(Adrián Escandar)
(Adrián Escandar)

No fue una reunión sencilla la que mantuvo ayer el gobierno con la familia de Santiago Maldonado en la audiencia de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que se realizó en Uruguay. Hubo duros cruces de opiniones y acusaciones. Pero al cierre de ese encuentro el secretario de Derechos Humanos Claudio Avruj sintetizó: "Destacamos como positivo la oportunidad propiciada por la CIDH para generar un espacio de diálogo. Diálogo por el cual el gobierno siempre ha bregado y que espera poder consolidar con la familia".

Inmediatamente, el funcionario del Ministerio de Justicia expresó a Infobae que "todas las acciones que llevó adelante el gobierno refrendan nuestra preocupación y compromiso con la investigación para saber qué pasó con Santiago Maldonado". Y en una suerte de respuesta por elevación a la familia Maldonado, el secretario de Derechos Humanos dijo tajantemente: "Se ha hecho un aprovechamiento político integral de este tema. Nos parece que ahora hay que dejar hablar a la justicia y no permitir más especulaciones partidarias sobre este tema".

Si bien hubo un fuerte cruce de opiniones entre la abogada de la familia Maldonado, Verónica Heredia, y la comitiva del gobierno que ayer estuvo en la audiencia de la CIDH, Avruj remarcó que se ponderó "el respeto con el cual se desarrolló la reunión donde cada uno pudo exponer sus puntos de vista". Para el secretario de Derechos Humanos "ahora es tiempo de profundizar el diálogo porque todos tenemos el mismo objetivo que es saber la verdad de lo que ocurrió".

Ante la CIDH, el gobierno ratificó su compromiso de ponerse a disposición de la justicia y de la familia para colaborar con todo lo que dependa del Poder Ejecutivo para esclarecer la muerte de Santiago Maldonado en Chubut. "Explicamos que no vamos a arriesgar teorías, simplemente, vamos a seguir siendo coherentes y dejar trabajar libremente a la justicia. Detallamos a la familia varios de los aportes que se hicieron desde el Ministerio de Justicia y desde la Secretaría de Derechos Humanos", dijo Avruj ante Infobae para remarcar en la CIDH que el gobierno tuvo una preocupación constante por el esclarecimiento del caso.

Por otra parte, el gobierno detalló en la CIDH que se puso a disposición del juez el Programa Verdad y Justicia, que auxilia a la justicia en relación a los testigos, y también los recursos del Centro Ulloa, que asiste a las Víctimas de Violaciones de Derechos Humanos. También está a expensas del juez el Archivo Nacional de la Memoria, para digitalizar todo tipo de documentación. Avruj detalló en la reunión de Uruguay que en el momento del hallazgo el gobierno puso a disposición un avión para trasladar al perito de parte, para brindarle a la familia todas las garantías de lo que se iba a hacer en ese procedimiento. Luego el secretario de Derechos Humanos detalló que hizo una gestión para conseguir el avión que trasladó el cuerpo de Santiago, al juez y a todos los que requirieron estar en la instancia del reconocimiento y de la autopsia.

"Manifestamos que lamentábamos que en algunos casos esa ayuda no haya sido requerida o aceptada por la familia, pero que éramos comprensivos de esa situación", dijo Avruj.

En tanto, la familia de Santiago Maldonado insistió con la hipótesis de la responsabilidad de la Gendarmería por la muerte del joven, cuyo cuerpo fue encontrado en el río Chubut sin golpes o heridas. Lo hizo en el marco de una reunión con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en Uruguay. Allí, pidieron el envío de peritos de la ONU para que se sumen a la investigación sobre lo sucedido con el artesano.

Es que, para la abogada de la familia Maldonado, Verónica Heredia, la tarea del Estado argentino no inspira confianza: "Hoy lo que está en peligro es una investigación imparcial, independiente, pronta", indicó.