El doctor y secretario de Salud de los Estados Unidos, Alex Azar, visitó Argentina en su paso por la cumbre de ministros de Salud del G20. Conversó en exclusiva con Infobae sobre los temas que marcan la agenda regional – global y en especial sobre las enfermedades no transmisibles como la obesidad y la diabetes.
El doctor y secretario de Salud de los Estados Unidos, Alex Azar, visitó Argentina en su paso por la cumbre de ministros de Salud del G20. Conversó en exclusiva con Infobae sobre los temas que marcan la agenda regional – global y en especial sobre las enfermedades no transmisibles como la obesidad y la diabetes.

El mundo actual está plagado de problemas sanitarios. Muchos de los antibióticos han dejado de hacer efecto, y las infecciones por bacterias y virus asustan. A la vez, las enfermedades no transmisibles como la obesidad y la diabetes, están en aumento. Y los sistemas de salud tienen dificultades para dar respuestas a problemas tan complejos, que incluso los exceden en su área de competencia.

Pero según el secretario de Salud de los Estados Unidos, el doctor Alex Azar, el compromiso por la salud para dar respuestas globales y contener a tiempo a las epidemias está creciendo. "La resistencia a los antibióticos es un drama global. Lo bueno es que ahora la comunidad mundial está comprometida con la salud humana y la salud animal, y la seguridad de los alimentos", sostuvo Azar, al ser entrevistado en exclusiva por Infobae, en el exquisito Palacio Bosch del barrio porteño de Palermo. Azar visitó la Argentina para participar en la cumbre de las autoridades sanitarias del Grupo de los 20 (G20).

La reunión de los ministros y secretarios de Salud – la semana pasada- en Mar del Plata. Ya habían tenido rondas de trabajo en Ginebra y París (Foto: G20)
La reunión de los ministros y secretarios de Salud – la semana pasada- en Mar del Plata. Ya habían tenido rondas de trabajo en Ginebra y París (Foto: G20)

"La resistencia a los antibióticos es un problema que afecta tanto a los seres humanos como a los animales, y se están adoptando diferentes medidas para abordar este dramático problema", afirmó el doctor Azar a Infobae en la casa del embajador de los Estados Unidos en Buenos Aires.

Una de las medidas que impulsa es restringir el uso de los antibióticos para prevenir más desarrollo de resistencia de virus y bacterias a la acción de los medicamentos. "Durante el encuentro del G20, liderado por el secretario de Salud argentino, Adolfo Rubinstein, nos comprometimos a aumentar la vigilancia para detectar a tiempo las cepas resistentes, y la transparencia. De esta manera, cuando se identifica un patógeno resistente, hacemos la caracterización genética del microorganismo y la publicamos para que otros países tomen acciones, vigilen y detecten casos de manera temprana", comentó.

La preocupación por la resistencia a los antibióticos es global. Y a la vez requiere de esfuerzos y estrategias de salud pública conjuntas entre los países del mundo. Azar puso en énfasis en esta cuestión en su charla con Infobae (Getty Images)
La preocupación por la resistencia a los antibióticos es global. Y a la vez requiere de esfuerzos y estrategias de salud pública conjuntas entre los países del mundo. Azar puso en énfasis en esta cuestión en su charla con Infobae (Getty Images)

Azar es abogado y ex ejecutivo de empresas farmacéuticas, y está en el cargo como secretario de Salud y Servicios Humanos desde enero del año pasado, cuando fue designado por el presidente Donald Trump. Es la segunda vez que ocupa ese rol, ya que había sido secretario de Salud entre los años 2005 y 2007 durante la presidencia George W. Bush. Estuvo en Mar del Plata con las autoridades sanitarias del Grupo de los 20 , que está formado por la Unión Europea y 19 países: Alemania, Arabia Saudita, Argentina, Australia, Brasil, Canadá, China, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Reino Unido, Rusia, Sudáfrica y Turquía.

Durante la entrevista con Infobae, Azar señaló que, en un mundo en el que los medicamentos disponibles dejan de ser útiles, se necesita apostar más a la investigación. "Necesitamos más antibióticos, y por eso impulsamos incentivos financieros para que el sector privado se dedique más a innovar y a desarrollar antibióticos eficaces. Durante las décadas pasadas, decayó el interés del sector privado en investigar por el avance del mercado de los medicamentos genéricos.

Azar recibió a Infobae en el Palacio Bosch, la residencia del Embajador estadounidense en la Argentina. Es la segunda vez que ocupa la cartera de Salud de los Estados Unidos. Fue con George Bush (en 2007) y ahora con Trump.
Azar recibió a Infobae en el Palacio Bosch, la residencia del Embajador estadounidense en la Argentina. Es la segunda vez que ocupa la cartera de Salud de los Estados Unidos. Fue con George Bush (en 2007) y ahora con Trump.

Azar remarcó: "En los Estados Unidos, impulsamos una iniciativa para financiar la investigación de nuevos antibióticos, con 40 millones de dólares. Ya tenemos 30 moléculas identificadas para estudiar, y 10 son potencialmente nuevas clases de antibióticos".

En Estados Unidos se calcula que 2 millones de personas adquieren infecciones que son resistentes a la acción de los antibióticos cada año. De ese total, 23.000 personas mueren anualmente.

El problema de la resistencia a los antibióticos no se ha producido solo porque los humanos consumen los medicamentos cuando no corresponde. O los médicos los recetan de manera incorrecta. También el sector agropecuario tiene parte de la culpa.

Durante el encuentro en Mar del Plata, Azar mencionó que el Gobierno de Trump estaba trabajando para que los ganaderos dejen de usar antibióticos para favorecer el crecimiento más rápido de los animales y que se hará un mayor control sobre ese sector. En Mar del Plata, Azar participó en un simulacro de emergencia en resistencia antimicrobiana, que fue organizado en colaboración con el Departamento de Salud y Seguridad Social del Reino Unido, la Organización Mundial de la Salud (OMS), el Public Health England, la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) y la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Azar dialogó con Infobae sobre otra de sus preocupaciones: que la gente reciba una buena atención de salud.
Azar dialogó con Infobae sobre otra de sus preocupaciones: que la gente reciba una buena atención de salud.

"Desde 2005 en adelante, más allá de los cambios de gobierno, hay una transformación en el sistema de salud de los Estados Unidos, que tiende a estar centrado en la gente y en valores. En lugar de focalizarse en enfermedades y procedimientos, el sistema de atención basado en los valores se enfoca en salud y en resultados. En lugar de pagar por alguien que necesita una cirugía, una anestesia, o un reemplazo de cadera, necesitamos pagar por una solución. Hasta el momento, hemos sentado los fundamentos de la atención de salud en base a valores, y estamos aprendiendo de otros países. Por ejemplo, días atrás estuve en Brasil, donde tienen clínicas para la atención de urgencia, que tienen un costo menor y buena calidad".

Para Azar, es clave que se tenga en cuenta la Agenda de Salud Global: un compromiso que se acordó en 2014 entre 50 países, organismos internacionales y ONG´s para trabajar por un mundo mejor preparado frente a la emergencia de enfermedades como el Ébola. (Getty)
Para Azar, es clave que se tenga en cuenta la Agenda de Salud Global: un compromiso que se acordó en 2014 entre 50 países, organismos internacionales y ONG´s para trabajar por un mundo mejor preparado frente a la emergencia de enfermedades como el Ébola. (Getty)

"Cada país puede aceptar que se haga una evaluación externa a su sistema de salud. En los Estados Unidos, la estamos haciendo, y la Argentina hará esa evaluación el próximo año. De esta manera, se evalúa el sistema de salud para saber cómo está su infraestructura, y ver cuál es la capacidad para dar respuesta ante la emergencia de brotes y epidemias".

Obesidad infantil, en el ojo de la tormenta 

Hoy, los sistemas de salud del mundo se enfrentan no sólo al problema de los antibióticos, que no funcionan como se espera, sino también a cuerpos con muchos kilos de más. Se sabe que el aumento de la obesidad, especialmente en los niños, podría producir una mayor incidencia de diabetes tipo 2, cánceres y enfermedades cardiovasculares en el futuro. En los Estados Unidos, la obesidad en niños de 2 a 5 años ya es muy preocupante. "Es un problema complejo, y requiere que sea abordado por varios sectores", expresó Azar.

Argumentó el secretario de Salud de los Estados Unidos, Alex Azar, a Infobae: “Con respecto a la obesidad, nuestro foco es la educación y el trabajo voluntario con la industria de la alimentación. En lugar de que sea obligatorio, consideramos que el trabajo de la industria para reducir la obesidad infantil debe ser voluntario”.
Argumentó el secretario de Salud de los Estados Unidos, Alex Azar, a Infobae: “Con respecto a la obesidad, nuestro foco es la educación y el trabajo voluntario con la industria de la alimentación. En lugar de que sea obligatorio, consideramos que el trabajo de la industria para reducir la obesidad infantil debe ser voluntario”.

Mencionó la acción de 16 empresas multinacionales de alimentos que removieron billones de calorías en los productos entre 2012 y 2015, y que dar mejor información a los consumidores sobre dietas saludables y nutrición también los empodera para luchar contra la obesidad. Azar también está a favor del etiquetado voluntario de los alimentos y de iniciativas educacionales basadas en la comunidad. También se está promoviendo que los niños y los adolescentes, especialmente los que residen en ciudades alejadas de las costas, realicen más actividad física.

Reconoció que el precio alto de las frutas y las verduras "es aún un desafío" en los Estados Unidos. Un reciente estudio publicado en la revista The Lancet llamó la atención sobre la situación actual de la salud de los estadounidenses en comparación con habitantes de otros países desarrollados. Hoy, Estados Unidos no se encuentra en la lista de los países que alcanzarán en el año 2030 las metas establecidas por la ONU para reducir la mortalidad por enfermedades no transmisibles.

Fotos: Adrián Escándar