El 70% de los hombres padece algún tipo de calvicie
El 70% de los hombres padece algún tipo de calvicie

La caída del pelo ha sido un gran tema tabú durante muchísimos años y aún hoy, el sexo masculino sobre todo, lo vive con mucha reserva. Mucho se ha hablado sobre todo tipo de tratamientos "naturales" milagrosos y desde entonces, se instalaron los mitos sobre por qué se cae el pelo y qué habría que hacer para recuperarlo.

Lo cierto es que, si bien hay diferencias según las razas, hasta el 70% de los hombres podrían ser alcanzados por algún tipo de calvicie, y en la mayoría de ellos prevalece la conocida como alopecia androgenética. "Andro" se refiere a los andrógenos (testosterona, dihidrotestosterona) necesarios para producir la pérdida de cabello de patrón masculino. "genética" se refiere al gen heredado necesario para que se produzca.

En estos casos, la pérdida de cabello puede comenzar en cualquier momento después de la pubertad, cuando los niveles sanguíneos de testosterona aumentan. Y es muy fácil reconocer este tipo ya que se manifiesta por lo general con un cambio en las áreas superiores de la cabeza, que se observa en el 98 por ciento de los varones.

Según estudios de la Sociedad Internacional de cirugía para la restauración del pelo (ISHRS por sus siglas en inglés) aquellos que empiezan a perder pelo en la segunda década representan los casos más severos.

Cómo frenar la caída: el falso mito de los masajes

Los masajes capilares fueron durante mucho tiempo la gran promesa para muchos. Lo cierto es que no hay evidencia científica que avale sus beneficios. De hecho, en los Estados Unidos no existen como una opción válida para el tratamiento de la calvicie hereditaria por no contar con ningún estudio médico como respaldo.

Los primeros síntomas son cambios en las áreas temporales del cuero cabelludo
Los primeros síntomas son cambios en las áreas temporales del cuero cabelludo

Las "bondades" de esta técnica se ofrecen bajo el concepto de que la caída del cabello puede deberse a una falta de irrigación sanguínea. Sin embargo, esta teoría no explica por qué en los laterales no sucede este problema.

El estrés sería el causante de tensar los músculos del cuero cabelludo y es por eso que las distintas técnicas de masajes colaborarían en relajarlo para devolverle al folículo piloso mayor volumen de circulación sanguínea y con ello, todas las vitaminas, aminoácidos y nutrientes que necesita para crecer sano y fuerte. La explicación parece lógica, pero la medicina aún no lo ha comprobado.

Qué dice la ciencia. Justamente lo opuesto: que el cuero cabelludo es uno de las áreas del cuerpo humano mejor irrigados de todo el cuerpo -basta con observar el importante sangrado que se genera tras un pequeño accidente-.

Por qué se cae el cabello en la región superior

Fundamentalmente en los hombres, en la zona de la coronilla, las entradas o directamente en toda la parte superior serían las áreas más afectadas, mientras que el resto del cabello, laterales y región de la nuca lucen sanos y fuertes aún en edad avanzada.

De cada 100 hombres que pierden el pelo, al menos 98 tienen un factor hereditario

El ADN juega un rol fundamental, ya que cuenta con toda la información de una persona; como por ejemplo, si ha recibido o no el gen de la calvicie. La genética determina color, grosor, forma y durabilidad del cabello.

"Las personas que heredan el gen de la calvicie tienen desde su nacimiento receptores hormonales en las raíces de los cabellos que ocupan la región superior de la cabeza. Estos receptores alojados selectivamente en ese sector anatómico son los que determinan el afinamiento y posterior caída del cabello, a diferencia del pelo de la parte posterior que no los tiene y por ello son más duraderos. Quienes no hayan heredado el gen, no tendrán estos receptores hormonales en ningún sector de la cabeza lo que les asegura que su cabello no se caerá", dijo a Infobae el doctor David Pérez Meza, miembro de la ISHRS, con más de 20 años de experiencia en restauración capilar y autor de numerosas publicaciones de investigación en la especialidad.

Es por eso que si de nacimiento se determinó un tipo de cabello débil para la zona frontal y otro llamado definitivo para los laterales y zona posterior, no se sufrirá alopecia androgenética sin importar cuántos masajes capilares se realice.

Tratamientos disponibles

En casa caso, un especialista deberá hacer una evaluación del paciente
En casa caso, un especialista deberá hacer una evaluación del paciente

El primer paso es determinar qué está causando la pérdida de cabello. Hay muchos factores que podrían estar contribuyendo como condiciones de salud, trastornos hormonales, la dieta y la genética.

Si la pérdida de cabello es causada por calvicie hereditaria, es momento de comenzar un tratamiento lo antes posible. La ISHRS recomienda en muchos casos un fármaco oral para ralentizar el proceso, combinado con un tópico que se aplica directamente al cuero cabelludo para frenar la caída. Esta combinación debe ser el primer intento aunque también hay opciones con plasma rico en plaquetas y otros tratamientos que se deberán discutir con un médico.

Pasados 12 meses, ya se puede examinar de nuevo al paciente para ver si ha habido algún avance y si los medicamentos han ayudado a frenar la caída del cabello para ajustar así el tratamiento que se debe continuar.

Agregó el experto doctor Pérez Meza, diplomado del American Board of Hair Restoration Surgery : "Para aquellas personas que han perdido densidad, tengan áreas calvas o los tratamientos instaurados no le hayan resultado, recomendamos los trasplantes capilares con el pelo propio del paciente que se retiran de la región posterior para ser implantados en las áreas afectadas".

Un tema que ocupa y preocupa a hombres y mujeres del siglo XXI que dejaron de verlo como un tabú para empezar a pensarlo como parte integral de su salud.