Comienza normalizarse el caudal de agua habitual en las Cataratas del Iguazú y evalúan reactivar el turismo interno

Después de una sequía voraz, el paisaje vuelve lentamente a la normalidad. A la buena noticia se le suma otra: con más de 22 días consecutivos sin casos de COVID-19, la provincia prepara sus protocolos de bioseguridad para cuando se libere el turismo

Las cataratas del Iguazú están recuperando su caudal

“El paisaje va cambiando. Así se ven hoy las Cataratas del Iguazú”, celebró Leopoldo Lucas, Presidente del Iguazú Turismo Ente Municipal, en la cuenta de Facebook del ITUREM. “Siempre maravillosas. Comienzan las lluvias y se va normalizando, pronto pasará y nos volveremos a ver”, agregó junto a un video donde, después de dos meses de una sequía voraz, la cataratas del Iguazú parecen haber recuperado su caudal habitual.

De la localidad de Wanda, Leopoldo Lucas vive en Iguazú hace 35 años. La última vez que vio la Cataratas sin agua fue julio de 2006. “En ese momento hubo una bajante fuerte del río, que no solo afectó a la actividad comercial, sino también a la fauna y la flora de la zona”, explica Lucas en diálogo con Infobae.

Desde el 2006 que no se registraba una sequía de tal magnitud en las cataratas del Iguazú.
Desde el 2006 que no se registraba una sequía de tal magnitud en las cataratas del Iguazú.

Iguazú Turismo Ente Municipal venía supervisando el caudal de las cataratas desde el 14 de marzo, fecha en que el Parque Nacional Iguazú abrió por última vez. En ese momento, el caudal de agua, que suele estar entre los 1200 y 1500 metros cúbicos por segundo, llegó a ser de 620 metros cúbicos por segundo. “Para fines de mayo y principios de junio, se esperaban algunas lluvias que, finalmente, llegaron”, celebra Lucas. “Lo que se ve en el video es de 1120 metros cúbicos por segundo”, acota sin disimular la felicidad.

Para Sergio Acosta, intendente del Parque Nacional Iguazú, si bien era esperable que las cataratas recuperaran algo de caudal de agua es posible que el mismo vuelva a bajar. “Después de tantos meses de sequía, para que el caudal del Río Iguazú continúe creciendo tiene llover cerca de Curitiba, donde nace el Río Iguazú. Eso será recién para el 10 de junio”, explica en charla con este medio.

En 2019, las cataratas del Iguazú batieron un récord histórico de visitantes: 1.650.000 turistas, cifra máxima de visitas en la región. En la Semana Santa de ese mismo año, la ocupación hotelera fue del 97,1%.
En 2019, las cataratas del Iguazú batieron un récord histórico de visitantes: 1.650.000 turistas, cifra máxima de visitas en la región. En la Semana Santa de ese mismo año, la ocupación hotelera fue del 97,1%.

¿VUELTA AL TURISMO?

De acuerdo con el último parte epidemiológico del Ministerio de la Nación, en Misiones no se registran casos positivos de COVID-19 desde hace veintidós días. En ese momento, los infectados llegaron a ser veinticinco: veinticuatro se recuperaron y uno falleció. Según Leopoldo Lucas, si la situación se mantiene así, es probable que (como sucedió en la provincia de Jujuy) el Gobierno Provincial libere el turismo interno a fines de junio. “Para nosotros sería muy importante ya que más del 90 % de nuestra población depende de la actividad turística y, hace más de dos meses, que está totalmente frenada”, explica.

Mientras tanto, desde ITUREM, están trabajando fuertemente en lo que serán los protocolos de bioseguridad. “El regreso del turismo estará dado mediante un esquema de viajes escalonados. Primero trabajaremos con turismo provincial y, una vez finalizadas las restricciones para viajar, podremos comenzar a recibir turismo regional y nacional”, apunta Lucas.

Consideradas una de las siete maravillas del mundo, solo en 2019, las cataratas del Iguazú batieron un récord histórico de visitantes: 1.650.000 turistas, cifra máxima de visitas en la región. En la Semana Santa de ese mismo año, la ocupación hotelera fue del 97,1%.

Con respecto a las medidas seguridad que se tomarán dentro del Parque Nacional Iguazú, el Presidente de ITUREM sostiene que cuentan con una ventaja. “Por tratarse de un espacio verde, amplio y al aire libre la posible propagación del virus es muy baja. En ese sentido, es probable que los protocolos se concentren en limitar la cantidad de visitas diarias, el distanciamiento social en las pasarelas y evitar aglomeraciones en estaciones y miradores. Para eso se requerirá mucha colaboración de las agencias de viajes y guías de turismo en la organización de los recorridos", concluye.

Para los hoteles se está evaluando un check in más dinámico o electrónico así como también ofrecer desayunos en las habitaciones o por turno, para impedir que haya muchas personas en el mismo lugar. En lo que respecta a la gastronomía, la idea es que los restaurantes vuelvan a trabajar con el 50% de su capacidad y una distancia de dos metros entre mesa y mesa.


SEGUÍ LEYENDO

Cataratas en cuarentena: sin agua ni visitantes, el drama del principal punto turístico de la Argentina

Ni turistas ni agua, la imagen más triste de las Cataratas del Iguazú

Coronavirus en Argentina: el camionero de Misiones que viajó a Brasil a buscar fruta, contagió a su mujer y se convirtió en la primera víctima fatal de la provincia



MAS NOTICIAS

Te Recomendamos