecen las víctimas respecto de las violencias de tipo psicológica, ambiental y simbólica.

El aislamiento no tiene que dejar solas a las víctimas de violencia de género.
El aislamiento no tiene que dejar solas a las víctimas de violencia de género.

-¿La violencia se sufre más en los sectores populares? ¿Si sube el desempleo se va a agravar la falta de autonomía para salir de una casa en donde hay maltrato por falta de recursos económicos?

-Ante cualquier situación difícil, cualquiera sea, si los recursos económicos son escasos, se acentúa esa dificultad. En los casos de violencia doméstica observados en la OVD se detecta muchas veces la imposibilidad de alejarse del círculo o espiral de violencia. La independencia económica es fundamental una vez que se ha tomado la decisión de hacer una denuncia pues se observa que, al no tener esa independencia, muchas mujeres regresan con el agresor para poder seguir manteniendo a sus hijos. Durante esta cuarentena no hemos tenido casos, por el momento, en el que se haya mencionado la falta de trabajo debido al aislamiento.

-Ya se cumplieron cinco años de Ni Una Menos ¿Hubo un antes y un después del 3 de junio del 2015 en Argentina?

-El mismo día de la primera marcha los teléfonos no dejaron de sonar. Muchas personas, más de lo habitual, llamaron para saber qué era un caso de violencia, si lo que les estaba pasando podía ser denunciado en la oficina o, según la modalidad de la violencia, dónde podían hacerlo. Observamos que quienes acudieron a la Oficina inmediatamente después al primer Ni Una Menos, al ser preguntadas por qué decidieron acercarse a la OVD, muchas de ellas manifestaron que al haber visto esa marcha se dieron cuenta de que no eran las únicas que estaban siendo víctimas de este tipo de hechos de violencia o que la marcha fue lo que las decidió finalmente a hacer una denuncia.

Los derechos de las mujeres no se caen en cuarentena a cinco años de la marcha de Ni Una Menos (Franco Fafasuli)
Los derechos de las mujeres no se caen en cuarentena a cinco años de la marcha de Ni Una Menos (Franco Fafasuli)

Por otra parte, el impacto del Ni Una Menos se observó en la visibilización en la sociedad, de los hechos de violencia; también, en los medios de comunicación y en el lenguaje. Si bien desde el año 2008, y a medida que avanzaron los meses de trabajo de la OVD, se detectó un cambio en el lenguaje en los medios de comunicación (disminuía cada vez más el uso del término “crimen pasional”) desde el Ni Una Menos ya es anecdótica la utilización de vocablos que no sean violencia doméstica o violencia de género.

-A partir de Ni Una Menos se empezó a evaluar la cantidad de femicidios por parte del Poder Judicial. ¿Se tiene que actualizar esa medición en una situación excepcional como la cuarentena?

-A partir de Ni Una Menos la Corte empezó a publicar los datos, pero recordemos que el primer Registro publicado hace referencia a lo analizado durante el año 2014. La Oficina de la Mujer y sus representantes en las jurisdicciones provinciales llevan adelante el Registro de Femicidios realizando un análisis riguroso y cualitativo de los expedientes judiciales. El criterio para seleccionar los casos no se basa en el Código Penal sino en la definición del comité de expertas de la Convención de Belém do Pará -que es más amplia- por lo que se incluyen causas en las que ni siquiera las conductas están calificadas como femicidio pero, también, no cualquier muerte de una mujer puede calificarse de esa manera; por tal motivo, se necesita un análisis minucioso de las causas y ese análisis no puede llevarse a cabo a diario. El registro es dinámico en el sentido de que una causa que a sus inicios no ingresa como un caso de femicidio, más adelante -y de acuerdo al desarrollo del proceso- puede ingresar. Este año, con el fin de facilitar la comparación pública de los casos por parte de las personas interesadas (sociedad civil, organizaciones no gubernamentales, etc.) la Oficina de la Mujer publicó los registros desagregados en forma mensual.

Analía Monferrer marca que una política integral contra la violencia doméstica debe incluir el abordaje con las personas agresoras.
Analía Monferrer marca que una política integral contra la violencia doméstica debe incluir el abordaje con las personas agresoras.

-En México el Presidente (Andrés López Obrador) dijo que hay denuncias falsas y que la cultura familiar no implica agresión a pesar que hay diez femicidios por día e hicieron una campaña diciendo que los varones cuenten hasta diez para no golpear a sus hijos. En Chile realizaron una campaña donde un abuelo que fue violento con su abuela le dice a la nieta que no se deje maltratar y que él se arrepiente de haber golpeado. ¿Qué efecto pueden tener estas campañas? ¿Cómo hay que dirigirse a los varones? ¿Qué talleres o tratamientos pueden ser efectivos en los casos que no sean graves o extremos y pueden aplicarse a varones con indicadores de machismo o violencia?

-En nuestro país existen grupos de ayuda mutua y talleres que trabajan específicamente con varones que han ejercido violencia sobre sus parejas o hijas/os. El debate que muchas veces se origina en reuniones de trabajo con juezas y jueces está siempre vinculado con el éxito que puedan tener estos programas si no se accede en forma voluntaria ya que, en general, las derivaciones son hechas desde el Poder Judicial. Lo que sí se acuerda, es que una política integral, debe incluir el trabajo con las personas agresoras. Respecto de las campañas de prevención, habrá que analizar los estudios que se hagan con relación al impacto que pueden ocasionar. Es bueno visibilizar este tipo de situaciones, de la forma que sea, para crear mayor conciencia en la sociedad acerca de la gravedad de los hechos de violencia y de la necesidad de la intervención estatal. La Doctora Highton muchas veces utiliza una frase muy directa “No hay excusas para la violencia doméstica”.

Si se necesita ayuda para una situación de violencia de género

*) 911

*) 137 / Programa Las Víctimas Contra las Violencias

*) 108 / Adultos mayores

*) Línea 144 / whatsapp 112771 6463 / 112775 9047 /112775 9048 / linea144@mingeneros.gob.ar / Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad

*) Oficina de Violencia Doméstica: ovd@csjn.gov.ar / Lavalle 1250

*) Patrocinio Jurídico de la Procuración de la Ciudad de Buenos Aires: patrociniosjuridicospg@buenosaires.gob.ar

*) Ministerio Público Fiscal de la Ciudad de Buenos Aires: 0800-333-47225 / denuncias@fiscalias.gob.ar

*) Comisión sobre Temáticas de Género de la Defensoría General de la Nación: 5070-3214/16 / whatsapp (solo mensajes) 115600 2468 / 1136254029

*) Patrocinio Jurídico Gratuito de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires. consultoriogratuito@derecho.uba.ar /

SEGUÍ LEYENDO:

Femicidios en cuarentena: piden que se declare la emergencia en violencia de género

Un femicida le quitó a su mamá y a su hermana en medio de la cuarentena: “Tenemos más miedo de que nos maten que del coronavirus”

El “Plan H”: ocho gremios ofrecen hoteles sindicales para refugiar a víctimas de violencia extrema

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos