El Presidente recibió a Axel Kicillof, Gerardo Morales y Horacio Rodríguez Larreta
El Presidente recibió a Axel Kicillof, Gerardo Morales y Horacio Rodríguez Larreta

El presidente Alberto Fernández recibió a los gobernadores de Buenos Aires y Jujuy, Axel Kicillof y Gerardo Morales, y al jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta para firmar un convenio con el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF) por 2.400 millones de dólares, con la intención de llevar adelante un programa de obras de infraestructura para educación y desarrollo.

El mandatario se mantuvo este lunes durante todo el día en reuniones en la quinta de Olivos tratando de cerrar este acuerdo y avanzando en temas de gestión para enviar al Congreso el paquete de leyes de diversos temas anunciados ayer en el Parlamento.

Según revelaron a Infobae, el Presidente recibió a los gobernadores de Buenos Aires y Jujuy y al jefe de gobierno de la Ciudad junto con el presidente ejecutivo de la CAF, Luis Carranza, para avanzar en la firma de este convenio de esa entidad que el Gobierno considera de suma importancia para el desarrollo de obras y la reactivación del empleo.

“Consideramos a la CAF como un socio estratégico para el desarrollo de la Argentina y resaltamos el valor fundamental que tiene para la integración de América latina. Los proyectos que hoy estamos aprobando, además de sumar fondos frescos para el país, también impactarán en millones de argentinos y ayudarán a disminuir la desigualdad. Resaltamos la importancia de instituciones financieras multilaterales que ayuden a los países a atender las desigualdades de nuestros pueblos. Porque trabajamos para tener sociedades con más justicia social”, explicó Alberto Fernández.

El acuerdo que firmará el Gobierno con Morales, Kicillof y Rodríguez Larreta y la CAF será autorizado por la Casa Rosada, aunque su ejecución corresponderá a cada uno de los gobiernos provinciales. No se descarta que haya también un acompañamiento desde el Estado nacional por medio del Ministerio de Obras Públicas, que lidera Gabriel Katopodis.

“Se trata de una muestra de pluralidad política plena”, dijeron funcionarios del Gobierno al remarcar la presencia de los mandatarios de Cambiemos en la quinta presidencial de Olivos. El dato no es menor si se tiene en cuenta que el gobernador Morales es un dirigente de Cambiemos que mantiene línea crítica al gobierno nacional y Rodríguez Larreta también se muestra desde la oposición con objeciones a muchas de las políticas de la Rosada.

Según fuentes oficiales, esta primera etapa del empréstito financiará, por un lado, el Programa Federal de Infraestructura Regional (PFIR) por hasta USD 300 millones, que prevé beneficiar a más de 800.000 personas a través de obras viales, hídricas y en el sector energético.

El segundo proyecto son fondos para el Programa de Mejora del Acceso y la Calidad Educativa (Promace) en la Provincia de Jujuy. Se tratan de hasta USD 100 millones que se destinarán a la construcción, y el equipamiento escolar y tecnológico de 103 nuevos edificios educativos en esa provincia. Este financiamiento beneficiará a más de 260.000 niños y adolescentes, y 31.680 docentes y directivos de 1.268 instituciones educativas.

El tercero destina hasta USD 130 millones a financiar la segunda etapa de las obras que buscan mejorar el abastecimiento y el suministro de agua confiable en la ciudad de Bahía Blanca y en nueve localidades aledañas en la provincia de Buenos Aires.

El cuarto proyecto otorga el financiamiento del Programa de Integración Socio-Urbana de la Villa 20, la Villa Rodrigo Bueno y la Villa Fraga de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, por hasta USD 100 millones. Con esta iniciativa se construirán alrededor de 1.700 viviendas nuevas, y se mejorarán alrededor de 1.500 viviendas existentes. Además, las obras de hábitat beneficiarán más de 50.000 personas.

Y, por último, la segunda etapa del proyecto “Ferrocarril Belgrano Sur” que prevé la renovación integral del Ramal M, desde la estación Tapiales hasta la estación Marinos del Crucero General Belgrano, por hasta USD 75 millones, que tendrá un impacto positivo en más de 3,5 millones de personas.

El primer encuentro entre Alberto Fernández y Horacio Rodríguez Larreta se produjo cuando el primero todavía no había asumido la presidencia
El primer encuentro entre Alberto Fernández y Horacio Rodríguez Larreta se produjo cuando el primero todavía no había asumido la presidencia

La relación del Gobierno con el jefe de gobierno porteño es cordial, aunque con tensiones. De hecho, Infobae adelantó ayer que el gobierno nacional acelera la rebaja de la coparticipación nacional de impuestos a la administración porteña, una decisión que no cae nada bien en la gestión de Rodríguez Larreta.

No obstante, la decisión del Gobierno de confluir en estas provincias y en Buenos Aires para promover los créditos de la CAF para el desarrollo de obra pública responde también a las necesidades insatisfechas de buena parte de la población que vive en esos distritos.

Además, la idea del Presidente es que en paralelo a las negociaciones abiertas con el FMI y con los bonistas por la deuda, en adelante se avance en la gestión diaria con los proyectos de ley anunciados en el Congreso y en un plan de obras públicas en todo el país para reactivar la economía y fomentar el empleo.

En su mensaje al Congreso para la apertura de sesiones ordinarias el jefe de Estado remarcó este punto y habló de la necesidad de reactivar la economía y el empleo con la obra pública.

El representante de la CAF en Argentina, Santiago Rojas, participó hoy del seminario sobre los “Desafíos para el crecimiento y el desarrollo de América Latina” organizado por esa entidad, en el Centro Cultural Kirchner. Esto fue a raíz de los 50 años de la CAF en Argentina.

Durante el seminario, Rojas afirmó que la CAF expresó su interés de “profundizar sus relaciones con Argentina, como un socio del gobierno en temas de desarrollo”.

El funcionario del ente de desarrollo regional precisó que la CAF tiene con el país “una cartera de 3.800 millones de dólares”, y aseguró: “Vamos a seguir haciendo aprobaciones”, para los próximos cuatros años, que estarán en el orden de los 2.500 millones de dólares adicionales”.

En ese encuentro el secretario de Asuntos Estratégicos de la Presidencia, Gustavo Béliz, dijo que el Gobierno controlará “la calidad y cantidad de cada peso” que el país pida prestado en el exterior. En sintonía con el discurso de ayer del presidente Fernández en la Asamblea Legislativa, Béliz afirmó que habrá una unidad de seguimiento y revisión de la deuda pública.

Del encuentro participaron, esta mañana, el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Béliz; y los ministros de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; y de Desarrollo Territorial y Hábital, María Eugenia Bielsa, además de Christian Asinelli, subsecretario de Relaciones Financieras Internacionales para el Desarrollo.

Seguí leyendo: