Joachim Löw tuvo que explicar sus recurrentes actitudes en el banco de la Selección de Alemania
Joachim Löw tuvo que explicar sus recurrentes actitudes en el banco de la Selección de Alemania

Después del inicio triunfal de Alemania en la Eurocopa, las imágenes que dieron la vuelta al mundo no fueron las relacionadas a los dos goles que sirvieron para vencer a Ucrania. El hecho saliente fue la recaída de Joachim Löw, entrenador del campeón del mundo, en una llamativa como desagradable actitud.

En esta oportunidad, el conductor del elenco germano se llevó la mano a las partes íntimas y posteriormente olfateó sus dedos. En la conferencia de prensa de esta tarde, además de analizar el siguiente compromiso de su equipo ante Polonia, oyó las consultas sobre un comportamiento que no es nuevo.

Algo incómodo con las preguntas al respecto, el conductor del grupo explicó que "a veces hacemos cosas de manera inconsciente". Asimismo, asumió que "son cosas que ocurrieron y estoy disgustado".

Löw, que lleva diez años ininterrumpidos al frente del cuadro europeo, lamentó lo acontecido y se limitó a afirmar que "intentaré comportarme de otra manera desde ese punto de vista".

Ayer mismo, Lukas Podolski, uno de los jugadores del plantel, había ensayo una insólita defensa para el DT, asegurando entre risas que "todos nos tocamos los h… alguna vez en la vida".

Mientras tanto, la Federación Alemana de Fútbol expresó su desencanto con la UEFA por la difusión de las imágenes mencionadas. Las autoridades germanas se enfadaron con el daño a la figura del conductor del grupo y alegaron que "no tenían nada que ver con la información del partido".