En la zona costera de Rambla Catalunya, una decena de personas resultó herida por las mordeduras de palometas cuando se bañaban en el río Paraná.

Las autoridades médicas de la ciudad santafesina informaron que desde el mediodía de este domingo atendieron a varias personas por mordeduras de palometas en pies y manos aunque aclararon que no son de gravedad.

A su vez explicaron que la presencia de estos peces carnívoros de dientes filosos y que suelen actuar en grupo, se debe a las altas temperaturas que hacen que las palometas se acerquen más a la playa, según informó la agencia Télam.

Cabe recordar que ya en el verano de 2013, las palometas atacaron a 60 bañistas en la costa rosarina. El caso más grave fue el de una menor a la que le debieron amputar un dedo de su mano. También hubo ataques en las costas de Vicente López y Misiones.